imagotipo

Ante la incertidumbre: unidad y firmeza

  • Raúl Aarón Pozos

  • Raúl Aarón Pozos Lanz

Una palabra define la situación que hemos vivido en las últimas semanas, las previas a la toma de protesta de Donald Trump como presidente de Estados Unidos de Norteamérica, y la primera ya en la Casa Blanca: incertidumbre.

La lista de incertidumbres es amplia. Desde la que se generó por la posible elección de Trump, como ocurrió, hasta sus decisiones últimas de aniquilar los acuerdos comerciales que hicieron sus antecesores, pasando por sus desencuentros con los medios de comunicación, con quienes protestan contra su llegada al poder, y lo que ocurrirá con el mundo si somete la diplomacia a sus ímpetus bravucones o su lengua desenfrenada lleva a una confrontación de dimensiones colosales.

Pero en estos días, para los mexicanos, nuestra mayor incertidumbre es saber qué pasará con el Tratado de Libre Comercio firmado con estadunidenses y canadienses, con las remesas y las deportaciones, y con el muro. Ya sabemos que el presidente Enrique Peña Nieto presentó su Posicionamiento en Materia de Política Exterior y que su contenido marca el rumbo a seguir.

Sin embargo, es claro por otro lado que frente a Trump, su pragmatismo, su desapego a las normas, su gana de confrontar, lo que ya tenemos es certeza de la incertidumbre.

Pese a nuestro esfuerzo diplomático y de buena vecindad, dio luz verde a la construcción del muro, sin importar el mensaje del presidente Peña Nieto de que “México no cree en los muros sino en los puentes” y que se trabajará para una frontera que nos una, no que nos divida.

A las órdenes ejecutivas de Trump para iniciar el muro y castigar a los Estados que protejan a los migrantes, el presidente Peña respondió con firmeza, exigió respeto, reiteró que México no pagará el muro y dejó en suspenso la reunión con Trump para este martes 31.

Y Trump condicionó esa reunión a que paguemos el muro. El presidente Peña Nieto respondió de la manera que debía hacerlo por dignidad, por respeto a nuestra soberanía: canceló la reunión.

Líderes de este país, de distintas ideologías, ante la actitud agresiva del gobierno de Trump, están llamando a la unidad nacional, a respaldar lo que en ese sentido haga el presidente Peña y que debe ser lo mejor para México, lo que más nos convenga.  Ni aceptar humillaciones ni decisiones unilaterales estadunidenses que terminen afectándonos más.

Pareciera que las decisiones de Trump van a contrapelo del decálogo presentado por el presidente Peña para ir a la negociación. Cada día nos lleva a la certeza de que hay un ánimo revanchista, de gana de afectar particularmente a México y a los mexicanos.

Ante la incertidumbre que genera Trump, México, nuestro Gobierno, los mexicanos todos, debemos mostrar unidad y firmeza. Es lo mínimo que podemos hacer para salir adelante en este trance injusto por una actitud contraria a la buena vecindad, la cooperación y el respeto que deben existir entre vecinos.

Seguramente, con el consenso que buscará el gobierno del presidente Peña Nieto con los gobernadores, con los senadores, con los líderes de distintas fuerzas políticas y de los sectores social y privado, México encontrará el mejor camino.

Cierto, en momentos así, hay que recordar nuestro glorioso Himno Nacional: …mas si osare un extraño enemigo, profanar con su planta tu suelo, piensa oh patria querida que el cielo un soldado en cada hijo te dio…
* Senador