imagotipo

Sin Gafete

  • Isabel Arvide

  • Isabel Arvide
  • El que sabe, sabe…
  • Primer éxito de Raúl Cervantes en la pgr

Le pagó al abogado millones de pesos.  Lo obedeció disciplinadamente.  Se entregó, previo paso por el programa de radio como una vedette en perfecto control del escenario.

Lo que le falló a Guillermo Padrés fue que el actual procurador fue, mucho tiempo, otra chucha cuerera de los tribunales.  Y a la chicanada del abogado Lozano Gracia que parece no haberse enterado en sus tardes de dominó en la PGR qué puede hacerse legalmente.

Esto si hay, como hubo, la intención política.

Padrés iba a ponerle una estocada perfecta al PRI. La publicitación de su entrega.  El aire de suficiencia con que entró caminando al reclusorio.  La infinita seguridad de sí mismo, sus declaraciones al aire siendo un prófugo.  Todo era una puesta en escena eficiente y bien diseñada.

Al llegar al reclusorio, acompañado de Lozano Gracia, le metieron una segunda orden de aprehensión para la que no estaban preparados.  Un golpazo que se llevó a su hijo entre las piernas, investido éste como “abogado” del despacho del mismo Lozano Gracia.

Cervantes Andrade no ha sido litigante, pero creció en un hogar donde sus dos padres lo eran, y sus hermanos lo son.  Maestro de Derecho en el ITAM, terminó su maestría con las máximas calificaciones.  Se especializó en defender a la Industria del Transporte y al PRI, ganó los juicios contra el entonces candidato Enrique Peña Nieto por las tarjetas que repartieron en la campaña.

Diputado, senador, ha sobrevivido a todos los escándalos.  Muy joven para el puesto, a sus 53 años, le entró con ganas a lo que han venido siendo exigencias frustradas de la sociedad.  En esa disposición, de verdaderamente poner en la cárcel a los que parecen ser delincuentes consentidos, le montó una escenografía mucho más eficaz a Padrés.

Al hijo, que por la sorpresa no tenía en su mano amparos, lo mandó a una cárcel de alta seguridad de inmediato.  En una paradoja inmensa, mientras su padre sigue esperando el auto de formal prisión y consiguiendo pruebas.  Entre otras cosas los acusan, voltear a ver el caso de Mario Villanueva y su hijo todavía prófugo, de delincuencia organizada.

Un instrumento que surgió de la inteligencia de José Luis Santiago Vasconcelos para, precisamente, tener ventajas sobre presuntos criminales.

Sabedor de que todavía no es buen momento para estar bajo los reflectores, Cervantes Andrade mandó al subprocurador Gilberto Higuera, a quien encontró en la PGR, a informar a los medios de comunicación.  Así nos enteramos que el exgobernador de Sonora está acusado, también, de lavar dinero en Holanda.  Y de que tienen muy investigada la forma en que “lavaban dinero”, que es, que fue dinero “público”.

Mientras los panistas daban gritos de alegría y manipulaban la entrega de Padrés a las autoridades, la PGR hacía su chamba y en lenguaje coloquial “los atoraba bien y bonito”.  De ésta, es obvio, no se van librar.  Hay ya giradas ordenes de aprehensión contra once personas más, entre ellos sus hermanos y un sobrino.

La PGR hizo su chamba.  Punto.  Qué asombro tan grande que así fuese.

De igual manera, Cervantes Andrade decidió darle la oportunidad de encabezar la policía bajo su mando, llámese como se llame, a un joven con talento y valor.  Supongo que el valor lo lleva en sus genes al ser hijo de mi entrañable amigo don Javier García Paniagua.  El más chico de ellos, hijo de la actriz María Sorté, Omar García Harfuch viene del área de Inteligencia de la Policía Federal donde tuvo éxito tras éxito.

Esto se traduce como la intención de recuperar la importancia de la policía que obedece al Ministerio Público, y de evitar chorradas como las que hizo Tomás Zerón en esa institución.

Por lo pronto los señores Padrés y el abogado Antonio Lozano Gracia deben estar arrepentidos de haber juzgado tan mal a la nueva administración de la PGR.  Al estar detenidos, con las nuevas aprehensiones, irán saliendo cada día más corrupciones, y de seguir con su línea de conducta, estas se acompañarán de más ordenes de aprehensión.  No la van a librar.

Romper el círculo de impunidad debe ser ponderado en su exacto significado.  Hay procurador general de la República…

En Twiter: @isabelarvide  Blog: EstadoMayor.mx   Blog: CambioQRR.com