/ jueves 12 de octubre de 2017

Estilo personal de comunicar

Si los presidentes -y gobernantes en general- tienen un estilo personal de gobernar, también tienen un estilo personal de comunicar. Decía don Daniel Cosía Villegas, historiador mexicano, que cada presidente ha tenido un estilo personal en sus funciones; “tiene un poder inmenso, es inevitable que lo ejerza personal y no institucionalmente… el temperamento, carácter, las simpatías y las diferencias, la educación y la experiencia personales influirán de un modo claro en toda su vida pública y, por lo tanto, en sus actos de gobierno”. Hay gobernantes que sellan únicamente su relación con los medios de información a través del dinero, y hay otros que aspiran a cambiar esta historia; pero mejor vamos por partes:

Comunicación gubernamental. Estas áreas tienen como principales objetivos informar, transparentar, rendir cuentas, pero sobre todo solucionar problemas -no dejen de ver la serie West Wing, donde se observan las actividades de los principales miembros del equipo del presidente Josiah Bartlet en la Casa Blanca-. En México tienen casi ocho décadas, en1936 Lázaro Cárdenas publicó en el DOF el acuerdo para la Ley de Secretarias y Departamentos de Estado para crear la Dirección de Publicidad y Propaganda, dependiente de la Segob.

Lo bueno cuenta. En 2015 los gobernantes gastaron 22 mil 103 millones de pesos en publicidad oficial en los tres poderes, los órganos autónomos y el sector paraestatal y de 30 estados (Fundar). Esto equivale al doble del gasto ejercido por el Programa Nacional de Becas, con el que se pudieron beneficiara más de 4 millones de estudiantes. Los más gastalones -sin contar Guerrero y Nuevo León, que no proporcionaron información- son Quintana Roo (mil 149.6 mdp), Tamaulipas (mil 033.8 mdp) e Hidalgo (706.3 mdp). Actualmente estos estados son representados por otros gobiernos e incluso partidos, la pregunta es ¿el dinero sigue siendo el estilo personal de comunicar?

Chihuahua. Primer estado que dejo de pagar a los dueños de los medios. En una plática de mis alumnos y Enrique Lomas, director de comunicación social de Javier Corral, en el marco del diplomado “La Comunicación Gubernamental en la era digital” en el CEC del IPN en Oaxaca, afirmó que a un año de gobierno se han ahorrado mil 400 millones al año en gasto en publicidad (presupuesto de tres o cuatro secretarias). “Se está cambiando el paradigma de la comunicación gubernamental, con medios propios como Puntualizando, programa de radio con formato de tres minutos donde se comentan noticias y envía por WhatsApp, periódico gratuito de 100 mil ejemplares, la radio y tv estatal ha dejado de ser promotora de la imagen del gober”. Dicen los que saben que la política no es gobernar; sino comunicar y contar historias (dixit Ricardo López) y en esa dirección se cuentan muchas.

2018. Dice el publicista Dick Morris que los medios y los políticos concuerdan en que medios son sumamente poderosos: pero están equivocados. Ambos creen que los políticos pueden manipular lo que dicen los medios. Nuevamente están equivocados. Están profundamente convencidos de que los votantes pueden ser fácilmente influidos por los medios. En México los terremotos ofrecen la oportunidad al presidente Peña y su partido de arrebatarle las calles a López Obrador y comunicarse con los votantes olvidados (dixit Luis Buñuel). Antes del 19 de septiembre el único político que tenía la legitimidad de estar en las calles era el AMLO. ¿Se imaginan que días antes de la elección el gobierno comunicará la entrega de casas nuevas, tarjetas con dinero y muchas otras dadivas? #Jap

Académico de la FCPyS-UNAM, IPN y consultor político @gersonmecalco

Si los presidentes -y gobernantes en general- tienen un estilo personal de gobernar, también tienen un estilo personal de comunicar. Decía don Daniel Cosía Villegas, historiador mexicano, que cada presidente ha tenido un estilo personal en sus funciones; “tiene un poder inmenso, es inevitable que lo ejerza personal y no institucionalmente… el temperamento, carácter, las simpatías y las diferencias, la educación y la experiencia personales influirán de un modo claro en toda su vida pública y, por lo tanto, en sus actos de gobierno”. Hay gobernantes que sellan únicamente su relación con los medios de información a través del dinero, y hay otros que aspiran a cambiar esta historia; pero mejor vamos por partes:

