imagotipo

Olimpiónicos

  • Héctor Reyes

Heroína de mil batallas en el terreno deportivo, dirigente que fue expulsada con artimañas de la Federación Mexicana sobre Silla de Ruedas e historiadora de este deporte, Dora Elia García pone en contexto la participación mexicana en estos Juegos Paralímpicos de Río 2016.

Ella hizo patente que una de las mejores Selecciones que ha tenido México ha sido la que participó en los Juegos Paralímpicos de Sydney 2000. En aquella ocasión se ganaron 34 medallas paralímpicas y dos olímpicas en disciplinas de exhibición.

En la cita australiana, México ocupó el casillero 17 del cuadro de medallas con 10 oros, 12 platas y 12 bronces; cuatro años más tarde, en los Juegos Paralímpicos de Atenas se escalaron dos posiciones también con 34 metales: 14 de oro, 10 de plata y 10 de bronce.

Para los Juegos paralímpicos de Beijing 2008, se mejoró una posición, al colocarse en el lugar 14, pero con una cosecha de 20 preseas, 14 menos en relación a las dos versiones anteriores, con un total de 10 metales dorados, tres argentos y siete bronces.

Ya para Londres 2012, los “focos rojos” se encendieron, se descendió al lugar 23 con la disminución de preseas de oro, de esta forma se ganaron 21 medallas: seis de oro, cuatro de plata y 11 de bronce.

La tendencia es a la baja por la disminución de preseas doradas, cada vez ha sido más difícil subir a lo más alto del podio, atribuible a que la generación exitosa ha envejecido y las nuevas no han logrado consolidarse. Los medallistas son viejos conocidos.

Mañana finalizan los Juegos en Río de Janeiro y no podremos señalar de manera abierta que los deportistas paralímpicos “sí ganan medallas”, en contraposición a los deportistas convencionales en una comparación ociosa.

Hasta el jueves –falta contabilizar las medallas de ayer -,  México estaba ubicado en el lugar 27, con 12 preseas: cuatro de oro, una de plata y siete de bronce. En el pasado los programas de reintegración social del DIF e IMSS representaban el mayor semillero de deportistas paralímpicos.

Se llegó a considerar programas de iniciación deportiva dentro de los Centros de Rehabilitación Infantil Teletón (CRIT), también se creó un Centro Paralímpico en Guanajuato y existe el Comité Paralímpico Mexicano construido en la gestión de Ivar Sisniega.

Con las clasificaciones más controladas, programas sistemáticos de dopaje que han incurrido países como Rusia, los atletas afectados de polio retirados y presidentes de ederación que se han eternizado en sus cargos, son algunos de los factores que han incidido de manera adversa en la conquista de preseas paralímpicas.

Ahora que existen las condiciones para impulsar un deporte paralímpico de excelencia, estímulos económicos por medallas ganadas y becas deportivas, no son motivos suficientes para sobresalir.
Email: olimpionico6@hotmail.com

Twitter: @olimpionico10