imagotipo

Un Cuarto Propio

  • Lucía Raphael

  • Lucía Raphael
  • En México el olor a certidumbre apesta: ¡Te fallamos Karen!

 

El domingo pasado, recibí este mensaje: “Amigas, tengo el corazón destrozado. Pido su ayuda para compartir la siguiente información: MI HIJA ESTA ILOCALIZABLE DESDE AYER 22 DE SEPT. A LAS 3.20 PM. CUALQUIER AYUDA PARA LOCALIZARLA O PARA AGILIZAR TRÁMITES, ES MUY VALIOSA Y SERÁ AGRADECIDA. POR FAVOR, SOLO LLAMADAS PARA INFORMACION AL RESPECTO, PARA NO SATURAR LINEAS… GRACIAS… BECKY”. Acompañada de una foto de una joven y su descripción: “Karen Rebeca Esquivel Espinosa de los Monteros. Edad 19 años, 1.68, 60 kg. aprox. cabello muy rizado, morena, boca ancha. Llegó 3.20 PM a Lomas Verdes esq. Av. López Mateos, Naucalpan, Edo. de México. Después de eso, no hemos podido contactarla”. Recorrió la información en las redes, pero no fue suficiente.Hoy la encontraron… muerta, dentro de una maleta, al lado de otra mujer de 57 años, Adriana Sánchez Hernández, en Naucalpan. Ambas fueron torturadas hasta matarlas, los vecinos alertaron a las autoridades por el olor a descomposición.

¡Te fallamos Karen! le fallamos a tu familia, le fallamos a Adriana, cuyo asesinato constata que no es un asunto de edad, sino de género. Les estamos fallando a las mil 767 mujeres asesinadas entre 2005 y 2013 en el Estado de México; a las seis mujeres asesinadas diariamente en el país,como lo atesta Arnoldo Krauz: “En México la muerte tiene rostro de mujer”. Nos estamos acostumbrando al horror como cotidianidad, estamos convencidas de que eso no pasa aquí, “entre las nuestras”. Un día saliste a la farmacia, una de esas en las que “parece que no pasa nada”; con olor a certidumbre. El olor a certidumbre en México desde hace mucho es fétido; dejó de fluir en el territorio. La carta que tu mamá envió a Eruviel Ávila no logró movilizar al gobernador ¿Tendría que haberse arrodillado frente al mandatario estatal? ¿Tendría que haber dado al Tlatoani otro trato? Porque las instituciones, la seguridad, el cumplimiento del Estado de Derecho desde hace mucho que apestan. El odio cultural por las mujeres esta acabando con la sociedad a lo largo del país. La muerte, el asesinato alcanza niveles de “igualdad”, que debería preocupar a las cabezas de quienes nos gobiernan, y lo que hacen es desentenderse delas mexicanas de carne y hueso que son asesinadas.

¡Ay Karen! En este país de las pesadillas hoy te hiciste un número más en las estadísticas. Te fallamos y lo más terrible es no saber cómo hacerte justicia, para evitar que otras Karenes, otras Adrianas, y otras Marianas, desaparezcan, y sean violentadas torturadas y asesinadas los próximos días. Hoy solo se me ocurre gritar con rabia y con dolor a las mujeres que les sigue pareciendo divertido bromear con la violencia contra las mujeres, a las que no entienden que su complicidad con esta cultura que desprecia a sus iguales, no las pone a salvo. Tú le das rostro y cercanía a todas aquellas que mueren de la misma forma y quedan en silencio. Nadie se escapa, ojalá entendieran que la cultura del desprecio, y de las bromas machistas, y de esa “capacidad” enferma de hacer abstracción de la podredumbre que esta expandiéndose en el país, también es responsable de que nadie haga nada por pararla. Te fallamos las y los mexicanos, y el Estado nos sigue fallando.
* Escritora e Investigadora IIJ UNAM

Learapha@gmail.com

@LUCIARAPHAEL11