imagotipo

Los Folkloristas: 50 años de son y tesón en Bellas Artes

  • Bazar de la cultura: Juan Amael Vizzuette Olvera

Cuando Los Folkloristas actúen, este sábado 10 de septiembre, en la Sala Principal del Palacio de Bellas Artes, junto a ellos estarán simbólicamente presentes todos los músicos populares de México y América Latina. Diego Ávila, integrante de la nueva generación del cincuentenario grupo, se refiere a esos creadores como “los verdaderos maestros”, y siente la satisfacción de que ese legado reciba el justo reconocimiento. La cita es a las 19:00 horas, en avenida Juárez y Eje Central Lázaro Cárdenas.
REGRESO A BELLAS ARTES

Fue en septiembre de 1971 cuando Los Folkloristas se presentaron por primera vez en el recinto hasta entonces reservado para la música sinfónica. El acontecimiento fue histórico y culminó la revaloración de la música popular, que siempre había sido una de las fuentes para los compositores académicos, desde Beethoven hasta Moncayo.

Era una época de combativa militancia política en todo el mundo, en todos los medios. En el cine, Costa-Gavras (“Z”, 1969, “Estado de sitio”, 1973), Sergio Leone (“Los héroes de Mesa Verde”, 1971) y Werner Herzog (“Aguirre, la ira de Dios”, 1972); en la historieta, Hugo Pratt (“La balada del mar salado”, 1969), Eduardo del Río “Rius” (“Los Supermachos”) y Palomo (“El Cuarto Reich”); en la música, la Nueva Trova Cubana, la canción de protesta y el movimiento de rescate de la canción popular, en que participaban Óscar Chávez, Amparo Ochoa, Humberto Cravioto, los Morales y Los Folkloristas.

José Ávila, uno de los fundadores del grupo, considera que Los Folkloristas fueron precursores en difundir la música andina. “Luego tuvo gran auge en los años setenta, cuando todo mundo quería tocar quena y charango”. Los instrumentos latinoamericanos ilustraban las portadas de los acetatos de Los Folkloristas. Fue la era de las peñas y también del exilio sudamericano en México, a causa de las dictaduras militares. En nuestro país confluyeron intelectuales y artistas que ya no podían continuar sus vidas ni sus carreras en el cono sur. Aquel auge se fue desvaneciendo con el avance de los lustros y de la mercadotecnia que impulsó los géneros comerciales. Pero Los Folkloristas se mantuvieron firmes. “Nosotros nos quedamos y festejaremos 50 años juntos en el Palacio de Bellas Artes”, ha comentado José Ávila.

En este 2016, Los Folkloristas regresan al principal escenario de las artes, entre los murales de Rivera, Siqueiros, Montenegro, González Camarena y Tamayo.

“Imagínate, ¿no? Es un orgullo, un gran festejo para una institución como los Folkloristas, poder celebrar cincuenta años de trabajo ininterrumpido, y al mismo tiempo es un gran compromiso de mantener este proyecto lo mejor que nos de el cuerpo, lo mejor que podamos, lo mejor que nos den nuestras capacidades. Con todo el respeto a los verdaderos maestros, que son quienes hacen esto, a quienes tienen esto como parte de su cotidianidad, de sus hábitos, su cultura, su comida, sus costumbres”, expresa Diego Ávila en la explanada del Palacio de Bellas Artes, donde Los Folkloristas posan para los reporteros gráficos.
LA LUCHA DE LA MÚSICA POPULAR

El conjunto se fundó en 1966, en el han actuado 49 músicos, todos ellos impulsados por sus convicciones artísticas y sociales, entre ellos René Villanueva, Salvador “El Negro” Ojeda y Jorge Saldaña, quien impulsó a la música tradicional en la extinta televisión pública. Actualmente, Los Folkloristas son Olga Alanís, Valeria Rojas, Sergio Ordóñez, Omar Valdez, Enrique Hernández, José Ávila y Diego Ávila.

“Tierra mestiza”, de Gerardo Tamez es el símbolo musical que identifica de inmediato a Los Folkloristas en dondequiera que se presenten, equivale a “Alma llanera” para la música popular venezolana; en esta ocasión, “Tierra mestiza” será la apertura y el comienzo de la gran celebración, pero los artistas anuncian un nuevo repertorio.

Diego Ávila afirma: “Finalmente nosotros no estamos rescatando nada. Esto ahí está. Simplemente estamos siendo un vehículo para que esto llegue, tal vez, a más orejas”.

