/ domingo 5 de diciembre de 2021

Santa María del Río, la cuna del rebozo de seda

Adéntrate en uno de los lugares que siguen tejiendo a la usanza prehispánica: en telar de cintura

Es la prenda por excelencia para clases pudientes pero también paño de los humildes. Ha “envuelto” a grandes figuras de la cinematografía, como María Félix y Dolores del Río. Inmortalizado musicalmente por Lola Beltrán y Estela Núñez, es ícono de nuestra cultura, lienzo donde se ha escrito la historia de las mexicanas.

Se trata del rebozo de seda, cuya elaboración artesanal se mantiene en el pueblo mágico de Santa María del Río, en el céntrico San Luis Potosí.

La casa del rebozo, una joya del estilo neoclásico. . Foto: Felipe Cárdenas | El Sol de San Luis

“Este atavío en sus modelos cotidianos o de gala es el emblema de la cultura mexicana”, destaca la Antropóloga Yolanda Rivera, quien forma parte del equipo de especialistas que conforman la Casa del Rebozo, único museo en el mundo dedicado a la preservación, promoción y divulgación del rebozo mexicano.

“Esta prenda ha sido la fiel compañera de la vida cotidiana de la mujer mexicana durante generaciones, cumpliendo tres funciones: cubrir el cuerpo, así como embellecerlo y cargar objetos y/o personas”.

La torre del reloj, majestuosa. . Foto: Felipe Cárdenas | El Sol de San Luis

El rebozo de seda se utiliza en eventos de gala y reuniones sociales, pero también como abrigo, monedero, pañuelo, lienzo para bautizar y cuna, “la prenda abraza a su dueña”.

MANOS MÁGICAS

El rebozo es eterno, permanece gracias al talento de las manos mágicas de sus artesanas y artesanos en Santa María del Río, lugar donde el rebozo se reinventa, sin perder su esencia, ni su identidad.

“Amamos lo que hacemos” refiere doña Martina Hernández, notable artesana que con paciencia, dedicación y cariño los elabora. Es cuarta generación de tejedoras.

En artísela un rebozo se puede elaborar en treinta días de trabajo. En Seda, como el hilo es muy fino, son al menos tres meses de labor. “La industria del rebozo nos ayudó a todos en nuestra economía, yo lo aprendí de mis padres y ellos, de mis abuelos, gracias a Dios”.

Desde pequeña Doña Martina observó cómo se elaboraban las piezas y jugaba a escondidas con los hilos con los que las realizaban. Su interés despertó a los 13 años de edad; “en el telar encuentro paz e inspiración, es nostalgia al recordar a mi madre y mi abuela; son los hilos de la vida, de mi vida; es como una conexión especial que tengo con los rebozos, amo lo que hago”. Quienes conocen de la calidad en materiales y confección de un rebozo, aseguran que el secreto para descubrir si la prenda está hecha de seda es hacerlo pasar por un anillo. Sólo los de seda natural superan la prueba.

Es Santa María del Río, uno de los pocos lugares del país en que siguen tejiéndolo en telar de cintura, a la usanza prehispánica. Actualmente, con excepción del rapacejo, el tejido que precede a las puntas, que es elaborado a mano por las especialistas, llamadas empuntadoras, cada artesano hace el rebozo de principio a fin. Hay tres categorías de confección, el tradicional como el caramelo de siete colores y el de bolitas; la categoría de los rebozos de rescate con diseños del pasado que sólo manos expertas pueden realizar, y el rebozo de innovación cuyo máximo exponente es el maestro Arturo Estrada, rebocero potosino que ha colocado el nombre de Santa María del Río en el ámbito internacional por su grandes creaciones.

CÓMO SE ELABORA

Surge de un telar de cintura. El proceso sigue siendo artesanal y dedicado. Se encanilla el hilo (devanado) qué consiste en pasar los hilos a través de la rueca para hacer carretes. La urdimbre (urdido), donde se le da la medida al lienzo al determinarse de cuántos hilos serán; 3,800 hilos para el más sencillo y hasta 5,400 para los más grandes de hasta dos metros y medio. Una vez hecho esto, se traslada a un bastidor donde el hilo se pepena, es decir, se separa según el dibujo que se va a realizar.

CÓMO LLEGAR

Santa María del Río se localiza a 48 kilómetros de la capital potosina sobre la Carretera Federal México 57, tramo San Luis Potosí - Querétaro; colinda con Guanajuato.

Es la prenda por excelencia para clases pudientes pero también paño de los humildes. Ha “envuelto” a grandes figuras de la cinematografía, como María Félix y Dolores del Río. Inmortalizado musicalmente por Lola Beltrán y Estela Núñez, es ícono de nuestra cultura, lienzo donde se ha escrito la historia de las mexicanas.

Se trata del rebozo de seda, cuya elaboración artesanal se mantiene en el pueblo mágico de Santa María del Río, en el céntrico San Luis Potosí.

La casa del rebozo, una joya del estilo neoclásico. . Foto: Felipe Cárdenas | El Sol de San Luis

“Este atavío en sus modelos cotidianos o de gala es el emblema de la cultura mexicana”, destaca la Antropóloga Yolanda Rivera, quien forma parte del equipo de especialistas que conforman la Casa del Rebozo, único museo en el mundo dedicado a la preservación, promoción y divulgación del rebozo mexicano.

