/ domingo 16 de junio de 2019

¿Cómo dijo?                    

Échame a mí la culpa


En otra ocasión ya le he platicado en este espacio sobre el gran compositor José Ángel Espinoza Aragón, mejor conocido como “Ferrusquilla”, un sinaloense autor de muchas canciones que han marcado historia no solo en México sino también en el mundo.

“…Échame a mí la culpa de lo que pase, cúbrete tú la espalda con mi dolor…” es parte de la letra de “Échame a mí la culpa” de Ferrusquilla, pero no es la única canción que incluye a la “culpa” en su título. ¿Cuántas recuerda usted? Así, a bote pronto, me vienen a la mente la de “Culpable soy yo” de José Luis Rodríguez “El Puma”; una de Chayanne que creo que se llama “¿Qué culpa tengo yo?” y hasta la de Martín Rica que se llama “La culpa la tiene cupido”. ¡Pero hay una infinidad!

Tal parece que nos gustan las canciones con culpa, pero ¿qué es la culpa? La definición formal es la imputación a alguien de una determinada acción como consecuencia de su conducta, o también, un hecho que causó otro. “Por tu culpa nos castigaron”, dice un niño a otro que fue a “rajar leña” con la profesora que estaba fuera del salón y no se había dado cuenta del “relajo” que estaban haciendo las criaturitas.

La culpa, bueno la palabra, nos llega directo del latín y es igual: culpa que es, como decíamos, la imputación de una falta. Según los jueces, el culpable es a quien se le demuestra la culpa de un delito, pero en realidad el sufijo “-able” significa una posibilidad, o sea que el culpable realmente es aquel al que se le podría achacar una culpa, pero no el que ya sé demostró que la tiene.

Si cometemos alguna falta —y somos educados— ¿pedimos u ofrecemos disculpas? Pues disculpar es uno de esos verbos que funciona “en ambos sentidos”, porque es correcto de ambas formas. La palabra disculpa se forma con el prefijo dis- y con ello queremos decir que “alejamos” a alguien de la culpa, se la quitamos. En este sentido original de la palabra, creo que es más adecuado pedir una disculpa, porque literalmente estamos solicitando que se nos quite la culpa.

Hay cosas que nos gusta hacer pero nos da pena admitirlo, como ver una cursi telenovela o escuchar cierta canción, por ejemplo. A estos les llamamos “placeres culposos” porque, aunque sientas pena y culpa al hacerlo, como quiera lo haces porque te brinda placer.

Otras palabras también se relacionan con la misma raíz de la palabra culpa. Por ejemplo, inculpar que es introducir la culpa a alguien, o bien, la culpabilidad, que es la cualidad de que alguien pueda tener la culpa.

Y antes de que por mi culpa se acabe este espacio, me despido de usted.

Consultorio Verbal comodijo2@hotmail.com Twitter: @comodijo

PREGUNTA DEL PÚBLICO: Zoila Munguía: ¿Por qué se les llama detergentes a algunos jabones?


RESPUESTA: Detergente es participio activo del verbo deterger. Detergente es el que deterge, que es limpiar algo sin corroerlo.


AHORA PREGUNTO: ¿Qué significa subversivo?

a. Que no se deja ver.

b. Que lucha contra el gobierno.

c. Que altera el orden establecido.

d. Que no se arrepiente.


RESPUESTA: c. Subversivo es el que trastorna o altera algo, que acaba con el orden.


Me retiro con esta reflexión: La libertad no es simplemente un privilegio que se otorga, es un hábito que ha de adquirirse. ¿Cómo dijo? Hasta la próxima.


Échame a mí la culpa


En otra ocasión ya le he platicado en este espacio sobre el gran compositor José Ángel Espinoza Aragón, mejor conocido como “Ferrusquilla”, un sinaloense autor de muchas canciones que han marcado historia no solo en México sino también en el mundo.