Durante el encuentro con los medios en la Sala Adamo Boari del Palacio de Bellas Artes, Los Folkloristas comentaron que la música popular auténtica requiere mejores apoyos. Diego Ávila reflexionó: “Creo que los mexicanos tendemos mucho a siempre echarle la culpa a todo el mundo. Siempre nos quejamos del Gobierno, siempre nos quejamos de la situación, siempre nos quejamos de muchas cosas, y no nos damos cuenta de que tenemos mucho más poder de lo que parece o del que nos hacen creer que tenemos. La cultura me parece una de las mejores armas que puede tener un país, de lo mejor que puede tener un joven para salir adelante. Creo que México ha descuidado muchísimo esta parte. En lo personal no veo una dirección hacia la cual esto vaya a cambiar. Entonces, las nuevas generaciones, los que apenas estamos enterándonos de todo esto, debemos dejar de autodenigrarnos como mexicanos. Yo no conozco a alguien, de cualquier parte, que cuando escucha un son jarocho no sienta algo, no le mueva”.

El Folklorista de la nueva generación continuó: “Es muy importante que asumamos la responsabilidad que tenemos; hay que pelear, hay que pedir las cosas, hay que pedir estos apoyos a la cultura, pero también hay que asumir una actitud proactiva ante la situación. Ahora más que nunca, con el Internet, hay videos de comunidades donde se toca esta música. Están en las páginas de videos, de venta de música, en las redes sociales. Ahora es más fácil, ahora nos podemos acercar más. Simplemente hay que abrirse, hay que dejar de tener esa actitud de que todo lo que viene de fuera es lo bueno”.

Estas opiniones recuerdan la letra de una vieja canción mexicana: “… México, perdona que te critique, pero aceptas lo extranjero, aunque te perjudique”.
LA CULTURA, ESENCIAL PARA LA IDENTIDAD

Ya en la plática para esta columna, Diego Ávila comenta: “Los Folkloristas siempre lo hemos dicho, esto no es un proyecto por algún interés, esto se tiene que hacer, como dice el refrán, por amor al arte. Creo que Los Folkloristas son una prueba de que sí se puede mantener, siempre y cuando realmente creas en ello. El panorama nunca ha sido muy halagüeño, y hoy más que nunca, vemos un desinterés absoluto por nuestros valores, por nuestra cultura. Más que nunca, por eso, cada quien, en su proyecto, en su actividad, en lo que uno sabe hacer, llámese danza, pintura, escultura, debe creer que esto tiene un valor y desde su trinchera debe pelear por estos apoyos, debemos exigirlos”.

Diego Ávila considera que se trata de una tarea de toda la sociedad: “Debemos hacer entender, no solamente al Gobierno sino a todos los mexicanos, lo importante que es para cualquier país su cultura”.

El entrevistado afirma que la cultura es fundamental para la identidad: “En el momento en que tú conoces a tu país y conoces sus raíces, te enamoras de este país. No hay cómo pensar que no. Estamos un poco bombardeados por otras cosas, que provocan que incluso nos hartemos y nos decepcionemos de nuestro país. Pero nuestro país no son nuestros gobernantes, nuestro país no es lo que nos llega. Es muy importante saber que la cultura, no como concepto abstracto, sino como lo que realmente somos, ahí está y que lo tenemos cerca, que debemos ir cuando haya obras, hay que apoyar a los artistas mexicanos, hay que estar cerca de los artistas mexicanos, porque vale la pena”.

Acerca de las piezas que van a presentar en el Palacio de Bellas Artes, el entrevistado informa que acaban de recibir su nuevo disco, el del cincuentenario: “Estamos como con juguete nuevo, porque para nosotros es un repertorio muy importante, es una pincelada del material nuevo que está trabajando el grupo, el nuevo aporte que deseamos mostrar con motivo de los cincuenta años; pero también hay una remembranza, un poco a manera de homenaje de lo que es el grupo, de todos sus éxitos, sus piezas más representativas, que vamos a tocar en Bellas Artes. Vamos a tener invitados, ex Folkloristas. De esos 49 que han pasado por el grupo, va a haber varios que van a acompañarnos. ¡Va a ser un festejo de música, de este gusto por nuestras raíces!”.

El joven Folklorista invita a todo el público a que asista este sábado diez de septiembre, ya con los adornos tricolor y los héroes luminosos, al Palacio de Bellas Artes. En la explanada del inmueble habrá pantallas gigantes para que quienes no alcancen butaca en la sala, puedan disfrutar de este recital histórico.

“Se va a transmitir el concierto con no se cuántas cámaras, va a haber muy buen ambiente aquí. Y acérquense a este disco de los cincuenta años. Es una propuesta muy honesta: éstos son Los Folkloristas el día de hoy, y vale la pena que lo conozcan”.

No queda sino desearles larga vida a Los Folkloristas, que sigan con su tesonera labor y que su ejemplo cunda entre las nuevas
generaciones.