imagotipo

Punto de Vista

  • Jesús Michel

Jesús Michel Narváez

Antidemocracia panista…

Decía Winston Churchill: La democracia es el peor de todos los sistemas políticos, con excepción de todos los sistemas políticos restantes. La razón le asiste. Porque la democracia de suyo imperfecta, permite que cualquier persona aspire a un cargo público, de elección por lo general, y lo alcance porque los ciudadanos, el pueblo, así lo decide.

Gracias a la democracia, indígenas, hombres y mujeres que apenas saben hablar el español, pobres que no cuentan con recursos ni para comer, citadinos que no pudieron completar la primaria y ene número de personas llegaron a la Cámara de Diputados, al Senado de la República, a los Congresos locales y a las alcaldías, desde donde plantearon sus reclamos y en ocasiones se pervirtieron, como la mayoría que concibe la política como un coto de personal poder.

Bajo la premisa de Churchill, me sorprende que la senadora panista Sonia Rocha Acosta presentara una iniciativa de reformas constitucionales, “con el fin de establecer como requisito para ser diputado el nivel académico superior, acreditado con título y cédula profesional”.

Argumenta: “Nuestra sociedad nos demanda más preparación en nuestro trabajo, para que todos los ciudadanos tengan una forma adecuada de representación y digno Gobierno”. Ella posee dos títulos: licenciatura en Derecho y maestría en Administración Pública Estatal y Municipal por la Universidad Autónoma de Querétaro. Es senadora suplente.

Su posición es a todas luces antidemocrática. Si solamente los titulados tendrán acceso al Poder Legislativo, estaríamos creando –que ya existe- una casta divina y un club de iluminados.

¿Dónde quedó la igualdad consagrada en la Constitución?

e-mail: jesusmicheldir@oem.com.mx

Twitter: @jesusmichelMx