imagotipo

Olimpiónicos | Héctor Reyes

  • Héctor Reyes

Ayer el diario ESTO informó sobre la demanda interpuesta por la Comisión Nacional de Cultura Física y Deporte en contra de la Federación Mexicana de Levantamiento de Pesas, la que se suma a otra que  tiene en Sonora por el mismo delito de cobro indebido de cursos de capacitación, la punta del iceberg en la forma de obtener recursos de manera ilícita de sus agremiados.

De acuerdo a los estatutos que rigen a las Federaciones Deportivas Nacionales los directivos que tienen demandas judiciales – si acreditan su culpabilidad – la Asamblea como máxima autoridad de un Federación deberá tomar cartas en el asunto y tiene en su artículo 24, inciso II, la autoridad de remover a los miembros del Consejo Directivo de la Federación total o parcialmente, por causa justificada. 

Asimismo, en el artículo 34 de su estatuto y reglamento, inciso II, los miembros del consejo directivo no deben estar sancionados, ni haber sido expulsado en forma justificada y ratificada por la Asamblea de que se trate, por alguna Asociación o por autoridad deportiva competente. Al actual titular Rosalío Alvarado los deportistas lo obligaron a salir de la Federación en los noventa y regresó para ostentar de nueva cuenta la presidencia cuando no era elegible. Ahora se suma la demanda de Sonora y la Conade, documento que será enviado también a la Confederación Panamericana de Levantamiento de Pesas para su conocimiento.

La Conade lo acusa de usurpación de funciones, fraude y enriquecimiento ilícito. En términos legales entregó a la Procuraduría General de la República, la denuncia o querella en agravio de la sociedad y del organismo rector del deporte mexicano en contra de quien o quienes resulten responsables por actos relacionados con la FMLP.

Para ser miembro del consejo directivo de dicho organismo es obligatorio tener prestigio en el ámbito deportivo, sin embargo, deportistas, entrenadores y presidentes de federación han manifestado su inconformidad en la manera que ha dirigido a este organismo. Rosalío Alvarado – recordamos -, tuvo “inmunidad” cuando fue miembro del Consejo Directivo de la Confederación Deportiva Mexicana. En la administración actual la FMLP tuvo problemas para la comprobación de recursos del Gobierno Federal.

El anterior subdirector de calidad para el deporte de la CONADE y actual gerente del equipo de béisbol Diablos Rojos del México Othón Díaz Valenzuela, señaló que México sufre de graves carencias, una de las más importantes: “La ineficiencia de las organizaciones para cumplir con el objetivo de promover, desarrollar y dirigir al deporte”. En los primero tres años de gestión solo se cubrió el 43 por ciento de los objetivos.

Otros problemas que arrastraba el deporte  era la impunidad, la falta de controles internos y hacer efectivos leyes y reglamentos. Nadie es culpable hasta que se demuestre lo contrario, pero la Conade encontró los elementos que permitieron llevar el proceso penal y habrá que esperar la resolución del juez en turno.

Email: olimpionico6@hotmail.com

Twitter: olimpionico6@hotmail.com

/arm