/ lunes 5 de noviembre de 2018

El arte no se digitaliza: Julius Wiedemann

El editor de diseño de Taschen habla del declive del libro electrónico

XALAPA, Ver.- La digitalización no ha superado a los libros impresos, sobre todo en el tema del arte y la creatividad. Así lo afirmó Julius Wiedemann, editor ejecutivo de diseño de la editorial Taschen, en entrevista para El Sol de México durante el segundo día de actividades del Congreso Internacional de Diseño 2018 celebrado el pasado fin de semana en la ciudad de Xalapa.

El editor de origen brasileño, define la demanda del libro electrónico como un declive, sin embargo, este tema continúa siendo un reto.

“La digitalización de libros continúa siendo un desafío. Sabíamos que el libro impreso tenía su espacio y el digital estaba estable. En poco tiempo el mercado cambió mucho, después de 2016 hemos tenido tiempo para pensar en el digital pero ya no se está consumiendo tanto como hace 10 años.

“Después de 2016, cambió mucho el mercado, hay una corrección entre el consumo de lo digital y lo impreso. En Taschen nos concentramos sólo en lo impreso, pensamos que el digital tiene un montón de ventajas pero los libros de arte y el tema de áreas creativas no están preparados para lo digital; tener un libro de fotografía en digital es muy diferente a tener uno en impreso el cual ofrece una portada que es linda con una gran resolución”, expresa Wiedemann.

Julius defiende su trabajo y se describe a sí mismo con un curador de libros, que así como en el montaje de una exposición de arte, él rinde homenaje a su contenido en una sola imagen plasmada en su portada, la cual, debe atraer la mirada de las personas. “Como editor y curador de libros tengo la función de mirar el producto, el contenido y lograr que la gente se interese en él”. Con más de 20 años dentro del medio editorial, Wiedemann encontró en el diseño diferentes aspectos que se identificaban con su personalidad.

“Después de revistas y periódicos empecé a trabajar con los libros desde hace 17 años, es un producto interesante es un proceso que se puede refinar. Los libros te dan mucho más libertad, te dan la posibilidad de hacerlo cada vez mejor. En 2001 entré a Taschen y tengo 80 libros editados. El libro tiene que ver con mi personalidad, me encanta tener cosas nuevas, soy curioso te da la oportunidad de hablar y descubrir”.

El proceso de edición comienza desde la lectura del contenido para después generar la ideas que logren que la gente compre el libro. “Hay muchos tipos de libros donde existe una línea que comunica con el lector. Hay que tener reglas, patrones, colores… Se usan tipos de iconografías de acuerdo a la edad y género, tenemos que elegir la foto adecuada, es un trabajo bastante grande”.

El contenido muchas veces no tiene que ver con la portada, “los libros de ficción son más libres, hay una imagen que comunica algo, Jurassic Park ya sabes de qué trata hay imágenes que son distintas, algunas son más conceptuales”.

Para el creativo hacer un libro es como hacer publicidad porque “hacer una publicidad buena es muy fácil, hacer una publicidad muy buena es muy difícil”.

Cuando está listo el libro continúa el siguiente proceso que es ponerlo a la venta lo cual implica toda una estrategia.

“Al ofrecerlo, el proceso inicia desde pensar en crear una zona de curiosidad, la invitación es para que toda la gente utilice su tiempo para leer y pedirle tiempo a la gente hoy es un ejercicio duro.

Por eso hay que darle innovación, una mirada que no exista en su mente al ver una portada, la ejecución, calidad en el color que está en el texto, buena calidad de papel. Finalmente es hacer algo que dure que se quede ahí por mucho tiempo que lo tengas por 30 años o más”, concluye Wiedemann.

XALAPA, Ver.- La digitalización no ha superado a los libros impresos, sobre todo en el tema del arte y la creatividad. Así lo afirmó Julius Wiedemann, editor ejecutivo de diseño de la editorial Taschen, en entrevista para El Sol de México durante el segundo día de actividades del Congreso Internacional de Diseño 2018 celebrado el pasado fin de semana en la ciudad de Xalapa.

El editor de origen brasileño, define la demanda del libro electrónico como un declive, sin embargo, este tema continúa siendo un reto.

“La digitalización de libros continúa siendo un desafío. Sabíamos que el libro impreso tenía su espacio y el digital estaba estable. En poco tiempo el mercado cambió mucho, después de 2016 hemos tenido tiempo para pensar en el digital pero ya no se está consumiendo tanto como hace 10 años.

