imagotipo

Modernización del transporte urbano en América Latina / Carlos Loeza Manzanero

  • Carlos Loeza Manzanero

Es conveniente destacar que la mayoría de los países latinoamericanos han registrado profundas problemáticas en cuanto al trasporte urbano, caracterizadas por ineficiencia , equipos obsoletos, con mínimos niveles de mantenimiento, competencia por los pasajeros, servicios lentos y poco confiables, infraestructura inadecuada, rutas extensas con operación ineficiente e irregular.

Para hacer frente a tal situación, a partir de los años setenta  del siglo pasado se inició la modernización del transporte urbano de pasajeros, con la utilización de los denominados BRT, siglas de Bus Rapid Transit, en la ciudad de Curitiba Brasil en 1972.

Así, en América Latina el transporte urbano de pasajeros ha registrado avances fundamentales con la utilización de los señalados BRT, cuya operación se caracteriza principalmente por lo siguiente: Carriles confinados; estaciones definidas que faciliten integración con otras rutas; secuencia programada entre orígenes y destinos principales; tecnologías de vehículos de bajas emisiones de ruido y gases contaminantes; gestión del sistema a través de un centro de control sistematizado; facilidad de acceso entre el sistema y otras opciones de transporte, como bicicletas, taxis, transporte colectivo, transporte privado; infraestructura especial para facilitar acceso a grupos en desventaja física, tales como niños, personas de la tercera edad y discapacitados físicamente; niveles de calidad que superan los servicios convencionales; recaudo de tarifas antes del abordaje.

Con ello se ha demostrado que un sistema de transporte público basado en autobuses puede lograr movilizar pasajeros con capacidades similares a las de un sistema férreo.

Los principales avances se registran a la fecha en Brasil y Colombia, pero existen en el mundo 133 ciudades que han implementado el sistema BRT, de las cuales 50 se encuentran en América Latina.

En el caso de Brasil, en Curitiba, en 1972 se registró el primer BRT del continente y en Colombia aunque fue de manera posterior se considera que es el Sistema BRT más completo en el mundo a través del denominado Transmilenio, cuya capacidad para movilizar pasajeros es superior incluso a sistemas férreos en otras localidades a nivel internacional.

En el caso de Curitiba, en el año de 1965, se definió un Plan Maestro basado en tres aspectos centrales: el Sistema Vial, el Uso del Suelo y el Transporte Público, la implantación y modernización permanente de la Red de Transporte integrado se caracterizó por la utilización de autobuses articulados y Biarticulados en diferentes líneas del servicio, con una tarifa única e integrada que dio a la ciudad capacidad de moverse en cualquier dirección.

Hacia finales de los 70 el Sistema Integrado del Transporte atendía el 34 por ciento de la demanda del Transporte público, que evolucionó en 1980 a la denominada Red Integrada de Transportes (RIT), consolidada por la adopción de una tarifa única, con pago anticipado en las estaciones y hacia fines de esa época ya atendía el 37 por ciento de la demanda y para 1992 comenzó la utilización de autobuses Biarticulados para 270 pasajeros, con lo que se evidenció la prioridad del transporte público sobre el individual y el desarrollo de las líneas exprés, además la utilización de la denominadas Líneas Tronco operados con vehículos para 110 pasajeros y líneas alimentadoras e interbarrios operadas con autobuses comunes.

La Red Integrada de Transporte de Curitiba tiene como espina dorsal de su funcionamiento 72 kilómetros de vías exclusivas para autobuses que recorren los 5 principales ejes de la ciudad y que constituye las denominadas líneas rápidas (Expresso Biarticulado) cuyas estaciones son fácilmente identificables por su forma de tubo. El conjunto de la red abarca además de la ciudad de Curitiba, otros municipios conurbados de la Región Metropolitana.

En cuanto a Colombia es de destacar su relevancia en cuanto a la utilización de autobuses urbanos denominados BRT que después del éxito en la ciudad de Bogotá, se ha extendido en más ciudades y moviliza en promedio alrededor de 2 millones de pasajeros diariamente.
*estudioshacendarios.clm@hotmail.com