/ domingo 15 de enero de 2017

La Ciénega: un oasis en el desierto

Por Brenda Román

SAN LUIS RÍO COLORADO.- La Ciénega de Santa Clara es uno de los humedales que forman parte de la Reserva de la Biósfera Alto Golfo de California y Delta del Río Colorado, misma que se alimenta casi en su totalidad por las aguas del Canal Welton-Mohawk.

Es refugio de más de 200 especies de aves migratorias y residentes, como parte de las actividades puedes pasear en canos, observar flora y fauna, tomar fotografía, caminar por el sendero y hay una zona para acampar. Las temperaturas llegan a 50º centígrados. La Ciénega proporciona alimento a más de 200 especies de aves migratorias y residentes, de este último grupo sobresalen el Palmoteador de Yuma, por su condición de amenazada.

Entre los peces, se puede encontrar a pez cachorrito del desierto, único nativo de agua dulce y también en peligro de extinción.

En cuanto a la flora el tule es la planta más abundante, pero también se pueden encontrar otras especies acuáticas como e carrizo y el choquito, en las horrillas del humedal se establecieron plantas tolerantes a las altas concentraciones de sal en el suelo como el pino salado, zacate y el yodito.

La Ciénega de Santa Clara realiza las siguientes funciones: recargar los mantos acuíferos, purificación de agua, refugio de especies, criadero de especies las cuales son alimento para los humanos y es ideal para la recreación.

Recomendaciones para los visitantes: no hacer mucho ruido, pues las aves se espantan y no podrán verlas, llevar suficiente agua, el calor alcanza temperaturas de hasta 50 grados centígrados, protegerse del sol al utilizar gorra y protector solar, no jugar con las canoas pues se puede provocar un accidente y levar binoculares para observar mejor la fauna y el paisaje.

Por Brenda Román

SAN LUIS RÍO COLORADO.- La Ciénega de Santa Clara es uno de los humedales que forman parte de la Reserva de la Biósfera Alto Golfo de California y Delta del Río Colorado, misma que se alimenta casi en su totalidad por las aguas del Canal Welton-Mohawk.

Es refugio de más de 200 especies de aves migratorias y residentes, como parte de las actividades puedes pasear en canos, observar flora y fauna, tomar fotografía, caminar por el sendero y hay una zona para acampar. Las temperaturas llegan a 50º centígrados. La Ciénega proporciona alimento a más de 200 especies de aves migratorias y residentes, de este último grupo sobresalen el Palmoteador de Yuma, por su condición de amenazada.

Entre los peces, se puede encontrar a pez cachorrito del desierto, único nativo de agua dulce y también en peligro de extinción.

En cuanto a la flora el tule es la planta más abundante, pero también se pueden encontrar otras especies acuáticas como e carrizo y el choquito, en las horrillas del humedal se establecieron plantas tolerantes a las altas concentraciones de sal en el suelo como el pino salado, zacate y el yodito.

La Ciénega de Santa Clara realiza las siguientes funciones: recargar los mantos acuíferos, purificación de agua, refugio de especies, criadero de especies las cuales son alimento para los humanos y es ideal para la recreación.

Recomendaciones para los visitantes: no hacer mucho ruido, pues las aves se espantan y no podrán verlas, llevar suficiente agua, el calor alcanza temperaturas de hasta 50 grados centígrados, protegerse del sol al utilizar gorra y protector solar, no jugar con las canoas pues se puede provocar un accidente y levar binoculares para observar mejor la fauna y el paisaje.