“…Échame a mí la culpa de lo que pase, cúbrete tú la espalda con mi dolor…” es parte de la letra de “Échame a mí la culpa” de Ferrusquilla, pero no es la única canción que incluye a la “culpa” en su título. ¿Cuántas recuerda usted? Así, a bote pronto, me vienen a la mente la de “Culpable soy yo” de José Luis Rodríguez “El Puma”; una de Chayanne que creo que se llama “¿Qué culpa tengo yo?” y hasta la de Martín Rica que se llama “La culpa la tiene cupido”. ¡Pero hay una infinidad!

Tal parece que nos gustan las canciones con culpa, pero ¿qué es la culpa? La definición formal es la imputación a alguien de una determinada acción como consecuencia de su conducta, o también, un hecho que causó otro. “Por tu culpa nos castigaron”, dice un niño a otro que fue a “rajar leña” con la profesora que estaba fuera del salón y no se había dado cuenta del “relajo” que estaban haciendo las criaturitas.

La culpa, bueno la palabra, nos llega directo del latín y es igual: culpa que es, como decíamos, la imputación de una falta. Según los jueces, el culpable es a quien se le demuestra la culpa de un delito, pero en realidad el sufijo “-able” significa una posibilidad, o sea que el culpable realmente es aquel al que se le podría achacar una culpa, pero no el que ya sé demostró que la tiene.

Si cometemos alguna falta —y somos educados— ¿pedimos u ofrecemos disculpas? Pues disculpar es uno de esos verbos que funciona “en ambos sentidos”, porque es correcto de ambas formas. La palabra disculpa se forma con el prefijo dis- y con ello queremos decir que “alejamos” a alguien de la culpa, se la quitamos. En este sentido original de la palabra, creo que es más adecuado pedir una disculpa, porque literalmente estamos solicitando que se nos quite la culpa.

Hay cosas que nos gusta hacer pero nos da pena admitirlo, como ver una cursi telenovela o escuchar cierta canción, por ejemplo. A estos les llamamos “placeres culposos” porque, aunque sientas pena y culpa al hacerlo, como quiera lo haces porque te brinda placer.

Otras palabras también se relacionan con la misma raíz de la palabra culpa. Por ejemplo, inculpar que es introducir la culpa a alguien, o bien, la culpabilidad, que es la cualidad de que alguien pueda tener la culpa.

Y antes de que por mi culpa se acabe este espacio, me despido de usted.

Consultorio Verbal comodijo2@hotmail.com Twitter: @comodijo

PREGUNTA DEL PÚBLICO: Zoila Munguía: ¿Por qué se les llama detergentes a algunos jabones?


RESPUESTA: Detergente es participio activo del verbo deterger. Detergente es el que deterge, que es limpiar algo sin corroerlo.


AHORA PREGUNTO: ¿Qué significa subversivo?

a. Que no se deja ver.

b. Que lucha contra el gobierno.

c. Que altera el orden establecido.

d. Que no se arrepiente.


RESPUESTA: c. Subversivo es el que trastorna o altera algo, que acaba con el orden.


Me retiro con esta reflexión: La libertad no es simplemente un privilegio que se otorga, es un hábito que ha de adquirirse. ¿Cómo dijo? Hasta la próxima.


domingo 18 de agosto de 2019

¿Cómo dijo?  

jueves 15 de agosto de 2019

¿Cómo dijo?

domingo 11 de agosto de 2019

¿Cómo dijo?

jueves 08 de agosto de 2019

¿Cómo dijo? 

domingo 04 de agosto de 2019

¿Cómo dijo? 

jueves 01 de agosto de 2019

¿Cómo dijo?

domingo 28 de julio de 2019

¿Cómo dijo?   

jueves 25 de julio de 2019

¿Cómo dijo?   

domingo 21 de julio de 2019

¿Cómo dijo?   

domingo 14 de julio de 2019

¿Cómo dijo? 

Cargar Más