imagotipo

Con Valor y Con Verdad

  • Gustavo Rentería

Una charla con Pedro Joaquín Coldwell

  • Gustavo Rentería Villa

Aprecio mucho que siempre me atienda secretario.

Mucho gusto en saludarte Gustavo.

-Todos los especialistas que he consultado me han dicho que fue este lunes un gran día, para el avance de la Reforma Energética. ¿Qué se anunció en este inicio de semana?

Ciertamente es un estupendo día para la Reforma que implementó el presidente Peña Nieto, con el apoyo de las mayorías legislativas, porque ya está dando frutos muy jugosos. En un entorno adverso, volatilidad y situaciones económicas complicadas, por la disminución de los precios del crudo, se captan inversiones para el sector de hidrocarburos, a través de licitaciones totalmente transparentes por 41 mil millones de dólares que llegarán en los próximos años. Empresas de distintas partes del mundo llegaron a competir a México para ofrecer regalías, y realizar inversiones que nos van a permitir generar en el país más de 450 mil empleos y nos van a permitir también elevar nuestra plataforma de producción a 900 mil barriles diarios. Es una muestra de confianza en nuestro país, y nos dice que las reglas de licitación dan certeza a las grandes empresas, y que el sistema licitatorio garantiza a todos los participantes piso parejo, por la cero discrecionalidad en la distribución de los contratos. Es decir, todo esto está dando resultados muy positivos.

-¿Fueron ocho campos de ocho los que se licitaron secretario?

En los campos que licitó el Estado 8 de 10, pero también dimos a conocer un gran acontecimiento, porque Pemex colocó su primer contrato en asociación para extraer petróleo en aguas profundas con una empresa internacional. Entonces Gustavo, si lo vemos en ese contexto, fueron de 9 de 11. Es un extraordinario porcentaje por encima de las condiciones y por encima de los promedios que se ven en todo el mundo.

-¿Cuando me habla de regalías, ¿qué debemos entender? ¿Y quién lleva el riesgo de la operación?

Tu pregunta Gustavo es muy pertinente. En el viejo modelo regulatorio para extraer petróleo, toda la inversión la tenía que hacer el Estado Mexicano a través de Pemex. Y todos los riesgos financieros y geológicos los corría de igual manera el Estado Mexicano. Recordemos por ejemplo en los ochentas en esa gran expansión petrolera, con precios altos, el Estado tomó deuda e incrementó notablemente su producción petrolera; pero qué pasó, pues se desplomaron los precios y se incrementó notablemente la deuda externa del país. Ahora el nuevo modelo energético, alineado con las mejores prácticas internacionales, tiene que ver con que el Estado no tiene que invertir necesariamente y correr todos los riesgos. El Estado pone el bloque, pone el área donde se presume pueden existir hidrocarburos, pero hay que ir por ellos, hay que extraerlos, con dinero privado. Insisto, los privados corren ese riesgo, y el Estado se lleva una participación, que en este caso será del 59.8 por ciento, sobre un precio de barril que estimamos de 60 dólares.

Con Valor y Con Verdad.-Donald Trump canceló la construcción del nuevo Air Force One porque aseguró son muy altos los costos. Boeing se quedó con las ganas de vender el 747 y dejará de facturar cuatro mil millones de dólares. Aunque la empresa ya le respondió al próximo huésped de la Casa Blanca, argumentando que el precio es menor, aquí en México circulan memes con la frase: ese avión no lo tiene ni Obama.

*Periodista, editor y radiodifusor

@GustavoRenteria           www.GustavoRenteria.mx