imagotipo

¿Fueron una represalia o estaba todo preparado? / Carlos Siula, Corresponsal

  • Carlos Siula

PARÍS, Francia. (OEM-Informex).- ¿Son una represalia por las últimas operaciones policiales contra las redes yihadistas en Bélgica o se trata de operaciones que estaban preparadas? Esas dos preguntas obsesionan desde ayer por la mañana a los investigadores de la policía belga.

Los atentados de ayer en Bruselas se produjeron después de una ola de registros e intervenciones realizados por la policía belga en los últimos seis días. El primero de ellos permitió eliminar a Samir Bouzid, que murió el martes pasado durante un tiroteo con la policía en Forest, suburbio ubicado en el sur de Bruselas. Esa ofensiva de las fuerzas del orden concluyó el viernes con la detención de Salah Abdeslam, considerado como el hombre más buscado de Europa y único terrorista sobreviviente de los atentados islamistas de París el 13 de noviembre. Durante esa operación realizada en el barrio de Molenbeek, una comuna de la aglomeración de Bruselas considerada como un feudo yihadista, consiguieron escapar tres cómplices probablemente implicados en los ataques del 13 de noviembre en París.

En ese contexto, algunos especialistas consideran que los atentados de ayer Bruselas constituyen una operación de “represalia” por esa ofensiva policial. Otros especialistas, sin embargo, estiman que es imposible preparar un atentado de represalia en tan poco tiempo.

“Sin duda, se trata de una operación que estaba en curso desde hace tiempo y que fue activada más rápidamente de lo previsto”, conjeturó Mannus Maartje, especialista en terrorismo islámico en la Universidad Libre de Bruselas.

Otra interpretación pretende que constituye un manotazo de ahogado del grupo yihadista Estado Islámico (EI) para demostrar que, a pesar de los golpes recibidos en Irak y Siria, su red mundial está intacta. “Mientras peor le va al EI en en Siria e Irak, donde los bombardeos de la coalición occidental y de Rusia diezman sus filas, más sentimos las consecuencias en Europa, donde hay cantidad de células listas para actuar. Esas consecuencias las padeceremos durante varios años”, advirtió el experto en terrorismo Jacques di Bonna.

Hay quienes piensan, en cambio, que no existe ningún vínculo entre la situación en Siria e Irak y la estrategia terrorista en Europa.

Por último, ciertos especialistas se inclinan más bien a pensar que no existe ningún vínculo formal entre la red de Abdeslam y el grupo que perpetró los atentados de ayer en el aeropuerto de Bruselas y en la estación de metro de Maelbeek.

“Puede tratarse de dos células diferentes que operan con agendas separadas y que, por azar, coincidieron en fechas cercanas”, afirmó Staats Tressje, analista político del Centro Global de Estudios sobre Terrorismo, considerado como un think tank vinculado a la OTAN (Organización del Tratado del Atlántico Norte).