imagotipo

Y… ¿Dónde quedó Gómez Mont?

  • Mar de Penas (ajenas) : Java

Pues, mi adorada Inés ya regresó al programa ¡Cuéntamelo ya!, compartiendo pantalla con Cynthia Urías y las otras chicas. Aunque, aquí entre nos, la verdad es que su debut en Televisa no ha sido del todo afortunado para  la guapa conductora ex de TV Azteca, toda vez que su  presencia no ha sido suficiente para levantar el “rating” y, entonces, al regresar Cynthia Urías después de dar a luz, mi chaparrita de ojos bellos por poco se queda sin chamba.

Pero, bueno…

Se comenta en los pasillos de San Ángel que si no se compone el mencionado programa, el venidero mes de agosto le darán cuello.

Ahora se sabe que lo que sueña mi Gómez Mont es tener un show nocturno en el horario estelar de los fines de semana, al lado de sus queridísimas amigas Roxana Castellanos y Galilea Montijo. El problema es que la empresa no le ha dado luz verde a su proyecto.

¡Qué pena!

Por cierto, ¿no le dará pena al tal “Gullit” Peña fallarle como refuerzo al Guadalajara? ¡Qué bárbaro! Lo contrataron para ayudar al equipo a meter goles, y él se da el “lujo” de fallarlos. Con esos “refuerzos” para qué quieren enemigos. Causa pena (ajena).

Y otra pena es que en Hermosillo, Sonora, donde radica, le robaron su histórico bajo a don Armando Molina, extecladista, bajista y cantante de La Máquina del Sonido. Nada más y nada menos el instrumento tenía con él 55 años. Es la segunda ocasión que los cacos se meten a su casa con el fin de
robar.

Armando fue uno de los organizadores del mítico Festival de Avándaro en septiembre de 1971.

Bye bye.