imagotipo

Escaparate de la moda

  • Escaparate a la moda: Claudia Azcona

  • Lunares de sangre, delatores de envejecimiento.
  •  ¡Adiós cicatrices y manchas!

Con el paso de los años, la piel luce sensible frágil y sus cambios son más visibles. No podemos escaparnos de las terribles garras del tiempo, así que hay que tomar precauciones para retardar su envejecimiento.

Las alteraciones en la dermis están relacionadas con diversos factores como la alimentación, la estructura genética y una exposición continua a los rayos solares (la cual produce un daño acumulativo). Es tiempo que cuidar nuestra piel, de la mano de los expertos…
A PARTIR DE LOS 40

Las arrugas, manchas y la pérdida de elasticidad no son las únicas marcas que reflejan el envejecimiento de la piel, existen otras que pueden dejar una huella imborrable: los puntos rubí o nevos cherry, conocidos también como lunares de sangre, los cuales se vinculan con la edad tanto en mujeres como en hombres. La aparición de estas lesiones suele manifestarse a partir de los 40 años (o sea yo) especialmente en personas de piel blanca, sobre todo en aquellas que se han expuesto a los rayos UV sin una adecuada protección. Se presentan en áreas como el tórax, el cuello, los brazos y las piernas, regularmente la afectación tiene una dimensión entre uno y dos milímetros, no obstante existe la probabilidad de que aumente el tamaño.

Tanto en jóvenes como en personas mayores, un examen periódico de la piel colabora a identificar el tipo de mancha, monitorear su desarrollo y descubrir a tiempo si se trata de algún cuerpo maligno. La experta en piel, Jatziri Chávez, directora del Centro Dermatológico de Alta Especialidad Cedae, aconseja que uno de los mejores cuidados que podemos otorgarle a la dermis es una evaluación periódica y tener hábitos correctos de
limpieza e hidratación.

“Los lunares de sangre aparecen como resultado de la dilatación de los vasos sanguíneos ubicados en la piel. Son de tipo benigno y no tienen ninguna repercusión para la salud, pero pueden tener consecuencia en la imagen de las personas”, aclaró la especialista para después agregar:“Se pueden quitar a través de la extirpación, ya sea con una electrocirugía, que radica en dar un punto de calor en el lunar, o con un láser de CO2. Sin embargo, eliminar los nevo cherry no asegura que broten en otras zonas de la piel”.

La integrante de la Sociedad Mexicana de Dermatología y de la Sociedad Mexicana de Cirugía Dermatológica y Oncológica, manifestó que los lunares de sangre también pueden presentarse en mujeres embarazadas, sin embargo, suelen desvanecerse una vez que dan a luz.
UNO DE LOS PADECIMIENTOS MÁS FRECUENTES

Un problema habitual en la piel de los jóvenes es el acné. Sin embargo, mujeres y hombres en edad adulta no están libres de sufrir esta enfermedad que tiende a exteriorizarse a través de espinillas, granos, enrojecimiento y un incremento en la secreción de grasa en la piel. El 12 por ciento de las mujeres adultas tiene acné, mientras que únicamente el cuatro por ciento de los hombres se ven afectados por esta molestia. Sobre su aparición en mujeres adultas, la dermatóloga agregó que se debe primordialmente a trastornos hormonales, el uso de cosméticos incorrectos para la piel (que emplean en su elaboración fórmulas cremosas y grasosas), a la ingesta de algunos fármacos como vitamina B12, inadecuados hábitos de limpieza y el consumo de lácteos y azúcares. Con respecto a las zonas más afectadas, la especialista destacó que es el rostro, el pecho y la espalda. Señaló que para minimizar los brotes y no tener cicatrices en un futuro, lo ideal es recibir un tratamiento oportuno. “Los fármacos tópicos y los antibióticos suministrados vía oral son los métodos más frecuentes para combatir el acné. Los retinoides, derivados de la vitamina A con una alta concentración brindan mejoría del 90 por ciento”, manifiesta la especialista en el tratamiento del acné, quien utiliza más de 20 tipos de peelings para minimizar los síntomas de esta afección, entre los que destaca la realización de un innovador hidrofacial.

MEJORA LA APARIENCIA DE TU PIEL

Pigmentación y manchas de acné, quemaduras de sol, cicatrices ocasionadas por varicela, raspaduras, picaduras de insectos, cirugías y cesárea, estrías causadas por el embarazo, marcas por la edad (que se presentan en el dorso de las manos), quemaduras, piel seca y envejecimiento, son condiciones de la piel que ya pueden ser tratadas con éxito con aceites naturales y mejorar notablemente su apariencia. Médicos especialistas avalan el poder de los tratamientos formulados con aceites de origen bio-oil los cuales combaten este tipo de problemas, gracias a sus componentes: purecellin oil e ingredientes naturales como caléndula,
manzanilla, lavanda y vitaminas A y E.

Importante firma presentó a medios de comunicación un innovador aceite hipo alergénico y libre de parabenos, que además de ser ligero y no grasoso, promete a través de las bondades contenidas en su elaboración como vitaminas y extractos de plantas, brindar máxima hidratación a la piel y renovar su apariencia.
VITAMINA C PARA REDUCIR LOS SIGNOS DE LA EDAD

Una firma de proyección mundial presentó un suero en gel para reparar el daño, reducir los signos de la edad y proteger la piel de las moléculas reactivas creadas por los agresores ambientales que ocasionan mutaciones en el ADN y un deterioro a nivel celular. El innovador gel está formulado con una combinación de dos por ciento de Florentina (que neutraliza los radicales libres e inhibe la formación de manchas ocasionadas por el sol), 10 por ciento de Vitamina C y 0.5 por ciento de ácido ferúlico. Estudios clínicos de médicos dermatólogos de skinceuticals señalan que la incorporación de la molécula de Florentina aumenta la eficacia de la Vitamina C y del ácido ferúlico para incrementar la sinergia, mientras regula la producción de pigmento. El antioxidante promueve la renovación celular, estimulando la producción de colágeno para fortalecer la estructura de la piel,
mejorando su firmeza.
SECRETOS QUE NADIE TE HA CONTADO…

Algunas abuelas suelen decir: “Lo natural siempre es lo mejor”, sabía frase… Y no solo en alimentación, sino también en el cuidado personal. La manzana es un componente clásico utilizado para realizar diversos remedios caseros. Entre los secretos de salud y belleza atesorados por varias generaciones de abuelitas se encuentra la famosa mascarilla para combatir barros y espinillas elaborada con manzana, la cual se licúa con la mitad de una pieza junto con una cucharada de miel, canela en polvo y avena pulverizada.

Para aminorar las ojeras, no hay nada mejor que la aplicación de rodajas frías de manzana (tipo Washing tono verde granny smith) en los ojos. Recuerda que cualquier método que nos ayude a aliviar un padecimiento debe ser evaluado previamente por un especialista.
@claudiaazcona

claudia_azgar@hotmail.com