/ viernes 14 de agosto de 2020

El guardián de la fotografía

El 19 de agosto se celebra mundialmente a la fotografía, una de las artes mas reconocidas

El 19 de agosto se celebra mundialmente a la fotografía, una de las artes mas reconocidas y con un boom increíble en los últimos años. Durante el siglo XIX, en el año de 1839, Luis Daguerre expuso lo que sería la gran revolución de todo el siglo XIX, XX y XXI, el daguerrotipo: un experimento que permitía capturar imágenes a través de un proceso químico, invento que sería, por decirlo así, la evolución de la pintura.

Una vez que se presentó el daguerrotipo fue la técnica más usada dejando a un lado un poco a pintores quienes se dedicaban a retratar a personajes acaudalados o a quién quisiera inmortalizar su imagen. La fotografía comenzó, entonces, a tener un gran éxito en aquella época y por ende también empezó a profesionalizarse poco a poco.

El daguerrotipo se convirtió en el proceso más práctico para sacar fotografías, pues se requería menos tiempo de exposición a la luz del sol, y podía ser usado casi por cualquier persona. La primera imagen de la que se tiene registro con este proceso fue hecha en 1838 por Daguerre y muestra una calle parisina.

A México, el daguerrotipo llegó sólo seis meses después de haberse inventado. En 1839 desembarcó en el puerto de Veracruz, en donde se realizó la primera “imagen dibujada con luz” en el convento de San Francisco.

Foto: Luis Garduño | ESTO


Se piensa que alrededor de unos 20 años el daguerrotipo fue una técnica utilizada para hacer fotografía, a partir de su presentación al mundo. Después de este invento llegaron otros métodos como el ambro tipo, el fermo tipo y el colodión húmedo. Fue este último el que tuvo un mayor auge comercial entre 1840 y 1847, pues creó la posibilidad de reproducir en serie la misma imagen.

En 1901 los hermanos Valleto, reconocidos fotógrafos mexicanos, montaron el primer estudio fotográfico de la capital porfiriana.

Personajes como John Lloyd Stephens, Frederich Catherwood, Desirée Charnay y Theodore Tiffereau llegaron a México para hacer tomas de paisajes de zonas arqueológicas, vistas de la ciudad y hechos bélicos. Pero no fue sino hasta Durante esta etapa, la fotografía logró destacarse por la multireproducción que tuvo varios usos sociales, además de ser recurso publicitario y método de seguimiento para la construcción de puertos, del Ferrocarril Nacional y de ciertas zonas geográficas distantes de la capital.

Eventualmente, fotógrafos extranjeros, como Abel Briquet, Charles B. Walter, W. Scott y William Henry Jackson, comenzaron a reproducir una visión del folclore mexicano que estaba prohibida: la de los indígenas. Con el movimiento armado de 1910, nuevos temas y diferentes estilos se impusieron en el fotoperiodismo: revolucionarios, “adelitas” y “juanes”, marcaron el encanto fotográfico de la década de los 20.

Foto Alejandro Aguilar | El Sol de México

Como resultado de esta nueva vertiente evolutiva del país, nació una nueva generación de fotógrafos artistas como Manuel Álvarez Bravo y Lola Álvarez Bravo. Para la década de los 30 y 40, en la ciudad de México surge el fotoperiodismo en revistas ilustradas y entre los trabajos más reconocidos de la época están los de los miembros de la familia Casasola, Enrique Díaz Reyna, Enrique Delgado, Luis Zendejas y Manuel García.

No fue sino hasta el movimiento estudiantil de 1968 que la fotografía se convirtió en una herramienta para la denuncia social, los fotorreportajes reforzaban la demanda de un equilibrio frente a las injusticias sociales, económicas y políticas. Gracias a ello, los fotógrafos crearon una década después, con un matiz nacionalista, el Consejo Mexicano de Fotografía, como promotor de diversos encuentros internacionales.

A partir de entonces, la fotografía de la ciudad poseyó un enfoque estético, enfatizando en la creación de imágenes, el montaje de escenarios y la calidad técnica, como se aprecia en el trabajo de Mariana Yampolsky, Graciela Iturbide, Pedro Meyer y Gerardo Suter.

Foto Verónica Salinas | El Sol de la Laguna

"Una fotografía no se captura ni se toma a la fuerza. Se ofrece a sí misma. Es la foto que captas", dijo alguna vez Henri Cartier-Bresson. "Lo que la fotografía reproduce hasta el infinito ha tenido lugar una sola vez: repite mecánicamente lo que nunca se repetirá existencialmente", consideró por su parte Roland Barthes.

El Día Mundial de la Fotografía es una iniciativa del fotógrafo australiano Korske Ara y se celebró por primera vez en 2010, cuando se abrió la primera galería en línea para celebrar el nacimiento de un proceso que facilitó el hacer fotografía: el daguerrotipo. El primer año se apuntaron 250 personas en la web del evento y hoy en día la cifra alcanza más de 500 millones de personas y va en aumento.

