imagotipo

Profesión escritora

  • Profesión escritora: Andrea Balanzario

Dentro de la corriente de escritoras africanas, repentinamente sobresale el tema de examinar el pasado con el fin de comprender el dolor de la esclavitud, antes evidente con grilletes y cadenas, hoy igualmente efectiva, pero invisible. La campaña de destrucción de personas cuyo fenotipo los delata como descendientes de africanos, es un delito de lesa humanidad que vemos en las noticias solo como una más de todas las formas violentas que caracterizan nuestro momento en la historia, con paralelismos imperdonable.

VOLVER A CASA

Primera novela de la escritora estadounidense de origen ghanés Yaa Gyasi; la trama de esta cautivante historia de hondo calado humano se desarrolla en la costa suroccidental de África —la actual República de Ghana— y en Norteamérica desde el siglo XVIII hasta el presente. Hijas de una misma madre y de padres pertenecientes a dos etnias distintas, Effia y Esi son dos hermanas de sangre que nunca llegarán a conocerse. Sus caminos están irremediablemente destinados a separarse: así, mientras Effia es obligada a casarse con un gobernador inglés y a residir en una fortaleza junto a la costa, Esi es capturada y enviada como esclava al sur de Estados Unidos.

TRES SIGLOS DE HISTORIA

La narración va trazando, pues, el devenir de las dos ramas de la familia, protagonistas de conmovedoras historias de aflicción, esperanza y superación en el marco de una serie de relevantes acontecimientos históricos: las guerras tribales, el negocio del cacao, la llegada de los misioneros, la ley de esclavos fugitivos de 1850, la gran migración negra, la lucha por los derechos civiles y el renacimiento de Harlem en los años 20, hasta llegar a la epidemia de heroína de los 70.

CADA DESCENDIENTE

De esclavos arrastra el peso de las cadenas, el dolor de los barcos, la certeza de que cada hija, nieta, bisnieta y las descendientes con marcas incuestionables de descendencia africana, por mejor que el destino o su propio esfuerzo la haya liberado de la esclavitud económica, tienen aún un agravio mayor.

HAY QUE LEERLA

Recibida con entusiasmo desbordante en Norteamérica, Inglaterra y Francia, la crítica especializada de ambos lados del Atlántico celebró la llegada de una voz nueva, límpida y potente, dotada de un especial talento para acercar al lector el microcosmos de los sentimientos más íntimos del individuo en su desigual lucha ante la aplastante fuerza de la historia. Una lectura apasionante, diríamos irrenunciable, que sirve de carta de presentación de una nueva generación de autores de origen africano que, sin duda, dejará huella en la literatura de este siglo. Novela disponible en México, con el sello Salamandra.