imagotipo

María Luisa Bombal | Profesión escritora | Andrea Balanzario

  • Sociales

De las poquísimas mujeres escritoras incluidas en los programas de la Licenciatura en Lengua y Literatura Hispánicas de la UNAM, hay una excepcional: la chilena María Luisa Bombal. Nos trajeron de una biblioteca a otra, de una librería de textos ya leídos a todas las librerías de la zona azul, buscando “La amortajada”, por fin la encontré en un pequeño volumen que incluye otra de sus novelas, que hasta hoy, misma que prefiero no leer para no arriesgarme, es “La última niebla”.

soc-profesion

María Luisa Bombal

Nació en 1910, murió en 1980; es una de las escritoras más importantes de la literatura nacional chilena. Después de pasar su primera juventud en Viña de Mar, su ciudad natal, se establece junto a su madre y hermana en Francia tras la muerte de su padre- Estudia en la Facultad de Letras de la prestigiosa universidad de La Sorbona. En 1933, tras un triste divorcio, Bombal se traslada hasta Buenos Aires, ciudad donde vive hasta el 1940, en esta época de su vida, además de escribir La última niebla, conoce a importantes figuras del círculo intelectual argentino, como Jorge Luis Borges y Victoria Ocampo, pléyade literaria del momento.

Obsesionada con las trenzas

Las trenzas, los árboles, la subjetividad, el onirismo…el trabajo de María Luisa Bombal está marcado por dos simbolismos fundamentales; la naturaleza y la cabellera de las mujeres que describe: “la cabellera larga es una prolongación de la naturaleza que, desde su ámbito mágico y desconocido, transmite otros modos de saber”. De ahí por ejemplo la existencia de su texto “Trenzas” en donde la escritora indica que “la cabellera arranca de lo más profundo y misterioso”; pero hay que leer a Bombal para descubrir el insólito tratamiento que da al amor/desamor entre una mujer y su hombre.

La amortajada

Es la segunda y última novela de María Luisa Bombal. Fue publicada por primera ocasión en Buenos Aires, en 1938. Cuenta la historia de una mujer muerta; Ana María, quien —estando ya amortajada— recuerda su vida y a las personas cercanas a ella. El escenario del presente de la novela es el velorio y el entierro de Ana María. La acción “externa” en este presente (el acto de velar y enterrar a Ana María) tiene una importancia subordinada respecto a la ‘acción’ interna: las reflexiones y los recuerdos de la protagonista. En “La amortajada”, la protagonista muerta escucha y observa. Tal representación de una persona muerta rompe con el concepto común de verosimilitud y realismo. Hay por lo tanto, un elemento irreal, fantástico, muy latinoamericano, en la novela. Podemos reencontrar este motivo de ‘muertos vivos’, en otros textos literarios. Varios teóricos hablan de una influencia de “La amortajada” en la novela “Pedro Páramo” (1955), del autor mexicano, Juan Rulfo. El enfoque de Bombal se dirige hacia la vida interior de los personajes. “La amortajada” es un estudio minucioso de la psicología de Ana María y de su manera de ver el mundo. Pero la novela tiene también una temática social: la condición de la mujer.

Una muerta que habla… y mira

La leí hace tiempo, pero…más que hablar, el cadáver de Ana María abre apenas un rendija de los ojos para mirar su propio velorio. No habla como los personajes de Rulfo, sino como una voz apenas perceptible para los lectores; no obstante, la protagonista, desde la muerte, revela las relaciones de dependencia establecidas en la clase alta chilena por la familia tradicional como centro de poder patriarcal. Como novela, “La amortajada” pertenece al género épico. Sin embargo, la novela tiene, también, rasgos del género poético. Ana María ‘mira’ a los concurrentes a su última celebración en la Tierra, pero hay uno a quien dirige los más crueles reproches, es su marido: infidelidades, frialdad, alejamiento. Es un monólogo casi visual. Es fácil imaginarlo. ¿Será el mismo hombre a quien María Luisa Bombal casi mata? ¿Fue ese marido, el que Ana María mira a través de las vendas mortuorias, con el rencor más amargo el que por poco provoca el suicido de María Luisa Bombal? Lee su obra…es una revelación de tipo rulfiano. La imagen corresponde a un fotograma de la peli chilena, dirigida en 2003 por Marcelo Ferrari: “Bombal”.

/arm