imagotipo

Despenalizar el uso medicinal de la marihuana / Marco A. Bernal

  • Marco Bernal

La iniciativa del presidente Enrique Peña Nieto sobre el uso medicinal y portación de la marihuana es un nuevo enfoque para abordar el problema de las drogas en México. La iniciativa pretende cambiar la visión prohibicionista por una que privilegie la salud pública y los derechos humanos, con la finalidad de poner a disposición de los pacientes que lo requieran medicamentos y nuevas alternativas terapéuticas que contengan derivados de la “cannabis” para mejorar su calidad de vida.

La propuesta enviada al Senado busca reformar la Ley General de Salud y el Código Penal Federal. La reforma a la Ley tiene como objetivo “permitir la siembra, cosecha, cultivo, preparación, acondicionamiento, adquisición, posesión, comercio, transporte, prescripción médica, suministro, empleo, uso, consumo y, en general, todo acto relacionado con la ‘cannabis sativa’, ‘índica’ y americana o marihuana, o su resina, exclusivamente con fines científicos y médicos”.

Es importante remarcar que la propuesta suprime la prohibición, pero no supone la legalización. Se trata de la autorización para elaborar medicamentos con extractos de cannabis o su resina, sujetos a estrictos controles sanitarios para establecer estándares de calidad, seguridad y eficacia.

La reforma al Código Penal Federal propone no tipificar la posesión como un delito y permitir a los pacientes el uso estrictamente personal del narcótico en las cantidades señaladas en la Ley General de Salud. La reforma al Código, también generará un impacto social positivo al descriminalizar el consumo y reducir el número de personas consignadas por portación, ofreciéndoles la oportunidad de acceder a tratamientos de desintoxicación y de reincorporarse a sus vidas sociales y productivas.

La iniciativa representa para el Estado mexicano un paso congruente con la postura que el Presidente expuso en la Asamblea General de las Naciones Unidas, con los foros públicos convocados a nivel nacional sobre el uso de la marihuana y con la reciente resolución de la Suprema Corte de Justicia de la Nación sobre el tema. La propuesta expresa una reflexión crítica sobre el enfoque actual para abordar la problemática de las drogas en México y fortalece el combate a las adicciones.

A partir de esta reflexión y de ser aprobada la iniciativa en el Congreso, México se perfila a la redefinición del régimen internacional sobre drogas. Sin embargo, las reformas propuestas deberán de ser acompañadas por políticas públicas que logren establecer los controles sanitarios y estándares que aseguren el acceso oportuno a pacientes, a combatir adicciones en la población mexicana y asegurar los procedimientos legales para consumidores.

En el PRI respaldamos la iniciativa de reforma a la Ley General de Salud y al Código Federal enviada al Senado por el Ejecutivo federal, pues reconocemos los avances en el desarrollo científico y médico a nivel mundial. En el partido consideramos que la sociedad mexicana debe tener acceso a todos los recursos terapéuticos disponibles hoy en día, incluyendo el uso medicinal de la marihuana.