imagotipo

Profesión Escritora

  • Profesión escritora: Andrea Balanzario

  • Andrea Balanzario
  • Françoise Sagan, buenos días tristeza

Seudónimo literario de Françoise Quoirez. Sagan nació en Cajarc, Lot, en 1935, murió de una embolia pulmonar en Honfleur, Normandía, en 2004. Escritora francesa, figura central entre los intelectuales de las décadas de los 50 y 60. Una jovencísima Françoise Sagan, a los 18 años, se convirtió tras la publicación de su primera novela, en un fenómeno editorial que conmovió a la sociedad francesa del momento Su primera novela, Bonjour tristesse, publicada en1954, obtuvo el Prix des Critiques, el reconocimiento literario más buscado por los autores.

Autobiografía extrema

La historia de una adolescente privilegiada con opiniones precoces acerca del amor, el sexo y los códigos morales al uso fue llevada en 1958 al cine por el realizador Otto Preminger, con Jean Seberg, Deborah Kerr y David Niven como personajes principales. En aquella época, consciente ya de que su vida de excesos alcohólicos la llevaban a una prematura decrepitud, la autora se sometió a varias curas de desintoxicación del alcohol y la cocaína, Sin embargo, no tardaría en regresar a su desordenada vida.

Una cierta sonrisa

Con su segunda obra, Un certain sourire, publicada en 1956, la joven novelista confirmaba las esperanzas que había suscitado. Al relatar la historia de una joven que se enamoró de un caballero casado, de edad suficiente para haber sido su padre, dio muestras, por segunda vez, de una maestría literaria asombrosa, a pesar de graves defectos en la concepción de sus personajes y en el desarrollo de la trama. Su estilo narrativo, personalísimo, no conocía prejuicios. A los 20 años, Françoise Sagan gozaba de una fama que ningún novelista había alcanzado a aquella edad.

Narradora y dramaturga

Sagan siguió publicando no solo novelas, sino también obras de teatro, desde que en 1960 se estrenara en este género con Château en Suède, que supuso en su carrera teatral el equivalente de Bonjour tristesse en la ficción y que se representó en el teatro L’Atelier. Aquel año inició su colaboración en L’Express y se ganó la antipatía del Gobierno francés por su militancia “por razones humanitarias” contra la tortura en Argelia. Otras de sus obras teatrales fueron “Il fait beau jour et nuit” (1978), “Le chien couchant” (1980) y “L’excès contraire” (1987).

Autora fundamental

Antes de retirarse por incapacidad, aún escribió varias novelas, algunas de las cuales tuvieron más éxito de ventas por el nombre de la autora que por su calidad literaria: “La laisse”, publicada en 1989; “Un orange immobile” en 1989; “Les faux-fuyants” en 1991; “Un chagrin de passage” en 1993 y, finalmente, “Le miroir égaré” en 1996); un triángulo amoroso y disonante entre una viuda millonaria y una joven pareja de intelectuales. Todos sus libros tienen traducción al español y están disponibles en México.