imagotipo

El recuento

  • La moviola/ Gerardo Gil

Llegada la clausura, el sábado 30 de julio, de la edición número 19 del Festival Internacional de Cine de Guanajuato (GIFF) es momento de hacer un recuento de lo bueno, lo no tanto y lo que de plano no funcionó en este evento.

1.-Dentro de las fortalezas del Festival se encuentra la proyección de estrenos mexicanos. Foro ideal para la difusión del cine nacional, tiene el añadido de que las funciones son gratuitas.

Este año el plus lo dio el filme “7:19” de Jorge Michel Grau. Protagonizado por Héctor Bonilla y Demián Bichir, toca el tema del terremoto de septiembre de 1985.

No tan bueno es que estrategias comerciales sugieran la no difusión de críticas sobre la película hasta el momento de su estreno (en este caso en septiembre). Parte de la fuerza de un Festival se da en las reseñas críticas y no solo en las notas de prensa. Lo que sí vale la pena destacar por adelantado es el sólido trabajo actoral de Bonilla y Bichir. La dirección de Michel Grau hace lucir desde los actores estelares hasta los de papel más breve como Adrián Aguirre.

2.-Aun y cuando ya se han exhibido en otros Festivales, dos filmes mexicanos causaron buena impresión en el público: “Sopladora de hojas” de Alejandro Iglesias Mendizábal y “Maquinaria panamericana” de Joaquín Del Paso, que ganó el premio al Mejor Largometraje de Ficción Mexicano.

3.-Dentro de la sección de Documental mexicano, destacó “Resurrección” de Eugenio Polgovsky, sobre el contaminado río El Salto de Juanacatlán, en Jalisco. Es además una reflexión sobre la avaricia y la explotación del hombre en aras de un supuesto progreso. Polgovsky se confirma en cada trabajo como un sólido documentalista de claro compromiso social.

4.-“We are X” de Stephen Kijak, se convirtió en una sorpresa. Documental sobre el grupo japonés XJapan y la vida de sus integrantes, toca cual si fuera un guion de ficción los lugares comunes en la vida de cualquier músico que se respete: drogas, pleitos entre los miembros y el secuestro de uno de ellos por una secta. Pero este hecho, les da un aire incluso de inocencia a los miembros. En realidad, más que esto, el tema es la occidentalización. Por cierto el fundador de la banda Yoshiki, con cara de no entender nada, estuvo en la presentación.

5.-El filme que fue lo mejor de esta edición: “Aprendiz” una coproducción entre Singapur, Hong Kong, Alemania, Francia, Qatar, sobre un joven que entra a trabajar a una prisión en Singapur al área de los condenados a muerte solo para cobrar venganza al verdugo de su padre. El tema de fondo el parricidio y a la vez la búsqueda de la figura paterna. Ojalá no tarde en estrenarse a nivel comercial.

6.-GIFF en su edición 19 pasa por una adolescencia normal, con altas y bajas, fortalezas y debilidades a
nivel logístico y de presupuesto. Retos superados, como en general sucedió este año, si el énfasis se da en la calidez a los asistentes, en su mayoría estudiantes y jóvenes. Si así se hace, el camino llegará a buen puerto. La forma es fondo bien dicen.

En corto (Mientras tanto en El Salón de la Justicia)

“Quien no lo ha advertido, los monstruos tienen su susceptibilidad , los monstruos son quisquillosos”.

Víctor Hugo

1.-“La civilización del espectáculo en pleno” como dice Mario Vargas Llosa, se ve en “Escuadrón suicida” (David Ayer,2016). Las reacciones molestas de los fans de DC ante las primeras críticas lo demuestran. La ascensión de la cultura pop a la cultura en general, se refleja en este fenómeno. Además por supuesto del triunfo del comercio por sobre el arte.

2.-El filme atenta contra mitos populares al traicionar el discurso del post modernismo (el anti heroísmo) y volver “buenos” a villanos clásicos.

3.-Poco que contar de la sinopsis: un grupo de villanos son reclutados por el Gobierno de Estados Unidos para vencer un peligro de proporciones mayores a cambio de la reducción de sus condenas. Y hasta ahí.

4.-La película, vista sin pasiones, falla en la edición. Al principio es muy ágil y con excelente soundtrack, y luego se rellena con escenas de acción. Por cierto Jared Leto como “The Joker” es de plano desaprovechado. No así Margot Robbie como “Harley Quinn” que es lo mejor del filme. Will Smith “Deadshot” cumple a secas.

5.-La urgencia por entregar un producto de verano obliga a Warner a hacer este filme que poco aporta a la serie iniciada con “Superman; Man of Steel, Zack Snyder, 2013). Parece más una película basada en comics de aquellos que se hacían en los noventa, que una apuesta millonaria que depende de una franquicia.

6.-Y el poder de la distribuidora Warner-Universal (el verdadero Escuadrón suicida), que condiciona a exhibidores y prensa el acceso al filme.