imagotipo

Hidalgo, Estado ejemplo | Acontecer político | José Luis Camacho Vargas

  • José Luis Camacho

Al más extraordinario constituyente de 1917, Gral. Francisco José Múgica Velázquez, en su 62 aniversario luctuoso.

El 5 de junio de 2016 se llevarán a cabo comicios electorales en 13 Estados de la República Mexicana, en los que están convocados 27 millones de votantes para elegir 12 gobernadores, 547 Gobiernos municipales y 398 diputados locales.

Ahora bien, nueve de los doce Estados en los que se renovará al ejecutivo estatal son administrados actualmente por el Partido Revolucionario Institucional (PRI), es decir, Aguascalientes por Carlos Lozano de la Torre; Chihuahua por César Horacio Duarte; Durango por Jorge Herrera Caldera; Hidalgo por José Francisco Olvera Ruiz; Quintana Roo por Roberto Borge Angulo; Tamaulipas por Egidio Torre Cantú; Tlaxcala por Mariano González Zarur; Veracruz por Javier Duarte de Ochoa y Zacatecas por Miguel Alonso Reyes.

Por otro lado, el Partido Acción Nacional (PAN) en alianza con el Partido de la Revolución Democrática (PRD) obtuvo el triunfo hace seis años con Gabino Cué Monteagudo, Sinaloa con Mario López Valdez y Puebla con Rafael Moreno Valle.

En el caso del Estado de Hidalgo, el pasado primero de abril dieron inicio las campañas electorales para renovar la gubernatura, 84 Gobiernos municipales y 30 diputados locales, quienes serán electos el 5 de junio por poco más de dos millones de ciudadanos que se encuentran inscritos en la lista nominal de electores.

Serán 60 días de una campaña intensa y exhaustiva a lo largo y ancho de los 20 mil kilómetros cuadrados que componen el Estado de la República que está a punto de cumplir 150 años de existencia, tiempo durante el cual ha tenido Gobiernos de avanzada y Gobiernos que han hecho posible grandes triunfos a favor de la entidad que lleva por nombre el de uno de los máximos héroes patrios; ello a iniciativa de otro gran patriota, como lo fue Benito Juárez García.

Enclavado en la región central del país, Hidalgo es un cénit de desarrollo en todos los sentidos, pues aunado a los diversos climas y recursos naturales con que cuenta, el ambiente de paz, crecimiento y oportunidades que se respira en cada uno de sus 84 municipios, lo ha vuelto un ejemplo de calidad de vida.

Su gobernador, el maestro José Francisco Olvera Ruiz, ha tenido la responsabilidad de liderar al Estado durante los recientes seis años, tiempo durante el cual la prudencia, visión y astucia han sido la insignia con la se ha caracterizado un Gobierno exitoso.

La labor no ha sido sencilla, pues los retos son numerosos y los recursos son escasos, pero ése ha sido justamente el principal de los logros del gobernador Olvera Ruiz: aprovechar al máximo el potencial de los hidalguenses a través de políticas públicas novedosas, eficaces y racionales, que se traduzcan en beneficios concretos y sustentables para las familias.

De ahí que una de las principales acciones con las que será recordada la actual administración estatal sea la creación de la Ciudad del Conocimiento y el impulso de la educación, ciencia y tecnología como herramientas eficaces para conquistar un mejor futuro para los jóvenes.

Para ello, el maestro José Francisco Olvera no se encontró satisfecho con saber que Hidalgo era un Estado petrolero, pues la presencia de la empresa productiva del Estado y las actividades que genera a su alrededor son evidentes, y decidió impulsar exitosamente la industria metal-mecánica y automotriz como una vía de diversificación económica.

Esa determinación ha permitido que en el contexto internacional de baja del precio del petróleo y desinversión de Pemex, Hidalgo cuente con más opciones de crecimiento y pueda hacer frente al complicado entorno que está enfrentando la industria petrolera y minera.

Las acciones emprendidas por el Gobierno del Estado de Hidalgo han sido las correctas y las más prudentes, en aras de crear las condiciones necesarias para permitir que cada uno de los sectores productivos del Estado alcance su máximo potencial.

Encabezando un amplio y diverso equipo de trabajo, integrado por mujeres y hombres de gran capacidad, experiencia y sensibilidad, José Francisco Olvera Ruiz ha sido un general de generales que ha colocado a Hidalgo como un ejemplo de paz, seguridad y progreso.

En estas condiciones de magníficos resultados a la población hidalguense, el Estado se encuentra en un proceso de evaluación en el que, sin duda, el nombre de José Olvera Ruiz es sinónimo de palabra cumplida y capacidad probada, pues los compromisos asumidos hace seis años por el entonces candidato a gobernador no solo se cumplieron, sino que sobrepasaron las expectativas.

Es deseo de todos los mexicanos y de los hidalguenses, en particular, que los ejercicios democráticos se realicen en un marco de respeto, altura de miras y compromiso con los más altos intereses de la población. E Hidalgo no es la excepción.

camachovargas@prodigy.net.mx

Twitter: @jlcamachov

/arm