/ jueves 22 de julio de 2021

Así lo dice La Mont | Azerbaiyán, México y Unesco

Relevo Unesco: El próximo mes de octubre la Organización de las Naciones Unidas para la Ciencia, Cultura y Educación (Unesco), contará con un nuevo director (a) quien relevará a la francesa Audrey Azoulay la cual se desempeñó como ministra de Cultura en su país y dejó en el camino al Catarí Hamad Bin Abdulaziz Al-Kawari. Infortunadamente Azoulay no logró restaurar la importancia de ese organismo cuya meta de proteger el patrimonio natural y cultural mundial, se vio obstaculizada por rivalidades regionales y presupuestal.

Visión azerbaiyana: Su ministro de Cultura Anar Karimov afirmó que Unesco necesita un buen proyecto que congregue a los Estados miembros y zanje las divisiones políticas. El nuevo director será electo por votación del Consejo Ejecutivo de 58 miembros y si los candidatos reciben la misma cantidad de votos, el titular de Unesco será definido mediante sorteo. Su presupuesto asciende a 504 millones de dólares, si Estados Unidos retira su política de aportación de fondos la cual representa el 5 por ciento, afectará a 500 millones de estudiantes en países con ingresos bajos y medios.

Candidatura Azerbaiyán: Entre los que se mencionan para la Unesco se encuentra el azerbaiyano Karimov quien en enero se reunió con el secretario de Asuntos Exteriores de Francia para abordar la situación después de la Gran Guerra Patria de 2020. Desde diciembre de 2020, el presidente de Azerbaiyán Iham Alyev firmó la ley para el establecimiento del título ‘Héroe de la Gran Guerra Patria’ que conmemora la salida de Armenia en los territorios de Nagorno Karabaj luego de 30 años de ocupación.

Carta fuerte: Para obtener la titularidad de la Unesco, la República de Azerbaiyán apuesta al Acuerdo de Bakú para desarrollar la cooperación entre diferentes pueblos y culturas, a través del Foro Mundial Sobre Diálogo Intercultural.

Visita Unesco: En marzo, una representación de intelectuales de Azerbaiyán asistió a la Unesco, donde se reiteraron las disposiciones de la Convención para la Protección de los Bienes Culturales en caso de Conflicto Armado y sus dos Protocolos de 1954. Previamente, la comunidad internacional lamentó la destrucción en la mezquita de Juma en la ciudad de Aghdam, la cual fue arrasada hasta sus cimientos.

México-Azerbaiyán: Desde el inicio del conflicto, el Consejo de Seguridad y la Asamblea General de ONU aprobaron seis resoluciones para exigir el retiro de las fuerzas de ocupación del territorio azerbaiyano a las que se sumó México (exigiendo el respeto a la soberanía e integridad territorial) y el Grupo de Minsk de la Organización para a Seguridad y la cooperación en Europa (OSCE) copresidido por Francia, Rusia y Estados Unidos que en 1994 lograron un alto al fuego.

Relevo Unesco: El próximo mes de octubre la Organización de las Naciones Unidas para la Ciencia, Cultura y Educación (Unesco), contará con un nuevo director (a) quien relevará a la francesa Audrey Azoulay la cual se desempeñó como ministra de Cultura en su país y dejó en el camino al Catarí Hamad Bin Abdulaziz Al-Kawari. Infortunadamente Azoulay no logró restaurar la importancia de ese organismo cuya meta de proteger el patrimonio natural y cultural mundial, se vio obstaculizada por rivalidades regionales y presupuestal.

Visión azerbaiyana: Su ministro de Cultura Anar Karimov afirmó que Unesco necesita un buen proyecto que congregue a los Estados miembros y zanje las divisiones políticas. El nuevo director será electo por votación del Consejo Ejecutivo de 58 miembros y si los candidatos reciben la misma cantidad de votos, el titular de Unesco será definido mediante sorteo. Su presupuesto asciende a 504 millones de dólares, si Estados Unidos retira su política de aportación de fondos la cual representa el 5 por ciento, afectará a 500 millones de estudiantes en países con ingresos bajos y medios.

Candidatura Azerbaiyán: Entre los que se mencionan para la Unesco se encuentra el azerbaiyano Karimov quien en enero se reunió con el secretario de Asuntos Exteriores de Francia para abordar la situación después de la Gran Guerra Patria de 2020. Desde diciembre de 2020, el presidente de Azerbaiyán Iham Alyev firmó la ley para el establecimiento del título ‘Héroe de la Gran Guerra Patria’ que conmemora la salida de Armenia en los territorios de Nagorno Karabaj luego de 30 años de ocupación.

Carta fuerte: Para obtener la titularidad de la Unesco, la República de Azerbaiyán apuesta al Acuerdo de Bakú para desarrollar la cooperación entre diferentes pueblos y culturas, a través del Foro Mundial Sobre Diálogo Intercultural.

Visita Unesco: En marzo, una representación de intelectuales de Azerbaiyán asistió a la Unesco, donde se reiteraron las disposiciones de la Convención para la Protección de los Bienes Culturales en caso de Conflicto Armado y sus dos Protocolos de 1954. Previamente, la comunidad internacional lamentó la destrucción en la mezquita de Juma en la ciudad de Aghdam, la cual fue arrasada hasta sus cimientos.

México-Azerbaiyán: Desde el inicio del conflicto, el Consejo de Seguridad y la Asamblea General de ONU aprobaron seis resoluciones para exigir el retiro de las fuerzas de ocupación del territorio azerbaiyano a las que se sumó México (exigiendo el respeto a la soberanía e integridad territorial) y el Grupo de Minsk de la Organización para a Seguridad y la cooperación en Europa (OSCE) copresidido por Francia, Rusia y Estados Unidos que en 1994 lograron un alto al fuego.