imagotipo

Amor sin alcohol: una comprensión difícil en el orden de la vida

  • Espiral de conducta: Norma Le Payro

El cuerpo no funciona sin agua, el consumo de alcohol la elimina, por lo tanto, debes elegir y reelegir hasta que el agua se quede en ti (N Luna).

Especialistas afirman que el hombre entre el alcohol y el amor es un espejismo más que altera el orden de la vida. Integra sucesos positivos y negativos, que ha dejado huella en testimonios que han pasado por este proceso. El alcohol y el amor juntos son una quimera, que cuando tocan la realidad, el hombre inicia un sendero frágil que puede durar minutos, horas, años o toda la vida. Los escenarios son múltiples. Un gran ejemplo es Amy Winehouse, cantante y compositora, quién murió por intoxicación de alcohol. Una mujer que tenía un padre extraordinario, millones de seguidores y éxito profesional. Sin embargo, algo paso en la vida de Amy que no pudo desentrañar un camino que la llevara a un espacio sin alcohol aún con un entorno de amigos y familia llena de amor. La Organización Mundial de la Salud (OMS) afirma que el alcohol mata cada año cerca de tres millones de personas, una de cada 20 personas fallecidas en el mundo muere por alguna de las más de 200 enfermedades vinculadas al alcohol. Las sociedades al negarse a tener atención sobre el tema, permiten que el alcohol sobreviva hasta en la ficción. En la revista Proceso.com comparten cómo científicos han llegado analizar películas de ficción para proyectar la realidad del alcoholismo. Una de ellas es James Bond, los expertos del estudio analizaron los 14 libros originales de James Bond de Ian Fleming y se enfocaron en los días en los que se describieron eventos relacionados con el alcohol. Encontraron que en el tercer día de “From Russia with Love” (Desde Rusia con amor), Bond bebió 50 unidades de alcohol; el mayor consumo diario en la colección de historias, equivalente a 5.5 botellas de vino en un día. También parece que la ingesta de alcohol del espía se redujo a la mitad de su carrera, pero después aumentó gradualmente hacia el final. Lo que significaría que Bond podría morir con el alcohol más que sus atrevidas acciones de espía. Los científicos concluyeron que Fleming, el autor que creó el personaje de Bond, y que frecuentemente bebía y fumaba tabaco, murió a los 56 años por enfermedades del corazón. “Sospechamos que la esperanza de vida de Bond sería similar. En la realidad o Ilusión el alcohol, es un personaje que invita al amor, a ser parte de él. Los especialistas sugieren informarse y buscar nuevas formas de alimentar la visión del amor sin alcohol. Este 14 de febrero, invita a la sobriedad a ser parte de un gran amor. Libro recomendado El alcohol y yo: una historia de amor Caroline Knapp. Para información en profesionales de la salud
especialista en adicciones momis_lun@hotmail.com