imagotipo

Así lo Dice La Mont

  • Federico La Mont

  • Federico La Mont
  • Habemus magistrados: JMTA
  • Humo blanco Edomex: ALHA

Magistrados de circuito: De acuerdo con la normatividad del Poder Judicial, los magistrados y jueces son nombrados por el Consejo de la Judicatura Federal (CJF), para un periodo de seis años, al término del cual pueden ser ratificados o promovidos a cargos superiores como ministro de la Corte. En esa condición se ubican los 29 ganadores en el XXXIV Concurso Interno de Oposición para la Designación de Magistrados de Circuito, entre quienes se encuentran Raúl Martínez Martínez, Victorino Hernández Infante, Esteban Salinas Wolberg, Celia Peña Covarrubias, Margarita Nahuatt y José Manuel Torres Ángel, quien el 14 de julio de 2009 protestó en la sesión pública solemne conjunta de los plenos de la Suprema Corte de Justicia (SCJN) y el CJF, ante su ministro presidente, Guillermo Ortiz Mayagoitia, como juez de distrito. Ocho años después, bajo el mismo protocolo juró como magistrado de circuito, que en su carácter de impartidor de justicia federal, debe velar por la supremacía constitucional.

Magistrado Torres Ángel: Entre los 29 flamantes magistrados resalta el oriundo de Degollado, Jalisco, José Manuel Torres Ángel, quien se tituló el 16 de marzo de 1990 con la tesis, La inequidad en el penúltimo párrafo del artículo 194 del Código Penal Federal, e impartió ante el Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación (TEPJF) el curso de Juicio de Amparo en Justicia Electoral 2009. Conforme al artículo 100 de la Constitución, los magistrados de circuito son funcionarios de Carrera del Poder Judicial de la Federación, especializados en Derecho Constitucional y Ordinario y, en su desempeño deben mantener imparcialidad que respalda la inamovilidad de sus cargos. Seguramente entre los 29 magistrados existe el interés de ser parte de la Asociación Nacional de Magistrados de Circuito, que desde hace un decenio trabajó en el diseño del Nuevo Sistema de Justicia Penal, y ser considerados para la impartición de cátedras en el Instituto de la Judicatura Federal, como su similar Julio Humberto Hernández Fonseca.

Sobre JMTA: Resalta el riguroso escalafón en la carrera judicial, queencuentra analogía con la ministra, Margarita Luna Ramos, quien en febrero de 1986 fue nombrada jueza de distrito en materia administrativa de la CdMx y siete años después, magistrada de circuito; así como el actual ministro presidente, Luis María Aguilar Morales, en marzo de 1980 juró como juez de distrito y tres años después fue designado magistrado de circuito, para después de ocupar otros encargos, en 2009 ascender a ministro de la SCJN y a partir de enero de 2015 hasta diciembre de 2018, ser ministro presidente del máximo órgano judicial.

Cambio generacional: En el Poder Judicial, lo marca el arribo del extitular del juzgado VII de Distrito de Amparo en materia penal de la Ciudad de México, quien previamente se desempeñó como juez XII de distrito en el Estado de México, donde le fue reconocida una política de puertas abiertas, con lo cual fue congruente conaquélla frase de José Ortega y Gasset: “a la República sólo ha de salvarla pensar en grande y sacudirse de los espíritus”, pronunciada por el extinto ministro de la SCJN, Sergio Valls Hernández, cuando la cámara alta inclinó su voto en favor del chiapaneco sobre el excanciller Bernardo Sepúlveda, para cubrir la vacante dejada por el deceso del ministro Humberto Román Palacios.

ENTRE OTRAS COSAS…

Humo blanco: Esta semana el comité estatal del PRI de Carlos Iriarte despejará la incógnita sobre él o la aspirante a la titularidad de la 120 residencia de Palacio de Lerdo, que seguramente favorecerá a la senadora con licencia y secretaria de Educación, Ana Lilia Herrera Anzaldo. En su trayectoria resalta la presidencia municipal de Metepec, Comunicación Social durante un bienio del sexenio 1999-2005 y secretaria de Movimiento Territorial del PRI. La coordinación de su campaña recaería en la secretaria general del CEN del PRI, Carolina Monroy del Mazo.

Consenso: La nominación de Herrera Anzaldo cuenta con el respaldo de los exgobernadores Ignacio Pichardo, César Camacho y Arturo Montiel, a la que se sumarían otros dos. Por el momento su principal tarea será reposicionar al tricolor en los emblemáticos municipios del oriente, entre ellos, Texcoco y Nezahualcóyotl, y en el Valle de México, Naucalpan, Huixquilucan y Atizapán. Su unción fortalecería las expectativas del actual inquilino de Palacio de Lerdo, hacia el 2018, pues es un cuadro surgido de la cultura del esfuerzo. Por Acción Nacional y en la expectativa de prescindir de su reelección en Naucalpan, el viable aspirante sería su titular, Edgar Olvera, quien contaría con el beneplácito del Comité Nacional y estatal de su partido.