/ martes 23 de mayo de 2017

Época de oro del cine mexicano se convierte en moda

Por MILDRED ESTRADA

Una pasarela Black and White fue la que presentó el diseñador mexicano Iván Ávalos, durante la semana fashionista que se vivió en la Ciudad de México, donde de igual manera, reunió a invitados VIP al desfile que corresponde a la temporada Otoño-Invierno 2017. Eduviges es una mujer llena de vida, soñadora con un alma atrapada en sus últimos años de vida por el Alzhéimer y también es la abuela del diseñador, que en esta ocasión fue la inspiración total de la colección, la cual lleva el mismo nombre.

Todo el glamour de la época máxima del cine mexicano, luce en todo su esplendor en las distintas prendas que la componen, como maxivestidos de lunares blancos con negro, faldas tipo lápiz, vestidos ampones, faldas con transparencias y vestidos cortos, que se complementan con accesorios icónicos, como los collares de perlas, sombreros, guantes, moños y minibolsos cuadrados, pedrería y detalles en encaje. Además, los chalecos de denim con perlas y abrigos con detalles surrealistas le dieron el toque de actualidad.

Al ritmo de una canción de Pedro Infante que Eduviges solía cantarle a Iván fue con la que las modelos desfilaron en pasarela que rindió un inolvidable homenaje, a ese personaje importante de la vida de Ávalos, sin dejar a un lado el sello de la firma, que es un sentimiento puro y fiel al rock&roll.

Por MILDRED ESTRADA

Una pasarela Black and White fue la que presentó el diseñador mexicano Iván Ávalos, durante la semana fashionista que se vivió en la Ciudad de México, donde de igual manera, reunió a invitados VIP al desfile que corresponde a la temporada Otoño-Invierno 2017. Eduviges es una mujer llena de vida, soñadora con un alma atrapada en sus últimos años de vida por el Alzhéimer y también es la abuela del diseñador, que en esta ocasión fue la inspiración total de la colección, la cual lleva el mismo nombre.

Todo el glamour de la época máxima del cine mexicano, luce en todo su esplendor en las distintas prendas que la componen, como maxivestidos de lunares blancos con negro, faldas tipo lápiz, vestidos ampones, faldas con transparencias y vestidos cortos, que se complementan con accesorios icónicos, como los collares de perlas, sombreros, guantes, moños y minibolsos cuadrados, pedrería y detalles en encaje. Además, los chalecos de denim con perlas y abrigos con detalles surrealistas le dieron el toque de actualidad.

Al ritmo de una canción de Pedro Infante que Eduviges solía cantarle a Iván fue con la que las modelos desfilaron en pasarela que rindió un inolvidable homenaje, a ese personaje importante de la vida de Ávalos, sin dejar a un lado el sello de la firma, que es un sentimiento puro y fiel al rock&roll.