imagotipo

Son Politikon

  • Son Politikon / Arisco-Teles

  • Arisco-teles

En septiembre, como dijimos, se inicia otra época, tenemos una nueva camada de gobernadores y empiezan los ajustes. El lunes pasado tomó posesión en Hidalgo OMAR FAYAD del PRI; en las recientes elecciones arrasó en la votación. Hidalgo ha tenido por lo general excelentes gobernadores. Fayad tiene una larga y exitosa carrera política, se inició muy joven en la PGR al lado del grupo de colaboradores del Procurador García Ramírez, participó en la elaboración de proyectos de Reformas Penales de gran trascendencia, posteriormente presidente municipal, procurador y senador de la República por su Estado. Entre otras cosas, es un experto en seguridad y procuración de justicia. Hidalgo lo recibe con los brazos abiertos y marcará un hito en la forma de gobernar. Asistieron diversas personalidades de reconocido prestigio. Se ha rodeado de expertos en el arte de gobernar, será un buen ejemplo a seguir. ¡Empieza un buen amanecer!

A nivel federal, el Presidente nombra a José Antonio Meade secretario de Hacienda, es un hombre con gran experiencia en materia fiscal y financiera, su trayectoria es impecable, su designación ha sido recibida con beneplácito nacional. Además, es un hombre sencillo y amable que genera confianza. Seguro que reactivará la economía nacional con un cambio justo y equitativo de la política fiscal; nos recuerda a don Antonio Ortiz Mena, que en su época amplió el número de contribuyentes por la vía de la conciliación sin afectar a los ciudadanos, abriendo las puertas para su incorporación y regularización. Fue una época de oro, se ganó el respeto y admiración general.

Son buenas noticias, empiezan a llegar políticos probados. Septiembre será un mes de sorpresas para fortalecer el Gobierno y cerrar con broche de oro. Le ha tocado un sexenio excepcionalmente complicado y tiene la voluntad política de transformar el país y enderezar el rumbo perdido de la nación. Gobernar con diez partidos políticos y con un rezago social acumulado no es tarea fácil. Es el momento de sumar esfuerzos para enfrentar y resolver los problemas. Las Reformas Estructurales seguirán adelante aún con la resistencia de los intereses creados. El desarrollo nacional nadie lo puede detener, vamos todos juntos por México, un hombre solo no lo puede cambiar, lleva su tiempo, pero nuestros hijos se beneficiarán, todavía hay mucho que hacer, es la hora de sembrar, para después cosechar. México está de pie y avanza a pesar de la crisis internacional, en pocos años la historia lo registrará positivamente sin pasiones electoreras. Es el momento de sumar, no de restar, para luego multiplicar. Dividir no es el camino, solo debilita la nación. No estamos solos (México) en el planeta, tenemos que ser competitivos en la globalización. Que cada quién haga bien su tarea, sin detrimento del prójimo. Que las fiestas patrias nos sirvan para refrendar nuestros valores cívicos y principios morales, para servir unidos con auténtico patriotismo a la patria. Nuestros antepasados se empeñaron y lograron edificar con grandes sacrificios esta gran nación; honrémoslos no solo con homenajes sino siguiendo su ejemplo y actuando con verticalidad, para que nuestros hijos se sientan orgullosos de ser mexicanos y puedan caminar con la cabeza en alto.

Meade ni tarde, ni perezoso mejoró y presentó el paquete fiscal de acuerdo a las instrucciones de Peña Nieto. No cabe duda, la mejor consejera es la propia conciencia. En fin, ante la adversidad saldremos adelante, lo importante es resolver los problemas, sin la necesidad de subir impuestos. Meade arranca con el pie derecho, el Presidente podrá gobernar y darnos gratas sorpresas; los que no entiendan, que pongan sus barbas a remojar, con: “Volveré como vuelven, las blancas mariposas, al cáliz de la rosa…”.