imagotipo

Enrique Ochoa Reza por el país

  • Jorge Schiaffino

El dirigente nacional del PRI, ha emprendido una tarea nada fácil ante las críticas que recibe el Gobierno, muchas de ellas inspiradas en una campaña mediática sobretodo de tono personal en contra del Presidente de la República. En esta misma semana en San Luis Potosí, fuimos testigos de esta etapa de compromiso a la que se está convocando a todos los priístas para prepararse a enfrentar la que sin duda será una elección de gran competencia y en el marco de una estrategia utilizada por sus adversarios de mentira, rumor, denostación, infamia, calumnia y de bajo nivel.

En contra de estas acciones, fue grato presenciar y percibir la entereza con la que Enrique Ochoa está iniciando su gestión para terminar con estos amagues irracionales de los partidos de oposición.

Es la base, la militancia y la sociedad priísta, la que de forma motivada puede y habrá de enfrentar el proceso de sucesión en el 2018. Ese discurso de toma de posesión que escuchamos de Ochoa, cobra mayor sentido cuando hace notar el compromiso que existe para erradicar del partido actitudes o prácticas de corrupción que han dañado tanto la imagen y la preferencia del partido y seguramente que en su momento, tratarán de ligar a quien resulte candidato.

El reencuentro con los priístas de una nueva generación de políticos, es básica para darle un rumbo congruente al partido con la transformación que está llevando a cabo esta administración y que dará frutos en los próximos años. Porque si algo es cierto es que el PRI de Peña Nieto, logró con argumentos sólidos convencer a los principales partidos de oposición para concretar Reformas Estructurales que tanto reconocimiento le han dado al presidente Peña en el exterior.

Por otro lado, la sensible baja de los números en la aprobación de esta administración, sí están siendo fuente de análisis de la actual dirigencia, pues es clara su conciencia sobre las repercusiones políticas que esto está significando en principio para las elecciones en el año 2017, en particular la concerniente al Estado de México.

De carrera eminentemente en la administración, Enrique Ochoa está demostrando que tiene la capacidad política para renovar las acciones y plantear un discurso del PRI que procesa su adaptación a los tiempos democráticos que se viven en la segunda década del siglo XXI.

Liderazgo sólido y decisión, es lo que se entiende de la llegada de este joven y talentoso priísta quien con la mayor confianza del presidente Peña, viene a organizar un partido para momentos de alta competencia política y a configurar una estructura en todo el país, lista para responder a los ataques y a las mentiras de los adversarios.

Este dirigente se ha planteado debatir y confrontar proyectos, ideas, así como las convicciones y la congruencia de actos entre los políticos de otros partidos y los del PRI. Nadie ha dado respuesta y bajo excusas siguen sin aceptar el reto del debate.

Tras su visita, deja un aire de optimismo, proyecta un PRI diferente que se abre a nuevas generaciones para que sean parte de esa transformación social y política de un México en movimiento como está sucediendo desde el 1 de diciembre de 2012.

Ese liderazgo, requiere del apoyo y la confianza de las bases para poder engranar un proyecto con miras a las siguientes elecciones.

La clase política, las dirigencias de sectores, organizaciones y los políticos locales y regionales, están poco a poco entendiendo esta dinámica impuesta desde el CEN para hacer que el PRI tenga presencia en toda la República y que los políticos de sus filas asuman un compromiso con la legalidad, la transparencia y la erradicación de actos de corrupción.

Esta dirigencia tiene un reto de grandes proporciones y por lo tanto, grandes son también las expectativas que ha generado, en las visitas a los Comités Directivos Estatales, se está iniciando una gesta para preparar al PRI rumbo al 2018.

Las visitas que realiza el Presidente en el interior del país, revisten una gran importancia para los priístas, ya que su presencia con  las bases del partido, motivan y reviven el orgullo de ser priístas.

Al tiempo.

* ExLegislador

jorgeschiaffinoisunza@yahoo.com.mx