“Esta prenda ha sido la fiel compañera de la vida cotidiana de la mujer mexicana durante generaciones, cumpliendo tres funciones: cubrir el cuerpo, así como embellecerlo y cargar objetos y/o personas”.

La torre del reloj, majestuosa. . Foto: Felipe Cárdenas | El Sol de San Luis

El rebozo de seda se utiliza en eventos de gala y reuniones sociales, pero también como abrigo, monedero, pañuelo, lienzo para bautizar y cuna, “la prenda abraza a su dueña”.

MANOS MÁGICAS

El rebozo es eterno, permanece gracias al talento de las manos mágicas de sus artesanas y artesanos en Santa María del Río, lugar donde el rebozo se reinventa, sin perder su esencia, ni su identidad.

“Amamos lo que hacemos” refiere doña Martina Hernández, notable artesana que con paciencia, dedicación y cariño los elabora. Es cuarta generación de tejedoras.

En artísela un rebozo se puede elaborar en treinta días de trabajo. En Seda, como el hilo es muy fino, son al menos tres meses de labor. “La industria del rebozo nos ayudó a todos en nuestra economía, yo lo aprendí de mis padres y ellos, de mis abuelos, gracias a Dios”.

Desde pequeña Doña Martina observó cómo se elaboraban las piezas y jugaba a escondidas con los hilos con los que las realizaban. Su interés despertó a los 13 años de edad; “en el telar encuentro paz e inspiración, es nostalgia al recordar a mi madre y mi abuela; son los hilos de la vida, de mi vida; es como una conexión especial que tengo con los rebozos, amo lo que hago”. Quienes conocen de la calidad en materiales y confección de un rebozo, aseguran que el secreto para descubrir si la prenda está hecha de seda es hacerlo pasar por un anillo. Sólo los de seda natural superan la prueba.

Es Santa María del Río, uno de los pocos lugares del país en que siguen tejiéndolo en telar de cintura, a la usanza prehispánica. Actualmente, con excepción del rapacejo, el tejido que precede a las puntas, que es elaborado a mano por las especialistas, llamadas empuntadoras, cada artesano hace el rebozo de principio a fin. Hay tres categorías de confección, el tradicional como el caramelo de siete colores y el de bolitas; la categoría de los rebozos de rescate con diseños del pasado que sólo manos expertas pueden realizar, y el rebozo de innovación cuyo máximo exponente es el maestro Arturo Estrada, rebocero potosino que ha colocado el nombre de Santa María del Río en el ámbito internacional por su grandes creaciones.

CÓMO SE ELABORA

Surge de un telar de cintura. El proceso sigue siendo artesanal y dedicado. Se encanilla el hilo (devanado) qué consiste en pasar los hilos a través de la rueca para hacer carretes. La urdimbre (urdido), donde se le da la medida al lienzo al determinarse de cuántos hilos serán; 3,800 hilos para el más sencillo y hasta 5,400 para los más grandes de hasta dos metros y medio. Una vez hecho esto, se traslada a un bastidor donde el hilo se pepena, es decir, se separa según el dibujo que se va a realizar.

CÓMO LLEGAR

Santa María del Río se localiza a 48 kilómetros de la capital potosina sobre la Carretera Federal México 57, tramo San Luis Potosí - Querétaro; colinda con Guanajuato.

Sociedad

Mexicanos varados en Tonga comienzan su regreso al país, informa cancillería

De acuerdo con la dependencia mexicana se prevé que el regreso suceda el próximo 28 de enero

Sociedad

Gobierno envía equipo especializado a Tijuana para investigar asesinato de periodistas

El Gabinete de Seguridad del Gobierno de México envió un equipo especializado a Tijuana, Baja California, para apoyar en las investigaciones en torno al homicidio de los periodistas Margarito Martínez Esquivel y Lourdes Maldonado

Sociedad

Van 21 detenidos por caso del bebé Tadeo; se encuentran a disposición de un juez

A los inculpados se les acusa de abuso de autoridad o incumplimiento de un deber legal, infracción a la ley y encubrimiento

Moda

Charlotte Casiraghi desfiló a caballo para Chanel

La hija de Carolina de Mónaco, irrumpió en la pasarela a galope con un traje de  tweed negro y lentejuelas 

Mundo

Buscan secuenciar todo el genoma de la Tierra

El proyecto Earth BioGenome buscan obtener el 'atlas genético' más completo de la biodiversidad del planeta

Gossip

Crece la familia Salvatierra en nueva versión de Los ricos también lloran

Diego Klein interpreta a Santiago, el hermano menor del protagonista

Gossip

Muestran el sexo sin pudor

La secuela de Sexo, pudor y lágrimas vincula a la generación que protagonizó la cinta en 1999 con la realidad y la diversidad en la sexualidad en estos tiempos 

Gossip

Amaury Vergara es el nuevo tiburón de “Shark tank México”

El empresario es hijo de Jorge Vergara y tiene a su cargo la presidencia del Grupo Omnilife-Chivas

Cultura

La escritora y editora Rosa Beltrán es la nueva titular de Cultura UNAM

La escritora y académica compartió algunos detalles de su plan de trabajo, que estará enfocado en la paridad de género