imagotipo

Los problemas con las adicciones

  • Salud: Dr. Jonatan Escobar

El problema de las adicciones es un tema frecuente dentro de nuestra comunidad, existen muchos tipos de las mismas, las más frecuentes son las asociadas a los psicotrópicos como las drogas de recreación dentro de las cuales existen muchos tipos como la cocaína, la marihuana, los solventes el LSD, las drogas psicodélicas, hongos alucinógenos entre otras, sin embargo, el problema de las adicciones rebasa por mucho los límites de los estupefacientes, sin pretender agotar la lista existen las adicciones a las redes sociales a los videojuegos, al sexo, a los azúcares refinados y otro alimentos y más recientemente a los dispositivos móviles como los celulares. A lo anterior existe el caso de un ciudadano chino que murió por deshidratación al permanecer durante ocho días continuos jugando videojuegos en las redes sociales, en base a lo anterior podemos deducir que cualquier objeto o circunstancia que genere placer prácticamente puede causar un patrón adictivo de comportamiento, en éste momento podemos plantear la pregunta ¿En qué momento se ha cursado el umbral hacia las adicciones?, en términos generales y a groso modo se podría decir que una adicción se ha establecido cuando las conductas dirigidas o encausadas al fenómeno adictivo merman la calidad de vida del individuo o le condicionan problemas socioculturales,
legales o familiares.

En general podríamos establecer que todas las adiciones en cierta medida son peligrosas y que incluso pueden poner en riesgo la salud y la vida de quien las experimenta, en el caso de la adicción a las drogas es un tanto más evidente los daños a la salud que las mismas ocasionan, en éstas son frecuentes los fenómenos patológicos de tolerancia, dependencia y abstinencia, entendiéndose a la tolerancia como la disminución gradual en los efectos placenteros de las drogas, la dependencias se define como la necesidad creciente del consumo de cantidades cada vez mayores de drogas para alcanzar los efectos deseados lo que a acarrea un deseo intenso por consumir sustancias, dificultades para controlar el consumo, y un consumo sostenido y continuado a pesar de los efectos dañinos de las drogas y por último la abstinencia se define como síntomas físicos de gravedad que se producen con el abandono completo o parcial de una sustancia, por ejemplo en el caso de la abstinencia a alcohol o benzodiacepinas la persona puede presentar convulsiones o alucinaciones, taquicardia o hipotensión (disminución crítica e importante de la presión arterial), de tal suerte que un usuario regular de drogas con un patrón de conducta adictivo irónicamente no debe de suspender de forma abrupta el consumo de las mismas, pues puede acarrear un síndrome de dependencia que incluso puede poner en riesgo su vida, el abandono del uso de drogas y otras sustancias no solo se trata de fuerza de voluntad y no es algo que la persona pueda realizar por sí solo, requiere de la asistencia de múltiples profesionales que le asesoren y supervisen la reducción gradual y paulatina en el consumo de estupefacientes y otras sustancias, aunado a una red de apoyo social y familiar que alimente y acompañe al
individuo en el proceso de desintoxicación.

Los individuos que logran abandonar por un tiempo el consumo de drogas suelen volver a recaer pues es frecuente que pertenezcan a grupos sociales marginados y vulnerables donde la atención médica y de la comunidad sea escasa, por otro lado cabe mencionar que las drogas traen consigo consecuencias en ocasiones irreversibles como lo son trastornos psicóticos y deterioro cognitivo, en el caso del cannabis o marihuana se sabe que su consumo crónico ocasiona deterioro en el rendimiento intelectual y en general en la cognición, que engloba procesos mentales como la memoria, la abstracción, el lenguaje entre otras, de tal suerte y para aterrizar mejor la idea el consumo de cannabis y de otras sustancias incluyendo los solventes y en ocasiones el alcohol merman y deterioran por así decirlo la inteligencia del usuario drogodependiente, de tal suerte que los riesgos de consumir drogas son evidentes y en ocasiones trágicos, y para las personas con adicciones forzosamente se requiere de un manejo profesional y multidisciplinario donde intervienen psiquiatras, médicos generales, toxicólogos, psicólogos y una serie de recursos sanitarios y sociales de valor monetario importante.

Para mayor información quedo a sus órdenes al correo bioplutarco01@hotmail.com o al Facebook Jonatan Escobar.