imagotipo

Punto de Vista

  • Jesús Michel

  • Jesús Michel Narváez
  • Otra piedra…

Parlamentar es hablar para llegar a los acuerdos posibles, no los mejores. Cuando más de un grupo de legisladores se empeña en que solamente sean sus puntos de vista lo que se asuman en una ley, se perdió el parlamento. Dialogar para entenderse no parece ser la fórmula de los senadores mexicanos.

Le comentaba que uno de los protagonistas que obligó al resto de los senadores a citar para hoy a las comisiones que dictaminarán las 7 leyes que le faltan al Sistema Nacional Anticorrupción, decía que había unas 30 reservas que se llevarían al Pleno entre el 13 y el 17 de junio y que allí se desahogarían. Sin embargo, el líder del Grupo Parlamentario del PAN, Fernando Herrera, ya colocó la nueva piedra en el camino con su afirmación: los proyectos de leyes anticorrupción redactados por las bancadas del PRI y PVEM no son aceptables. Los textos son en realidad una versión adelgazada e incompleta de documentos inicialmente trabajados por PAN-PRD-Organizaciones Sociales.

Por eso “los senadores panistas impulsarán la aprobación íntegra del paquete de siete iniciativas anticorrupción”. En su exigencia está la creación de la Fiscalía Anticorrupción y por supuesto, el nombramiento del fiscal.

Como insiste, de no incorporarse y aprobarse las reservas de su partido, entonces no habrá respaldo panista a lo que dictamen las comisiones. Es decir, lo que hayan hecho otros debe ir a la basura y solamente sobrevivir lo que hizo su grupo. Es el todo o nada.

Lo que “parecía estar planchado”, está más arrugado que un muñeco de papel maché.