imagotipo

Elena Garro ¿una partícula revoltosa? | Profesión escritora | Andrea Balanzario

  • Sociales

Me acerqué a Elena Garro por la pugna interminable con quien fuera su esposo: Octavio Paz. Llegué a la gran autora poblana por un camino diferente pero más personal. Luego en la universidad fue una de las escasas autoras incluidas en los programas de literatura mexicana. Pronto se cumplirá el primer centenario de su nacimiento, es importante difundir su obra para invitar nuevas lectoras y lectores a acercarse a una gran escritora opacada, no por su exmarido, si no por desafortunadas posturas con tintes políticos. Es urgente reivindicar su talento, desterrar el incomprensible boicot que la destinó su pleito con el Nobel de Literatura cuya sombra y poder limitaron estudios críticos y reseñas. Te invito a comprar su Obra reunida, editada por el Fondo de Cultura Económica, leerla y apreciarla en todo su valor literario.

soc-elenagarro

Cuentos

Los tres volúmenes de cuentos, “Andamos huyendo Lola”, “La semana de colores” (que en una edición posterior tomaría el título de su relato emblemático: “La culpa es de los tlaxcaltecas”) y “El accidente y otros cuentos inéditos”, se mantienen como libros paradigmáticos de la ficción mexicana, debido a la profundidad psicológica de sus tramas, a la maestría implícita en la aparente sencillez del estilo y a los notorios rasgos autobiográficos que adquieren tintes de pesadilla y humor negro. En los cuentos de Garro pueden encontrarse las contradicciones del ejercicio de la política en el México de medio siglo, así como la marginación impuesta a las minorías frente a una hipocresía social y, sobre todo, el drama de la mujer enfrentada a sí misma.

Teatro

Los diálogos ágiles y anticonvencionales, el peculiar universo interior de sus personajes, la soledad y la melancolía que colman su universo literario, aunado a su sentido del humor muchas veces macabro y cínico, hacen de la obra de Elena Garro una de las más importantes del siglo XX en México.

Novelas

El tercer volumen de las Obras reunidas de Elena Garro incluye dos novelas: Los recuerdos del porvenir, ganadora del premio Xavier Villaurrutia, cuenta los sucesos en un lugar llamado Ixtepec durante la década de los años 20, mientras se desarrolla la Guerra Cristera; Y Matarazo no llamó… es un thriller político que se desarrolla en el marco de las persecuciones sindicales y estudiantiles durante las décadas de 1950 y 1960 en México. puede ser que los líos familiares de Garro y Paz la hayan opacado, pero es hora de integrarla a nuestras listas de lecturas para este año. Si puedes, visita el Centro Cultural Elena Garro, está en Fernández Leal 43, Barrio La Concepción, en Coyoacán. Abre de 10 de la mañana hasta las 9 de la noche, tiene estacionamiento. ¿Qué esperas para leer a Elena Garro?

/arm