imagotipo

Libertad bajo Palabra

  • Pedro de León Mojarro

“No son los sistemas, sino sus excesos los que deshumanizan la historia”

Gabriel García Márquez

 

  • Pedro de Leon Mojarro
  • El reclamo

El 2013 celebramos el Centenario del Ejercito Mexicano. Fue creado como “El Ejército Constitucionalista” el 19 de febrero de 1913 por el Congreso del Estado de Coahuila, mediante el decreto 1421, que desconocía a Victoriano Huerta y le concedió el poder, al entonces gobernador Venustiano Carranza para conformar un ejército que restituyera el orden Constitucional.

Este año, según la encuesta del INEGI, calificaron en el nivel de confianza más alto a la Marina con 87 por ciento, 3 puntos más que en 2015 y al Ejército con 85 por ciento, 8 puntos más que en 2015.

El Ejercito, junto con la iglesia son de las pocas instituciones que están bien evaluados en la percepción ciudadana, no obstante, el resentimiento social que prevalece.

Las declaraciones del general secretario, Salvador Cienfuegos, evidentemente retumbaron y como dice el dicho “se lo dijo a Juan para que lo entendiera Pedro”: “Mi balance es que en 10 años que se determinó que se reconstruyeran las policías, todavía no las vemos reconstruidas, el balance es que ha habido un número muy importante de muertos que no debería estar sucediendo, el balance es que falta compromiso de muchos sectores para que esto pueda caminar, no es un asunto que se pueda resolver a balazos”.

Se habían tardado, justo el reclamo ante una situación jurídicamente irregular, el reclamo del general Cienfuegos, debió haberse dado en el primer año del Gobierno del presidente Peña. La salida del Ejército y la Marina de sus cuarteles, hicieron negligentes a la mayoría de los Gobiernos estatales, mismos que con honrosas excepciones, no hicieron su tarea para conformar sus cuerpos de seguridad, que les permitieran enfrentar a la delincuencia en sus distintas modalidades, narcotráfico, secuestros, extorsiones, cobros de piso, y rapiña.

Particularmente un militar retirado me comentaba que se sentían muy decepcionados y prácticamente abandonados, “nosotros nos jugamos la vida diariamente para capturar a los delincuentes y 8 días después, andan libres nuevamente delinquiendo, los derechos humanos son para ellos, para nosotros es la condena, la indefensión, la crítica feroz, ante algún error cometido de nuestra parte, me gustaría que se pusieran nuestro uniforme y que vivieran la que nosotros vivimos aunque sea una semana, no meses ni años como lo hemos vivido nosotros”.

Declaración coincidente con la del general Cienfuegos que dice: “Ya le están pensando si le entran a seguir enfrentando a estos grupos, con el riesgo de ser procesados por un delito que tenga que ver con derechos humanos, o a lo mejor les conviene más que los procesemos por no obedecer”.

Qué bueno que el general Cienfuegos alzó la voz, ya era tiempo, ahora ahí andan todos, intentando hacer lo que no hicieron en años, los diputados y los senadores intentando enmendar la plana, quién sabe que vaya resultar de la “emergencia”, por lo pronto, coincidiendo con el General cuando dice: “no es un asunto que se pueda resolver a balazos”, es tiempo que además de legislar lo que deben legislar, pensemos en las causas estructurales de la descomposición social.

¡La terrible desigualdad social, es producto de la riqueza concentrada en unos cuantos y la pauperización de millones! ahí se incuba el huevo de la serpiente.

Podrán legislar para darle mayor margen de acción y legitimidad al ejército, se requiere, pero eso no va hacer que baje la inseguridad como lo demuestran las estadísticas, “no es un asunto que se pueda resolver a balazos”.

Y si ustedes no tienen inconveniente lectora, lector queridos, nos leemos el próximo jueves.

P.D. ¿Hablará algún un otro general, que se exprese igual de fuerte en contra de la corrupción?, hace falta.
*Miembro de Unidos Podemos A.C. Zacatecas

Facebook: Pedro de León Mojarro

Twitter: @Pdeleonm

Sitio Web: www.pedrodeleon.mx