/ lunes 25 de septiembre de 2023

Un presupuesto para transitar al segundo piso de la Cuarta Transformación

Como hace mucho tiempo no sucedía en México, hoy podemos decir que nuestro gobierno tiene finanzas públicas fuertes y que el último año transcurrirá con estabilidad económica y social. El Paquete Económico 2024 busca abonar al bienestar de la población y proteger a los grupos más vulnerables, garantizando el acceso a los programas sociales. Estimular el crecimiento de la actividad económica y la creación de infraestructura productiva que genere oportunidades en regiones del país que históricamente habían estado desatendidas.

La economía se fortalece, en 2024 esperamos que el Producto Interno Bruto, tenga un crecimiento entre 2.5 a 3.5%. Contamos con una moneda fuerte que estimamos estará situada en los 17.60 pesos. El presupuesto 2024 prevé ingresos totales por 9.06 billones de pesos. De estos, 1.7 billones de pesos derivan de financiamientos y 7.3 billones de pesos son ingresos brutos presupuestarios. Estos recursos se destinarán a cubrir las necesidades de la población, tomando como prioridad la inversión en el bienestar social, con un monto de 727 mil millones de pesos para los programas sociales, que no lo olvidemos, son derechos constitucionales y benefician a más de 30 millones de familias.

Este es un presupuesto responsable con la deuda pública de México. En diciembre de 2024, será del 48.9% con relación al PIB, sólo 5.3% más que al inicio de la administración a diferencia del incremento registrado en los sexenios de Felipe Calderón, cuando la deuda aumentó 7.4% y con Enrique Peña Nieto fue de 8%. El gobierno de Andrés Manuel López Obrador dejará 2.4% menos en promedio de deuda en contraste con las dos administraciones anteriores.

Se destinan recursos para la conclusión de obras prioritarias para el desarrollo del país, como el Tren Transístmico, el Tren Maya y el nuevo Aeropuerto Internacional de Tulum. Además, en 2024 el presupuesto de la Secretaría de Salud será de casi 97 mil millones de pesos y se asignarán 128 mil 624 millones de pesos al nuevo sistema IMSS Bienestar que dotará de servicios médicos y medicamentos a la población sin seguridad social de manera gratuita.

Los efectos de las políticas públicas del Gobierno Federal han demostrado que es posible incrementar los ingresos tributarios sin aumentar ni crear nuevos impuestos. Tenemos una sólida e integral política social y económica que combate los rezagos sociales, garantiza el acceso a empleos dignos y bien remunerados, se aseguran que las inversiones mejoren las condiciones de vida de las personas y se promueve un nuevo enfoque, donde lo primordial sea el bienestar.

Avanzamos para construir el segundo piso de la Cuarta Transformación.


Como hace mucho tiempo no sucedía en México, hoy podemos decir que nuestro gobierno tiene finanzas públicas fuertes y que el último año transcurrirá con estabilidad económica y social. El Paquete Económico 2024 busca abonar al bienestar de la población y proteger a los grupos más vulnerables, garantizando el acceso a los programas sociales. Estimular el crecimiento de la actividad económica y la creación de infraestructura productiva que genere oportunidades en regiones del país que históricamente habían estado desatendidas.

La economía se fortalece, en 2024 esperamos que el Producto Interno Bruto, tenga un crecimiento entre 2.5 a 3.5%. Contamos con una moneda fuerte que estimamos estará situada en los 17.60 pesos. El presupuesto 2024 prevé ingresos totales por 9.06 billones de pesos. De estos, 1.7 billones de pesos derivan de financiamientos y 7.3 billones de pesos son ingresos brutos presupuestarios. Estos recursos se destinarán a cubrir las necesidades de la población, tomando como prioridad la inversión en el bienestar social, con un monto de 727 mil millones de pesos para los programas sociales, que no lo olvidemos, son derechos constitucionales y benefician a más de 30 millones de familias.

Este es un presupuesto responsable con la deuda pública de México. En diciembre de 2024, será del 48.9% con relación al PIB, sólo 5.3% más que al inicio de la administración a diferencia del incremento registrado en los sexenios de Felipe Calderón, cuando la deuda aumentó 7.4% y con Enrique Peña Nieto fue de 8%. El gobierno de Andrés Manuel López Obrador dejará 2.4% menos en promedio de deuda en contraste con las dos administraciones anteriores.

Se destinan recursos para la conclusión de obras prioritarias para el desarrollo del país, como el Tren Transístmico, el Tren Maya y el nuevo Aeropuerto Internacional de Tulum. Además, en 2024 el presupuesto de la Secretaría de Salud será de casi 97 mil millones de pesos y se asignarán 128 mil 624 millones de pesos al nuevo sistema IMSS Bienestar que dotará de servicios médicos y medicamentos a la población sin seguridad social de manera gratuita.

Los efectos de las políticas públicas del Gobierno Federal han demostrado que es posible incrementar los ingresos tributarios sin aumentar ni crear nuevos impuestos. Tenemos una sólida e integral política social y económica que combate los rezagos sociales, garantiza el acceso a empleos dignos y bien remunerados, se aseguran que las inversiones mejoren las condiciones de vida de las personas y se promueve un nuevo enfoque, donde lo primordial sea el bienestar.

Avanzamos para construir el segundo piso de la Cuarta Transformación.