imagotipo

Felicidades al príncipe Carlos | El Mundo de la Realeza | Mariana Vargas Ruiz

  • Realeza: Mariana Vargas

Este 14 de noviembre, Carlos, príncipe de Gales, cumplió 67 años. Al parecer, es un príncipe feliz. Padre de Guillermo y Enrique, esposo de Camila y orgulloso abuelo de Jorge y Carlota, quienes son hijos de Guillermo y Kate. Hasta la fecha, el príncipe heredero y su esposa cumplen sus funciones oficiales juntos o por separado.

Acaban de ir a Australia y Nueva Zelanda. Carlos es un hombre que ha cometido errores, pero pese a eso, el futuro rey es recibido con clamor por dondequiera que va.

A los tres años y medio de edad se convirtió en el duque de Cornualles y en príncipe heredero tras la muerte, en 1952, de su abuelo, el rey Jorge VI. A los nueve años, fue nombrado príncipe de Gales, duque de Rothesay, conde de Chester, etc., y ya de adulto tiene títulos como el universitario y diversos cargos militares.

A Carlos antes jugaba polo y surfeaba; ahora que es abuelo le gusta pilotear su avión y nada todavía, está orgulloso de serlo. Su nombre completo es Carlos Felipe Arturo Jorge Mountbatten Windsor, y según se comenta, si llega a reinar será el rey Jorge VII (eso está por verse). Siempre he comentado que, como príncipe de Gales, es un “activista” (por decirlo así). Le importan los jóvenes, la arquitectura, la ecología, la medicina, y no solo se dedica a disfrutar de sus privilegios, sino que critica, mediante sus discursos, lo que le parece que está bien o está mal, según los temas ya mencionados.

EL PRÍNCIPE Carlos y la reina. Él la apoya mucho en su trabajo real.

EL PRÍNCIPE Carlos y la reina. Él la apoya mucho en su trabajo real.

Dejó de jugar al polo por sus diversos dolores de espalda, ya que tuvo varias caídas del caballo. Esta afición la adquirió de su padre, el duque de Edimburgo, de su tío abuelo, Lord Mountbatten y ahora Guillermo y Harry lo practican.

Carlos y Camila, pese a todo lo que se dice de ellos, aparentan ser una pareja estable y feliz. Claro que hay murmuraciones, pero ellos, en este último viaje que han realizado a Australia y aNueva Zelanda, se han mostrado alegres y relajados.

Carlos conoció a Camila en los años 70, aunque su tío, lord Mountbatten, viendo que Camila tenía pasado, le aconsejó a su sobrino nieto y ahijado que la tomara como una aventura y no como algo serio, y ahora vemos como los dos se equivocaron. El matrimonio de Carlos y Diana acabó en divorcio… y el resto es historia.

Lord Mountbatten fue el “tutor” del príncipe Carlos y se equivocó. Fue asesinado en 1979 por el IRA. Carlos le lloró mucho. Pero tanto él como la reina madre -abuela del príncipe- no quisieron un matrimonio con Camila. Y ahora, repito, pese a los rumores de que viven separados, se les ve unidos y felices.

Desde El Mundo de la Realeza, le deseamos al príncipe de Gales larga vida y un feliz cumpleaños. Que disfrute de su familia y siga trabajando como lo ha estado haciendo. Muchas Felicidades.

/arm