En el Día Mundial de la Fotografía, artistas de la lente de todo el mundo manifiestan el amor por la profesión, pero también personas que no se dedican profesionalmente a la fotografía dan muestras de su pasión por esta disciplina que refleja la realidad de una forma muy personal. Porque ser fotógrafo no significa solo tener una cámara y disparar, sino contar una historia, captar un instante irrepetible y trasladarlo al espectador de una forma muy personal.

Foto Roberto Hernández | El Sol de México

Cientos de personas en el mundo hablan de la fotografía hoy en día pues muchos consideran su fin, dado que el video o foto en movimiento gana cada vez más terreno en medios de comunicación y el gusto del publico en general. Personajes como Steve Mc Curry, David La Chapelle, Graciela Iturbide debaten continuamente por descifrar el futuro de la fotografía, sin embargo, es un hecho que miles de personas en el mundo entero disfrutan de hacer foto, no importa si es con un celular o con una cámara fotográfica profesional.

El gusto y la admiración por la fotografía es infinita mientras haya gente dispuesta a captar escenas de la vida cotidiana o paisajes mientras esta de viaje, retratos familiares y muchas otras cosas. La evolución de la fotografía y sus técnicas permiten que éste sea un arte al alcance de todos y no necesariamente de profesionales formados en importantes escuelas de arte.

A pesar de los debates y controversias alrededor de la fotografía ésta posee un papel fundamental en la historia, el registro de hechos y momentos precisos que contaran la historia durante muchos años dado que es una herramienta poderosa que permite entender diversos escenarios de la vida a escala planetaria. Hoy, una foto viaja al otro lado del mundo en cuestión de segundos, antes incluso que nosotros tomemos una taza de café.

Foto Ricardo Reyes | El Sol de Zacatecas

Al igual que una buena lectura de un libro las imágenes fotográficas también nos permiten viajar y conocer otros lugares que quizá jamás habríamos pensado que existen. Sin salir de casa o en la comodidad de un teléfono celular podemos visitar ruinas arqueológicas, reservas ecológicas o tribus. Es por eso que la función y relevancia de la fotografía siempre será un hecho vivo, es decir, se sentirá en cada rincón y nos dibujará cómo será el futuro.

El fotógrafo francés Henri Cartier Bresson solía decir “no me interesa la fotografía sino la vida” mientras que Robert Capa refería “Si tus fotos no son buenas es que no te has acercado lo suficiente". Esto significa que en la fotografía al parecer no existe genero o estilo definitivo, sino que ella misma se va nutriendo de todo a su paso para existir, para ser una de las expresiones del arte más humilde.

Otro debate sobre la fotografía se trata acerca de los creadores de las imágenes que, en ocasiones, es poco valorado y se expresa en la falta de empleos o de retribuciones económicas por su trabajo. La fotografía es una proyecto laboral y por lo tanto, como cualquier empleo, debe ayudar a mantener a las y los creadores de imágenes.

En este sentido la fotografía esta siendo un poco relegada por quienes necesitan servicios de fotografía, como empresarios, medios de comunicación, la industria de la moda, entre otras.

Foto Omar Flores | El Sol de México

En plena pandemia en el mundo por el coronavirus la fotografía esta siendo utilizada como un recurso de documentación para mostrar lo que ocurre en los hospitales, el transporte público, los parques, cines y la pocas cosas que poco a poco vuelven a reabrir después de meses de confinamiento en México, España, Italia y demás países que se confinaron para evitar la propagación del virus.

Teniendo en cuenta lo anterior podemos pensar qué tanto los debates acerca de la posible “extinción” de la fotografía puedan ser reales en el mediano plazo, pues la fotografía es parte fundamental de la vida y una parte innegable de la historia actual y pasada.

Quizá mas que una “desaparición” de la fotografía se trate más bien de una forma diferente de entenderla. Las imágenes además de mostrarnos cosas maravillosas que no conocemos también pueden dañar a las personas. La fotografía que implica retratar a extraños debe ser consciente y respetuosa para evitar malos entendidos.

Foto Flor Guadalupe Nunes | El Sol de Zacatecas

La fotografía de calle no siempre es amable pues las personas muchas veces piensan que su imagen puede ser utilizada de forma negativa y pueda dañar su integridad y reputación. Es en este sentido que la forma en que concebimos las fotografías debe cambiar.

En pleno siglo XXI la sociedad tiende a seguir dañando a los demás y una fotografía puede ser responsable de ello si los creadores de imágenes asi lo desean. Hoy existen algunos problemas que se han ido superando como la homofobia, los asesinatos por guerras o daños colaterales ocasionados por autoridades como policías, el racismo y clasismo. Estos temas deben ser capturados por cámaras fotográficas consientes y con cierta perspectiva de derechos humanos, por ejemplo.

Pero la fotografía no solo es de quién la hace sino de quien la interpreta, es decir de quienes gustan apreciar el trabajo artístico o de naturaleza de los creadores.

Así se van creando redes entre creadores y coleccionistas o quienes aprecian una buena imagen. Estas redes se vuelven importantes para quienes no tiene donde mostrar su trabajo y tienen que recurrir a buscar galerías o paginas web a cambio de algún tipo de remuneración económica, en esencia.

