imagotipo

¿Cómo dijo?

  • Cómo dijo: Ricardo Espinosa

En estas cosas del idioma, cuando hacemos una pregunta, por lo general esperamos una respuesta determinante. ¿Cómo se dice, la pijama o la piyama? preguntamos y esperamos que se nos dé una respuesta absoluta: se dice la piyama y ¡al que diga la pijama lo vamos a quemar en leña verde, por andar distorsionando nuestro bello idioma!

No, las cosas no son así. De hecho en muchos países no se dice ni la pijama ni la piyama, se dice “el pijama”, o sea que para ellos el sustantivo es masculino hasta que se demuestre lo contrario. Incluso así aparece en el Diccionario de la Real Academia Española (DRAE), aunque con la abreviatura “ú.t.c.f. (úsase también como femenino) en algunos lugares de América”.

Este caso de “se dice así, pero puede decirse también de esta otra manera” es muy frecuente y el DRAE lo maneja así: en este ejemplo en particular, la forma que se considera académicamente adecuada es “pijama”, vocablo que aparece con su explicaciòn y su etimología.

Supongamos que originalmente se decía “el pijama”, y que tal vez por influencia del inglés, el habla popular fue convirtiendo la J en Y griega, y además, como “pijama” es una palabra terminada en A, poco a poco se le fue cambiando de “el pijama” a “la piyama” y llegó un momento en que en algunos luigares se cambió definitivamente el género y la pronunciación, pero en otros se quedó la forma original y como la costumbre es una importante fuente del idioma, el cambio se instituyó, se reconoció y ahora se usa en algunos lugares de una manera, en algunos lugares de la otra, y en algunas partes, se usa de las dos.

Entonces, si uno busca la palabra “piyama” en el DRAE encuentra que no trae el significado ni la etimología, sino que te remite a la otra forma de decirlo (pijama) y ésta aparece subrayada.

Si la pregunta es ¿cómo se dice, “influir” o “influenciar”?, buscas “influir” y la encuentras con su significado o significados, con sus etimologías, etc. Pero si buscas la forma “influenciar” solo aparecerá la palabra “influir” subrayada. Eso quiere decir que la forma primeramente aceptada por la Academia es “influir”.

Casos similares hay muchos. Aquí le menciono algunos tomando en cuenta que la primera palabra citada es la establecida originalmente, aunque la otra en la actualidad también se acepta.

Tenemos el caso –entre muchos otros- de gripe y gripa, pintarrajar y pintarrajear, hexágono y exágono, concienciar y concientizar, onceavo y onzavo, reemplazar y remplazar, restaurante y restorán, anteayer y antier, En todos estos casos la primera forma citada es la originalmente aceptada por la Academia.

Me llama la atención especialmente la palabra cebiche que originalmente está aceptada así porque se deriva de la palabra cebo. El cebiche son pedacitos de pescado que se parecen al cebo que se usa para pescar. Pero se aceptan otras tres formas de escritura: ceviche, sebiche y seviche

Consultorio Verbal

Comodijo2@hotmail.com
PREGUNTA DEL PÚBLICO: Cindy pregunta ¿Cuál forma es la correcta: el calor o la calor, gasolinera o gasolinería, noticiero o noticiario?

RESPUESTA: LA CALOR es forma incorrecta… Antiguamente NOTICIERO aplicada a un programa de noticias,y  GASOLINERÍA a un lugar donde se expende gasolina, eran consideradas incorrectas por la Academia, pero ya han sido aceptadas por ser su aplicación una costumbre muy arraigada.

AHORA PREGUNTO: Vemos la noticia que decía “al condenado le inyectaron un líquido letal” y nos hacemos esta pregunta ¿Qué significa originalmente el adjetivo letal?

a.- Que tiene apariencia lechosa

b.- Que causa la muerte

c.- Que provoca sueño

d.- Que coagula la sangre
RESPUESTA b. La palabra letal viene del latín letalis que significa mortífero, que causa la muerte.

Reflexión para terminar: toda idea nueva pasa inevitablemente por tres fases: primero es ridícula, después es peligrosa y luego resulta que ¡todos la sabían! ¿Cómo dijo?