imagotipo

Febrero: desdiputadero/ Juego de palabras / Gilberto D’ Estrabau

  • Gilberto Destrabau

Seguramente usted conoce el refrán “enero y febrero desviejadero”. Parte de él podrá usarse como anuncio de una poda que hace mucho esperamos los mexicanos: los famosos 100 diputados plurinominales que le sobran a San Lázaro ( de hecho le sobran más, pero hay que dar gracias a Dios por las pequeñas mercedes ).

El anuncio del desdiputadero lo hizo el doctor César Camacho, coordinador de la fracción priísta en la Cámara baja, y seguramente el político más sagaz y experimentado de los que integran la XLIII, apuntando además que en el debut del período ordinario de sesiones de la Legislatura en 2016, su partido presentará además una iniciativa de reforma electoral pues “ el proceso electoral 2018 no ha empezado, pero la escaramuza política sí “.
Una nueva reforma electoral

Como la reforma que presentará el PRI no es constitucional, no tendrá problemas en la Cámara de Diputados, donde el tricolor y sus aliados tienen mayoría,lo que no ocurre en el Senado, dijo Camacho a El Universal.

Quizá es por eso que, además de la amputación de pluris, que encontrará férrea oposición en el Congreso, pues esas 100 curules son 100 salarios políticos que pueden ofrecer los partidos a sus operadores y reservas estratégicas, y de tapar los resquicios legales de que se han venido beneficiando algunos actores políticos, la iniciativa del PRI fortalecería los mecanismos de la iniciativa ciudadana, de la transparencia y de la rendición de cuentas.

Como se ve, el menú es variado y  apetitoso, pues tanto la dirigencia priísta como su representación legislativa  están ofreciendo a sus rivales la oportunidad de obtener beneficios en el “ piso parejo “ de que habla el doctor Camacho, “ evitando ventajas de quien sea, ventajas derivadas de un vacío legal o de una deficiente normatividad “. Además, el timing es más que adecuado, tomando en cuenta que 2017 es el preludio de la grande dieciochera, pero que también tiene sus elecciones (no siendo la menos importante la que renovará gobierno en el Estado de México, avatar por tradición de los resultados presidenciales).

En  cuanto a la respuesta que ha tenido la intención priísta de encabezar una enésima reforma electoral, las respuestas han sido en su mayoría positivas. El panista Federico Doring, subcoordinador de su fracción en la Cámara,  ya adelantó que su partido va a tener mucho que decir y mucho que proponer, Morena se dijo lista para el debate y Agustín Basave, quien se ha autodesignado opositor oficial de todo lo que haga o quiera hacer el PRI, se pronunció en contra de la reforma electoral que impulsa Manlio Fabio Beltrones, aunque se mostró dispuesto a participar en una revisión integral de la reforma en ciernes.
Entonces yo daré la media vuelta…

Como decimos la reforma es variada y apetitosa, pero habría una parte de ella, integrar la segunda vuelta en el Grand Prix mexicano, que Camacho Quiroz “ no tiene en el radar”.

Ni que decir hay que la segunda vuelta no es nueva: es una vieja aspiración del PAN, anterior, por supuesto, a cuando ganaban elecciones. Y la retoman ahora, partiendo del supuesto de que esos ganes no los volverán a ver sus pecadores ojos.

Buenos días. Buena suerte.
juegodepalabras1@yahoo.com/
Sitio Web: juegodepalabras.mx