Comunicación gubernamental. Estas áreas tienen como principales objetivos informar, transparentar, rendir cuentas, pero sobre todo solucionar problemas -no dejen de ver la serie West Wing, donde se observan las actividades de los principales miembros del equipo del presidente Josiah Bartlet en la Casa Blanca-. En México tienen casi ocho décadas, en1936 Lázaro Cárdenas publicó en el DOF el acuerdo para la Ley de Secretarias y Departamentos de Estado para crear la Dirección de Publicidad y Propaganda, dependiente de la Segob.

Lo bueno cuenta. En 2015 los gobernantes gastaron 22 mil 103 millones de pesos en publicidad oficial en los tres poderes, los órganos autónomos y el sector paraestatal y de 30 estados (Fundar). Esto equivale al doble del gasto ejercido por el Programa Nacional de Becas, con el que se pudieron beneficiara más de 4 millones de estudiantes. Los más gastalones -sin contar Guerrero y Nuevo León, que no proporcionaron información- son Quintana Roo (mil 149.6 mdp), Tamaulipas (mil 033.8 mdp) e Hidalgo (706.3 mdp). Actualmente estos estados son representados por otros gobiernos e incluso partidos, la pregunta es ¿el dinero sigue siendo el estilo personal de comunicar?

Chihuahua. Primer estado que dejo de pagar a los dueños de los medios. En una plática de mis alumnos y Enrique Lomas, director de comunicación social de Javier Corral, en el marco del diplomado “La Comunicación Gubernamental en la era digital” en el CEC del IPN en Oaxaca, afirmó que a un año de gobierno se han ahorrado mil 400 millones al año en gasto en publicidad (presupuesto de tres o cuatro secretarias). “Se está cambiando el paradigma de la comunicación gubernamental, con medios propios como Puntualizando, programa de radio con formato de tres minutos donde se comentan noticias y envía por WhatsApp, periódico gratuito de 100 mil ejemplares, la radio y tv estatal ha dejado de ser promotora de la imagen del gober”. Dicen los que saben que la política no es gobernar; sino comunicar y contar historias (dixit Ricardo López) y en esa dirección se cuentan muchas.

2018. Dice el publicista Dick Morris que los medios y los políticos concuerdan en que medios son sumamente poderosos: pero están equivocados. Ambos creen que los políticos pueden manipular lo que dicen los medios. Nuevamente están equivocados. Están profundamente convencidos de que los votantes pueden ser fácilmente influidos por los medios. En México los terremotos ofrecen la oportunidad al presidente Peña y su partido de arrebatarle las calles a López Obrador y comunicarse con los votantes olvidados (dixit Luis Buñuel). Antes del 19 de septiembre el único político que tenía la legitimidad de estar en las calles era el AMLO. ¿Se imaginan que días antes de la elección el gobierno comunicará la entrega de casas nuevas, tarjetas con dinero y muchas otras dadivas? #Jap

Académico de la FCPyS-UNAM, IPN y consultor político @gersonmecalco

jueves 19 de octubre de 2017

El INE; el árbitro de la política

jueves 12 de octubre de 2017

Estilo personal de comunicar

jueves 28 de septiembre de 2017

Terremotos y participación electoral

jueves 21 de septiembre de 2017

¿Se activará el bono catastrófico?

jueves 14 de septiembre de 2017

Oaxaca ¿lucrar con la tragedia?

jueves 07 de septiembre de 2017

AMLO y “nosotros los fifís”

jueves 31 de agosto de 2017

El legado del presidente Peña

jueves 24 de agosto de 2017

El costo de la democracia en México

miércoles 09 de agosto de 2017

¿Para qué sirven los políticos?

Cargar Más