imagotipo

La semana de México en la LSE / Poder Nacional / Javier Oliva

  • Javier Oliva Posada

Londres. Hoy concluye este evento, que lleva realizándose 16 años consecutivos. Toda una tradición en la London School of Economics and Political Science. En esta ocasión llevó por título “México y su proyección en el mundo”. Se desarrollaron seis mesas y una conferencia magistral. Los temas tratados fueron, entre otros, los efectos económicos de las reformas estructurales, la política social, por supuesto, la diplomacia y política exterior, los procesos electorales en Latinoamérica, seguridad pública, educación y Defensa Nacional.

Participaron, en otros ponentes, los Embajadores de nuestro país en los Estados Unidos y en el Reino Unido, Miguel Basáñez y Diego Gómez Pickering, quien por cierto, apoyó con mucho entusiasmo la realización de la “Mexico Week 2016”. También tuvieron una presencia destacada, Graco Ramírez, gobernador del Estado de Morelos; el senador Armando Ríos Peter; el vicepresidente del INEGI, Mario Palma; David Nájera, ministro de la Embajada de México en el Reino Unido; Judith Mariscal, investigadora del CIDE; Enrique Díaz Infante, investigador del Centro Espinoza Yglesias; Iván Pliego, presidente de la sociedad de exalumnos de la LSE. En la organización estuvimos, el profesor Francisco Panizza y el presidente de la sociedad de alumnos, Rodrigo Reyes. Por su parte, el Centro de Estudios de México en el Reino Unido de la UNAM, a través de su director, el doctor Luis Durán, también apoyó de forma decidida el desarrollo del encuentro.

Por parte de los profesores e investigadores de la comunidad de la LSE, estuvieron los profesores George Philip, decano del Departamento de Gobierno, George Lodge, Gareth Jones, entre otros. La asistencia fue importante en cada una de las sesiones y las preguntas, críticas y señalamientos por parte del público y sobre todo, de los estudiantes, fuero muy interesantes y agudas. Cabe destacar que hay un clara preocupación por las condiciones que enfrentan la sociedad y el país en general, los retos como la desigualdad, la pobreza y la inseguridad pública. Varios de los becarios mexicanos, pudieron exponer o avanzar, los contenidos de sus investigaciones de grado, lo que a su vez le dio contexto y profundidad a los debates.

De los temas tratados, el que más atención y tiempo ocupó, fue el de la desigualdad. Con estudios estadísticos, documentación internacional y considerando la bibliografía más reciente sobre el tema y sus implicaciones, varias de las intervenciones ensayaron respuestas sobre el origen de la misma. Resaltaron temas de la corrupción así como el de organización y participación ciudadana. Teniendo ejemplos tan recientes como los de Guatemala o Brasil, la articulación de la protesta social vuelve a tener un lugar protagónico respecto de las formas de contener o corregir decisiones o abusos de poder. El atender realidades comparadas y hasta cierto punto, compartías, desde la perspectiva de la unidad geopolítica latinoamericana, implica estudiar y atender cómo y hacia a dónde se mueven las sociedades contemporáneas.

Por último, la disposición de una institución del nivel y prestigio de la London School of Economics para apoyar y difundir este tipo de eventos internacionales, resulta un fundamental aporte para la ampliación de las visiones y propuestas para construir sociedades más justas. México, como un actor del primer nivel, sigue llamando la atención por la paradoja de una imagen compartida de violencia extendida por la mayor parte del país, a la vez, de ser una sociedad y economía en pleno desarrollo y crecimiento.
javierolivaposada@gmail.com