imagotipo

Contrastes

  • Jorge Schiaffino

Aún sin iniciar la discusión en concreto sobre el proyecto de Constitución de la Ciudad de México, el recurso más valioso que es el tiempo, ha transcurrido entre una posición saboteadora de Morena y una pasividad, inmovilidad, falta de oficio por parte del PRD. Considerando el número de diputados que suman estas dos fuerzas políticas más el grupo denominado constitucionalista, resulta preocupante cómo avanzan los días sin que hasta el momento, se estén abordando temas en concreto del Proyecto del Jefe de Gobierno, las iniciativas de los constituyentes o de las propuestas que han entregado los ciudadanos.

Una Constitución cuestionada por especialistas y diferentes sectores de la sociedad, mientras los diputados constituyentes de las izquierdas persisten en soslayar el factor tiempo, generando pequeños caos en las propias comisiones y tropezando con las audiencias públicas, la problemática para lograr los quórums legales y sin que exista una metodología que les permita iniciar los dictámenes en las comisiones. Actores nefastos que abusan del lucimiento personal como Jaime Cárdenas, en detrimento del uso racional de la tribuna y de sus intervenciones en comisiones.

En conjunto una serie de hechos que no han permitido que se avance en lo sustancial, que es la discusión seria y concreta sobre el texto propuesto y las alternativas, para una redacción que salve en sentido constitucionalista de la Ley que se pretende promulgar.

Factor clave, es la experiencia de los constituyentes del PRI, que han servido como orientadores en las distintas comisiones y en general, para los debates que se han dado hasta ahora en el Pleno.

El esfuerzo coordinador del Dr. César Camacho al igual que la Senadora Yolanda de la Torre, como factores de representación sólida en las diversas tareas de trabajo conjunto con el Diputado Lerdo de Tejada y los otros constituyentes designados por el Presidente de la República, Claudia Pastor, Claudia Aguilar, liderazgo social como el constituyente Armando Báez.

Las Presidencias de lujo que se han asignado al PRI con constituyentes de amplia trayectoria, hombres de carácter excelente, legisladores y funcionarios quienes conocen a fondo temas de la ciudad desde las diversas responsabilidades que han asumido como lo son los constituyentes Enrique Jackson y Manuel Díaz Infante.

El nutrido grupo de legisladoras de diversas generaciones con talento a toda prueba y que equilibran las acciones de experiencia y juventud como lo son María Esther Scherman, Beatriz Pages, Irma Cué, Lorena Marín, Lisbeth Hernández, María de la Paz Quiñones, Cynthia López, Fernanda Bayardo y qué decir del Presidente de la Junta Instaladora, quien recibe amplio reconocimiento por la forma íntegra e institucional en que condujo los trabajos de instalación el Diputado Augusto Gómez Villanueva, los experimentados juristas como el Senador Burgos, Eduardo Escobedo y Raúl Cervantes.

Este hecho histórico y democrático, está mostrando la capacidad de los distintos grupos parlamentarios, así como de los legisladores de manera individual. En lo concerniente a la conducción, capacidad de organización, técnica legislativa parlamentaria, son grandes los contrastes en las comisiones de la Asamblea Constituyente, algunos no han entendido que su verdadera tarea es redactar un texto que sea útil para la ciudadanía, más allá de asambleas y otros rituales democráticos o demagogos, algunos en su caso, ya que por una lado generan movilizaciones y por otro, son incapaces de proponer una modificación al texto enviado por Mancera.

La izquierda sigue atorada en el cómo, sin llegar al qué. Sigue movilizando a sus bases sin decirles cuáles son sus propuestas y más aún, no les dicen abiertamente o aceptan que están para defender el texto de Mancera.

Esperamos un PRI responsable y consciente del valor de las instituciones.

Al tiempo

* ExLegislador

jorgeschiaffinoisunza@yahoo.com.mx