imagotipo

Desde el sexto sol | Rocío Sesma Verde

  • Desde el sexto sol: Rocío Sesma Verde

Albert Einstein lo sentenció: “Sin las abejas, sería el fin de la humanidad” y grupos ambientalistas y expertos están dando a conocer que no solo los agroquímicos las afectan, sino también los celulares que se activen y se utilicen alrededor de panales.

Las abejas son quienes inician la cadena de la polinización en las flores y el rol que juegan en la naturaleza no tiene precio y son innumerables los beneficios que traen para que la vida siga existiendo en el planeta.

La polinización es fundamental para que las plantas en flor produzcan cualquier tipo de semilla y de frutas.

Las abejas tienen el cuerpo cubierto de pelos que recogen fácilmente miles de gránulos de polen cuando se mueven al interno de las flores y visitan solamente una especie de flor durante cada uno de sus viajes.

Cada abeja recoge la cantidad suficiente de polen para su propio alimento y también para las necesidades de la colonia y en una sola jornada, una abeja puede visitar miles de flores de una misma especie, recogiendo el néctar y el polen y esparciendo interminablemente los gránulos de polen por todas las flores.

Si estos hermosos ejemplares desaparecieran del planeta, al hombre solo le quedarían cuatro años de vida, de acuerdo a la teoría de Einstein, pues sin abejas no hay polinización, ni plantas, ni animales ni hombres.

Es esperanzador que se esté llevando a cabo una campaña a nivel mundial para preservar y cuidar las áreas en donde se encuentran las abejas e incluye la no utilización de celulares alrededor.

Un dato curioso sobre las Abejas es que ocupan el lugar número uno en el reino animal en donde la hembra tiene todo el poder junto a sus obreras.

Sí, nada iguala a la abeja reina, al comandar la sociedad más organizada de la naturaleza.

En realidad, casi toda la población de abejas está compuesta por hembras. La matriarca lidera un verdadero ejército de operarias, que trabajan juntas para alimentar a la reina y mantener la colmena. Si has visto una abeja volando por ahí, probablemente era hembra.

Los machos existen en menor cantidad, para fines reproductivos. Una vez que cumplen su función, mueren.

@RocíoSesma

soldesoles20@hotmail.com

/arm