imagotipo

Olimpiónicos

  • Héctor Reyes

El presidente de la Federación Mexicana de Esgrima, Jorge Castro Rea, se ha hecho pasar como licenciado en la carrera de Relaciones Exteriores, con la especialidad de Estudios Latinoamericanos por la Universidad Nacional Autónoma de México, sin embargo, el dirigente no es alumno de la institución y tampoco se gradúo como se ostenta ante la Federación Internacional de Esgrima y en el ámbito del deporte nacional.

El pasado 19 de octubre con el oficio número DGP/DJ/2745/2016, la Subsecretaria de Educación Superior, Dirección General de Profesiones y Departamento Jurídico hace constar que Jorge Castro, presidente de la FME y miembro permanente del Comité Olímpico Mexicano, no es profesionista.

El documento firmado por la directora de autorización y registro profesional de la Dirección General de Profesiones, la maestra Graciela Alicia Pinto Martínez hace constar que Castro Rea, una vez realizada la búsqueda en los archivos de la Unidad Administrativa no se localizó antecedente como profesionista, documento que circuló en redes sociales y ya se había mencionado con anterioridad.

Para el exComisario de la FME durante la gestión de Lourdes Lozano y profesor de esgrima José Antonio Cisneros Stoianowski, “es más grave las fregaderas que les hizo a otros atletas”. Además, recordó que el próximo 18 de enero se efectuará una Asamblea Electiva, en Baja California.

“Es una Asamblea irregular convocada por Castro Rea – octubre pasado-, dio de alta a seis nuevas asociaciones que no tienen nada, son seis asociaciones de membrete para asegurarse, una de dos: se va a reelegir o va a poner a un monigote de su confianza al frente del changarro para que le tape la salida”, advirtió el profesor Cisneros, quien recomendó investigar si esos organismos están inscritos en el Registro Nacional de Cultura Física y Deporte (Renade).

“Con la desaparición de la Codeme las federaciones entraron en una carrera de chinos libres a ver qué diablos hacía cada quien y como el Renade aparentemente no está funcionando las asociaciones hacen lo que quieren, es un desgarriate”, comentó el exdirector técnico de la FME y empleado de una compañía francesa que elabora los programas y competencias para la Federación Internacional de Esgrima.

No se conocen los Estatutos que rigen a la FME, es el único organismo en el mundo que no publica las clasificaciones nacionales para manejar a su antojo los equipos representativos y eliminó de un plumazo desde su llegada en el 2004 la categoría máster.

Esto apenas comienza, en unas elecciones que tienen como única finalidad sostener el hueso. En tanto el colega de Jorge Castro, el titular de la Federación Mexicana de Asociaciones de Atletismo, Antonio Lozano sigue preso y no ha podido cubrir la fianza fijada por el juez séptimo, desde el pasado 21 de diciembre.

Email: olimpionico6@hotmail.com

Twitter: @olimpionico10