/ domingo 8 de mayo de 2022

Jugar con fuego es peligroso juego

Como “apagafuegos”, el gobierno de Andrés López pretende repeler la incendiaria inflación cuál vil extintor.

Si bien es cierto que el plan presentado por Rogelio Ramírez de la O, secretario de Hacienda, tiene ideas correctas y hasta certeras, el fenómeno inflacionario viene de fuera y precede de la decadencia en las cadenas de abastecimiento generada por la pandemia de covid-19, además del incremento en las materias primas suscitado por la guerra en Ucrania, a lo que la administración lopezobradorista ha reaccionado controlando el precio de los energéticos -concretamente combustibles y electricidad-, a un costo muy alto para el erario.

Así pues, se aterrizó un paquete de medidas que, pretende mantener estable el precio de algunas mercancías básicas, y a la vez resolver los problemas de oferta por lo que se promoverá un aumento en la producción de granos -maíz, frijol y arroz-; se incrementarán los apoyos y se importará mayor cantidad de fertilizantes; y se dará agilidad al ingreso al país y a la distribución de productos básicos importados.

Respecto a la estabilidad de precios -caros-, se tiene el compromiso gubernamental de mantener el precio de la gasolina, el diésel, el gas LP y la electricidad; y contando con la participación de la iniciativa privada -productores, distribuidores y cadenas de autoservicio-, se sostendrá el precio de 24 productos por los próximos seis meses: aceite de canola o maíz, arroz en grano, atún en lata, azúcar morena, bistec de res, cebolla, chile jalapeño, chuleta de puerco, frijol en grano, huevo de gallina blanco, jabón de tocador, jitomate saladet, leche, limón, manzana, naranja, pan de caja, papa, papel higiénico, pasta para sopa, pollo entero, sardina en lata, tortilla de maíz y zanahoria.

Lo cierto es que el llamado PACIC -Paquete Contra la Inflación y la Carestía-, es insuficiente para frenar la tendencia alcista de los precios, dado que es evidente que la inflación ha rebasado todas las instancias…

24 de 40 productos que a decir de la PROFECO son fundamentales para la supervivencia de los mexicanos, son insuficientes; no obstante, recordemos que esa dependencia maneja el interés político y electoral.

Siendo honestos, los 24 productos que hoy se dicen “controlados” han incrementado su precio desde tiempo atrás: la política anti- inflación de la 4T, no terminará con la inflación; si acaso, frenará el alza de algunos precios, veremos…

gamogui@hotmail.com

Como “apagafuegos”, el gobierno de Andrés López pretende repeler la incendiaria inflación cuál vil extintor.

Si bien es cierto que el plan presentado por Rogelio Ramírez de la O, secretario de Hacienda, tiene ideas correctas y hasta certeras, el fenómeno inflacionario viene de fuera y precede de la decadencia en las cadenas de abastecimiento generada por la pandemia de covid-19, además del incremento en las materias primas suscitado por la guerra en Ucrania, a lo que la administración lopezobradorista ha reaccionado controlando el precio de los energéticos -concretamente combustibles y electricidad-, a un costo muy alto para el erario.

Así pues, se aterrizó un paquete de medidas que, pretende mantener estable el precio de algunas mercancías básicas, y a la vez resolver los problemas de oferta por lo que se promoverá un aumento en la producción de granos -maíz, frijol y arroz-; se incrementarán los apoyos y se importará mayor cantidad de fertilizantes; y se dará agilidad al ingreso al país y a la distribución de productos básicos importados.

Respecto a la estabilidad de precios -caros-, se tiene el compromiso gubernamental de mantener el precio de la gasolina, el diésel, el gas LP y la electricidad; y contando con la participación de la iniciativa privada -productores, distribuidores y cadenas de autoservicio-, se sostendrá el precio de 24 productos por los próximos seis meses: aceite de canola o maíz, arroz en grano, atún en lata, azúcar morena, bistec de res, cebolla, chile jalapeño, chuleta de puerco, frijol en grano, huevo de gallina blanco, jabón de tocador, jitomate saladet, leche, limón, manzana, naranja, pan de caja, papa, papel higiénico, pasta para sopa, pollo entero, sardina en lata, tortilla de maíz y zanahoria.

Lo cierto es que el llamado PACIC -Paquete Contra la Inflación y la Carestía-, es insuficiente para frenar la tendencia alcista de los precios, dado que es evidente que la inflación ha rebasado todas las instancias…

24 de 40 productos que a decir de la PROFECO son fundamentales para la supervivencia de los mexicanos, son insuficientes; no obstante, recordemos que esa dependencia maneja el interés político y electoral.

Siendo honestos, los 24 productos que hoy se dicen “controlados” han incrementado su precio desde tiempo atrás: la política anti- inflación de la 4T, no terminará con la inflación; si acaso, frenará el alza de algunos precios, veremos…

gamogui@hotmail.com