imagotipo

Sin Gafete

  • Isabel Arvide

  • Isabel Arvide
  • Qué arrastrada les dio el Gobierno de Tamaulipas
  • Y ni siquiera han corrido al que escribió el boletín

La inmensa patraña del secuestro, o como quiera que se llame, del futbolista Pulido demuestra incapacidades del Gobierno de Egidio Torre Cantú que, por lo menos, enturbian la actuación de las fuerzas federales.

Imposible que en un día se pudiese solucionar un secuestro. Grave que de pronto, por quién sabe qué razón porque según la Constitución que nos rige todos somos iguales, las “fuerzas federales” armasen un operativo para “rescatar” a un secuestrado.

Sin investigar, punto uno de todo, el absurdo de que dejasen en libertad a su novia en una carretera abandonada. Y que, también supuestamente, pidiesen seis millones de pesos por dejarlo en libertad. Cantidad estúpida, por decir algo.

Comencemos con el boletín oficial del Gobierno de Tamaulipas que, a la letra, informa que el Grupo de Coordinación Tamaulipas (supongo que este “grupo” se dedica a temas de seguridad pública) en un operativo conjunto con fuerzas federales logró rescatar al futbolista secuestrado.

¡Qué ridículo prestarse a la mentira! ¡Qué golpe para Miguel Osorio Chong!

¿Cuántos policías y/o soldados participaron en un operativo fantasma? Donde, casualmente, encontraron la casa donde estaba secuestrado Alan Pulido que, también casualmente había llamado al 066… por favor, qué cuento tan feo.

Y luego, a seguir, con la vestimenta del futbolista… ¿Quién va en shorts de colorines y camiseta sin mangas a una “fiesta”? El número de absurdos crece de forma proporcional a las mentiras públicas.

¿Por qué esto debe importarnos? Además, obvio, de aumentar ese mal humor social que los funcionarios públicos no quieren reconocer. Porque un engaño en este tipo de temas, que son altamente sensibles para la ciudadanía, demuestra que no existe verdadera seriedad en las autoridades.

Las fuerzas federales no tendrían nada mejor que hacer que buscar a un futbolista aparentemente secuestrado… ¿Actúan, o actuaron, bajo las órdenes de un procurador, Ismael Quintanilla Acosta, que no entiende la O por lo redondo en temas de investigación? Porque, cualquier policía debió saberlo en automático, el de Pulido era un “secuestro” muy sospechoso.

Lo primero que debió hacerse era indagar amigos, familia, novia…

Y luego nos salen con que eran “Zetas”… y delincuentes peligrosos con largo historial en Tamaulipas… pero solamente detuvieron a uno de ellos, al mismo al que Pulido le había “arrebatado” el celular.

Zetas que pedían seis millones de pesos, poco más de trescientos mil dólares, a un futbolista que cobra en millones de euros…

¡Qué cuento chino tan torpe!

Eso de llamar al 066… si ni siquiera atienden, menos van a una casa por una llamada de emergencia… ¿cómo supo Pulido que debía llamar a ese número? Precisamente el presidente Peña Nieto anunció, lo que no se ha cumplido, hace un año la implementación de un número de “emergencia” común, igual para todo el país.

Pulido, además, vive en Grecia.

Primero le quitó el celular, luego habló, le contestaron y les dijo dónde estaba, luego el dueño del celular se dio cuenta y se pelearon y luego llegó la policía…

Más respeto.

Solamente faltaban las declaraciones del exgobernador Manuel Cavazos que, de verdad, tan fantasiosas como prohibidas por la veda electoral.

A todo esto, simple curiosidad, quién es la novia que va de fiesta con un tipo en unos shorts espantosos, estampados como de “pachuco” y que sale, sola, con él, en un coche que supongo de lujo, por una carretera “ejidal”… Todo esto viviendo en Tamaulipas.

Por favor que nos digan, por lo menos, quién es el guionista… a quién se le ocurrió una puesta en escena donde lo peor es la arrastrada que le dan al Gobierno federal, sin necesidad alguna.

Lo cierto es que, en Tamaulipas, la inseguridad, la violencia, la incapacidad de las autoridades para responder a esta realidad, no son una mala novela. Qué pena para todos los que han sido secuestrados, para las familias de quienes fueron asesinados durante el secuestro, que oficialmente puedan burlarse así de su dolor…
En twitter: @isabelarvide       Blog: EstadoMayor.mx