/ miércoles 11 de septiembre de 2019

Pago de impuestos más justo

El paquete económico para 2020 entregado a la Cámara de Diputados por el Secretario de Hacienda y Crédito Público, pronostica una conservadora tasa de crecimiento de 2%, lo que representa un golpe de realidad frente al 4.5% que se había anunciado en campaña y sobre todo al 6% de crecimiento económico que se estima necesario para revertir de manera definitiva la pobreza y marginación de buena parte de la población que todavía se encuentra en estas condiciones.

Para 2020 se va a ampliar la base gravable a través de dos caminos: pagaremos IVA por bienes y servicios que antes no estaban gravados, y se continuará combatiendo el fraude, la evasión y la elusión fiscal.

De las nuevas medidas administrativas propuestas para aumentar la base gravable me concentro en seis de ellas: 1) Continuar con la política de no otorgar condonaciones ni eximir, total o parcialmente, del pago de contribuciones a deudores fiscales; 2) A través del Poder Legislativo, a más tardar en enero de 2020, establecer que la defraudación fiscal sea tipificada como delito grave y la emisión de facturas apócrifas como delincuencia organizada; 3) Que en los juicios de arrendamiento de inmuebles el Juez no autorice los pagos de rentas vencidas al arrendador, si éste no acredita haber expedido Comprobante Fiscal Digital (CFDI); 4) Obligación para que las empresas contratantes de servicios de subcontratación laboral retengan y enteren el IVA causado en la contratación de esos servicios.

Así mismo, se propone: 5) Retención del ISR a personas que realizan ventas por catálogo a fin de que ya no tributen en el régimen general de personas físicas con actividad empresarial. En este tema, valdría la pena tener presente que la población que predominantemente se dedica al network marketing (ventas multinivel) son mujeres, por lo que se antoja necesario algún tipo de exención para aquellas que son jefas de familia y pertenecen a los grupos de más bajos ingresos. Otra propuesta es 6) cobrar IVA a dos rubros de la economía digital: las importaciones de recursos digitales y plataformas de servicios de intermediación entre terceros (Netflix, Uber, Airbnb, etc).

Además de la ampliación de la base gravable, para que México tenga un sistema tributario socialmente justo se debería fortalecer la progresividad, es decir, que paguen más impuestos aquellos que tienen ganancias multimillonarias, y por ningún motivo, condonar o devolverles dinero de impuestos a las grandes empresas multinacionales.

Toca deliberar al poder legislativo y entregar, a más tardar el 31 de octubre, una Ley de Ingresos que contribuya a la justicia redistributiva.

#PaqueteEconómico2020

#PPEF2020

@ClauCorichi

El paquete económico para 2020 entregado a la Cámara de Diputados por el Secretario de Hacienda y Crédito Público, pronostica una conservadora tasa de crecimiento de 2%, lo que representa un golpe de realidad frente al 4.5% que se había anunciado en campaña y sobre todo al 6% de crecimiento económico que se estima necesario para revertir de manera definitiva la pobreza y marginación de buena parte de la población que todavía se encuentra en estas condiciones.

Para 2020 se va a ampliar la base gravable a través de dos caminos: pagaremos IVA por bienes y servicios que antes no estaban gravados, y se continuará combatiendo el fraude, la evasión y la elusión fiscal.

De las nuevas medidas administrativas propuestas para aumentar la base gravable me concentro en seis de ellas: 1) Continuar con la política de no otorgar condonaciones ni eximir, total o parcialmente, del pago de contribuciones a deudores fiscales; 2) A través del Poder Legislativo, a más tardar en enero de 2020, establecer que la defraudación fiscal sea tipificada como delito grave y la emisión de facturas apócrifas como delincuencia organizada; 3) Que en los juicios de arrendamiento de inmuebles el Juez no autorice los pagos de rentas vencidas al arrendador, si éste no acredita haber expedido Comprobante Fiscal Digital (CFDI); 4) Obligación para que las empresas contratantes de servicios de subcontratación laboral retengan y enteren el IVA causado en la contratación de esos servicios.

Así mismo, se propone: 5) Retención del ISR a personas que realizan ventas por catálogo a fin de que ya no tributen en el régimen general de personas físicas con actividad empresarial. En este tema, valdría la pena tener presente que la población que predominantemente se dedica al network marketing (ventas multinivel) son mujeres, por lo que se antoja necesario algún tipo de exención para aquellas que son jefas de familia y pertenecen a los grupos de más bajos ingresos. Otra propuesta es 6) cobrar IVA a dos rubros de la economía digital: las importaciones de recursos digitales y plataformas de servicios de intermediación entre terceros (Netflix, Uber, Airbnb, etc).

Además de la ampliación de la base gravable, para que México tenga un sistema tributario socialmente justo se debería fortalecer la progresividad, es decir, que paguen más impuestos aquellos que tienen ganancias multimillonarias, y por ningún motivo, condonar o devolverles dinero de impuestos a las grandes empresas multinacionales.

Toca deliberar al poder legislativo y entregar, a más tardar el 31 de octubre, una Ley de Ingresos que contribuya a la justicia redistributiva.

#PaqueteEconómico2020

#PPEF2020

@ClauCorichi

miércoles 15 de enero de 2020

Australia en llamas

miércoles 08 de enero de 2020

Más aerolíneas, mejores vuelos

miércoles 18 de diciembre de 2019

Varias caras de la migración

miércoles 11 de diciembre de 2019

Salud, la otra tragedia de México

miércoles 04 de diciembre de 2019

Educación, la tragedia de México

miércoles 27 de noviembre de 2019

Cooperación, no intervención

miércoles 20 de noviembre de 2019

Erradicar la violencia

miércoles 13 de noviembre de 2019

Evo: estabilidad, golpe y asilo

miércoles 06 de noviembre de 2019

Muros de desigualdad

miércoles 30 de octubre de 2019

No hay hilo negro, sólo desigualdad

Cargar Más