/ sábado 20 de abril de 2024

Tech trends / Más calor donde no había

@daguilargallego


En México, el cambio climático está transformando nuestra percepción del calor y del frío. Ciudades como la Ciudad de México y el Estado de México, por ejemplo, conocidas por su clima templado, ahora enfrentan olas de calor que hacen indispensable el uso de aire acondicionado para poder dormir sin sudar. Este fenómeno, que parecía lejano, se ha convertido en una dura realidad para muchos. No solo enfrentamos veranos más calurosos, sino también inviernos más fríos, lo que marca un patrón de extremos climáticos cada vez más pronunciado.

El cambio climático, impulsado por el aumento de gases de efecto invernadero como el dióxido de carbono, metano y óxidos de nitrógeno, está alterando los patrones climáticos globales. Estos gases atrapan el calor en la atmósfera terrestre, lo que resulta en un aumento generalizado de las temperaturas. En el caso de México, este efecto se traduce en veranos más intensos y prolongados, e inviernos más cortos pero más crudos.

Ante este escenario, el aire acondicionado ya no es un lujo, es una necesidad. Sin embargo, su uso masivo conlleva el riesgo de incrementar aún más los gases de efecto invernadero, a menos que optemos por tecnologías más eficientes y amigables con el ambiente. Aquí es donde la tecnología inverter y las soluciones inteligentes entran en juego.

Los aires acondicionados con tecnología inverter, como los que ofrece LG, son vitales. Esta tecnología permite que el compresor del aire acondicionado ajuste su velocidad en función de la necesidad de enfriamiento, lo cual reduce el consumo de energía hasta en un 50%. Además, LG integra la tecnología de inteligencia artificial ThinQ que optimiza el uso del aire acondicionado basándose en patrones de uso y condiciones ambientales, asegurando un consumo energético.

Es indispensable que como sociedad adoptemos medidas que no solo nos permitan sobrellevar el aumento de las temperaturas, sino que también contribuyan a mitigar las causas subyacentes del cambio climático. La adopción de aires acondicionados más eficientes es un paso en la dirección correcta, pero también es necesario fomentar una cultura de sostenibilidad. Esto incluye desde la elección de dispositivos con menor impacto ambiental hasta la implementación de políticas que favorezcan a los usuarios al elegir tecnologías que fomenten el cuidado al medio ambiente.

El calor en México no es solo un tema de comodidad, sino de salud y sostenibilidad. A medida que el cambio climático continúa alterando nuestro entorno, la tecnología y la innovación se presentan como aliadas clave en nuestra adaptación a estos nuevos retos.

El cambio climático es una realidad palpable que requiere de nuestra atención inmediata, no solo para adaptarnos a él, sino para combatirlo activamente y anticiparnos para frenar el acelerado desgaste de la tierra.

###

\u0009\u0009


@daguilargallego


En México, el cambio climático está transformando nuestra percepción del calor y del frío. Ciudades como la Ciudad de México y el Estado de México, por ejemplo, conocidas por su clima templado, ahora enfrentan olas de calor que hacen indispensable el uso de aire acondicionado para poder dormir sin sudar. Este fenómeno, que parecía lejano, se ha convertido en una dura realidad para muchos. No solo enfrentamos veranos más calurosos, sino también inviernos más fríos, lo que marca un patrón de extremos climáticos cada vez más pronunciado.

El cambio climático, impulsado por el aumento de gases de efecto invernadero como el dióxido de carbono, metano y óxidos de nitrógeno, está alterando los patrones climáticos globales. Estos gases atrapan el calor en la atmósfera terrestre, lo que resulta en un aumento generalizado de las temperaturas. En el caso de México, este efecto se traduce en veranos más intensos y prolongados, e inviernos más cortos pero más crudos.

Ante este escenario, el aire acondicionado ya no es un lujo, es una necesidad. Sin embargo, su uso masivo conlleva el riesgo de incrementar aún más los gases de efecto invernadero, a menos que optemos por tecnologías más eficientes y amigables con el ambiente. Aquí es donde la tecnología inverter y las soluciones inteligentes entran en juego.

Los aires acondicionados con tecnología inverter, como los que ofrece LG, son vitales. Esta tecnología permite que el compresor del aire acondicionado ajuste su velocidad en función de la necesidad de enfriamiento, lo cual reduce el consumo de energía hasta en un 50%. Además, LG integra la tecnología de inteligencia artificial ThinQ que optimiza el uso del aire acondicionado basándose en patrones de uso y condiciones ambientales, asegurando un consumo energético.

Es indispensable que como sociedad adoptemos medidas que no solo nos permitan sobrellevar el aumento de las temperaturas, sino que también contribuyan a mitigar las causas subyacentes del cambio climático. La adopción de aires acondicionados más eficientes es un paso en la dirección correcta, pero también es necesario fomentar una cultura de sostenibilidad. Esto incluye desde la elección de dispositivos con menor impacto ambiental hasta la implementación de políticas que favorezcan a los usuarios al elegir tecnologías que fomenten el cuidado al medio ambiente.

El calor en México no es solo un tema de comodidad, sino de salud y sostenibilidad. A medida que el cambio climático continúa alterando nuestro entorno, la tecnología y la innovación se presentan como aliadas clave en nuestra adaptación a estos nuevos retos.

El cambio climático es una realidad palpable que requiere de nuestra atención inmediata, no solo para adaptarnos a él, sino para combatirlo activamente y anticiparnos para frenar el acelerado desgaste de la tierra.

###

\u0009\u0009