“Después de 2016, cambió mucho el mercado, hay una corrección entre el consumo de lo digital y lo impreso. En Taschen nos concentramos sólo en lo impreso, pensamos que el digital tiene un montón de ventajas pero los libros de arte y el tema de áreas creativas no están preparados para lo digital; tener un libro de fotografía en digital es muy diferente a tener uno en impreso el cual ofrece una portada que es linda con una gran resolución”, expresa Wiedemann.

Julius defiende su trabajo y se describe a sí mismo con un curador de libros, que así como en el montaje de una exposición de arte, él rinde homenaje a su contenido en una sola imagen plasmada en su portada, la cual, debe atraer la mirada de las personas. “Como editor y curador de libros tengo la función de mirar el producto, el contenido y lograr que la gente se interese en él”. Con más de 20 años dentro del medio editorial, Wiedemann encontró en el diseño diferentes aspectos que se identificaban con su personalidad.

“Después de revistas y periódicos empecé a trabajar con los libros desde hace 17 años, es un producto interesante es un proceso que se puede refinar. Los libros te dan mucho más libertad, te dan la posibilidad de hacerlo cada vez mejor. En 2001 entré a Taschen y tengo 80 libros editados. El libro tiene que ver con mi personalidad, me encanta tener cosas nuevas, soy curioso te da la oportunidad de hablar y descubrir”.

El proceso de edición comienza desde la lectura del contenido para después generar la ideas que logren que la gente compre el libro. “Hay muchos tipos de libros donde existe una línea que comunica con el lector. Hay que tener reglas, patrones, colores… Se usan tipos de iconografías de acuerdo a la edad y género, tenemos que elegir la foto adecuada, es un trabajo bastante grande”.

El contenido muchas veces no tiene que ver con la portada, “los libros de ficción son más libres, hay una imagen que comunica algo, Jurassic Park ya sabes de qué trata hay imágenes que son distintas, algunas son más conceptuales”.

Para el creativo hacer un libro es como hacer publicidad porque “hacer una publicidad buena es muy fácil, hacer una publicidad muy buena es muy difícil”.

Cuando está listo el libro continúa el siguiente proceso que es ponerlo a la venta lo cual implica toda una estrategia.

“Al ofrecerlo, el proceso inicia desde pensar en crear una zona de curiosidad, la invitación es para que toda la gente utilice su tiempo para leer y pedirle tiempo a la gente hoy es un ejercicio duro.

Por eso hay que darle innovación, una mirada que no exista en su mente al ver una portada, la ejecución, calidad en el color que está en el texto, buena calidad de papel. Finalmente es hacer algo que dure que se quede ahí por mucho tiempo que lo tengas por 30 años o más”, concluye Wiedemann.

Justicia

Declinan 13 aspirantes a magistrados anticorrupción

Anteriormente los legisladores dejaron plantados a los aspirantes, por lo que se levantó la sesión previa por falta de quórum

Política

Diputados exhortan a Congreso de BC dejar sin efectos "ley Bonilla"

Los diputados de Baja California aprobaron una reforma para alargar de dos a cinco años la gestión del gobernador electo Jaime Bonilla

Sociedad

Semar descarta daño ambiental por derrame en Guaymas

El Departamento de protección al medio ambiente de la Marina indicó que no se percibieron manchas o restos de ácido sulfúrico dispersas o vertiéndose al mar

Finanzas

Disruptores | Jalecitos: miedo no es fracasar, sino dejar de intentarlo

La plataforma de los hermanos Vélez Sánchez vincula a quienes ofrecen sus habilidades y oficios con los clientes que requieren un servicio

Finanzas

Pemex censura riesgos para refinería Dos Bocas

Una versión abierta del Plan de Negocios de la petrolera considera que los costos y plazos de ejecución de la obra pueden cambiar

CDMX

Avanza conexión de universidades al C5

Son 18 planteles los que han entregado las especificaciones técnicas para realizar este enlace

Finanzas

Pemex retomaría obras en su planta de Tula

El plan tiene su origen desde 2013, cuando se planteó con el propósito de elaborar productos de mayor valor a partir de la conversión de residuales

Sociedad

México dará buenas noticias a Pompeo sobre migración

En un documento de la Cancillería se establece que se redujo en 40 por ciento el flujo migratorio hacia EU

CDMX

Voluntarios de Sentika se concentran en el Centro

La plataforma une a todos los interesados en colaborar en las actividades de constatación de daños e información de necesidades en caso de un sismo o emergencia