Foto Viridiana Barba | El Sol del Centro

Por un lado, la fotografía muestra diversas realidades, genera emociones, se lee, se disfruta, se vive y por otro lado opina, informa, daña o condiciona las acciones de diversos sujetos en una sociedad. Quienes realizan fotografía de manera profesional o amateur poseen la sensibilidad de retratar la realidad o modificarla en beneficio de intereses distintos a la definición pura de la fotografía: retratar nuestra realidad tal como es.

¿Quién no ha hecho una fotografía? La respuesta es fácil: todo el mundo y quién no necesita honestamente le hace falta eso para vivir de forma plena.

Celebremos pues a la fotografía en su día saliendo a la calle o en nuestra casa o el trabajo y hagamos muchas fotos para inmortalizar la vida como decía Bresson, no es necesario que sean perfectas, sino que nos llenen de felicidad cada que las vemos, cada vez que recordemos que vivimos cada que hacemos o vemos una fotografía.

Nadie es un guardián de la fotografía, todos pueden hacerla para guardar un pedacito de su vida cada que vamos al trabajo, la escuela, el cine o el parque. Que no te de miedo y echa a andar tu imaginación siempre que puedas.

Foto Alejandra Carrizales | El Sudcaliforniano

El 19 de agosto se celebra mundialmente a la fotografía, una de las artes mas reconocidas y con un boom increíble en los últimos años. Durante el siglo XIX, en el año de 1839, Luis Daguerre expuso lo que sería la gran revolución de todo el siglo XIX, XX y XXI, el daguerrotipo: un experimento que permitía capturar imágenes a través de un proceso químico, invento que sería, por decirlo así, la evolución de la pintura.

Una vez que se presentó el daguerrotipo fue la técnica más usada dejando a un lado un poco a pintores quienes se dedicaban a retratar a personajes acaudalados o a quién quisiera inmortalizar su imagen. La fotografía comenzó, entonces, a tener un gran éxito en aquella época y por ende también empezó a profesionalizarse poco a poco.

El daguerrotipo se convirtió en el proceso más práctico para sacar fotografías, pues se requería menos tiempo de exposición a la luz del sol, y podía ser usado casi por cualquier persona. La primera imagen de la que se tiene registro con este proceso fue hecha en 1838 por Daguerre y muestra una calle parisina.

A México, el daguerrotipo llegó sólo seis meses después de haberse inventado. En 1839 desembarcó en el puerto de Veracruz, en donde se realizó la primera “imagen dibujada con luz” en el convento de San Francisco.

Foto: Luis Garduño | ESTO


Se piensa que alrededor de unos 20 años el daguerrotipo fue una técnica utilizada para hacer fotografía, a partir de su presentación al mundo. Después de este invento llegaron otros métodos como el ambro tipo, el fermo tipo y el colodión húmedo. Fue este último el que tuvo un mayor auge comercial entre 1840 y 1847, pues creó la posibilidad de reproducir en serie la misma imagen.

En 1901 los hermanos Valleto, reconocidos fotógrafos mexicanos, montaron el primer estudio fotográfico de la capital porfiriana.

Personajes como John Lloyd Stephens, Frederich Catherwood, Desirée Charnay y Theodore Tiffereau llegaron a México para hacer tomas de paisajes de zonas arqueológicas, vistas de la ciudad y hechos bélicos. Pero no fue sino hasta Durante esta etapa, la fotografía logró destacarse por la multireproducción que tuvo varios usos sociales, además de ser recurso publicitario y método de seguimiento para la construcción de puertos, del Ferrocarril Nacional y de ciertas zonas geográficas distantes de la capital.

Eventualmente, fotógrafos extranjeros, como Abel Briquet, Charles B. Walter, W. Scott y William Henry Jackson, comenzaron a reproducir una visión del folclore mexicano que estaba prohibida: la de los indígenas. Con el movimiento armado de 1910, nuevos temas y diferentes estilos se impusieron en el fotoperiodismo: revolucionarios, “adelitas” y “juanes”, marcaron el encanto fotográfico de la década de los 20.

Foto Alejandro Aguilar | El Sol de México

Como resultado de esta nueva vertiente evolutiva del país, nació una nueva generación de fotógrafos artistas como Manuel Álvarez Bravo y Lola Álvarez Bravo. Para la década de los 30 y 40, en la ciudad de México surge el fotoperiodismo en revistas ilustradas y entre los trabajos más reconocidos de la época están los de los miembros de la familia Casasola, Enrique Díaz Reyna, Enrique Delgado, Luis Zendejas y Manuel García.

No fue sino hasta el movimiento estudiantil de 1968 que la fotografía se convirtió en una herramienta para la denuncia social, los fotorreportajes reforzaban la demanda de un equilibrio frente a las injusticias sociales, económicas y políticas. Gracias a ello, los fotógrafos crearon una década después, con un matiz nacionalista, el Consejo Mexicano de Fotografía, como promotor de diversos encuentros internacionales.

A partir de entonces, la fotografía de la ciudad poseyó un enfoque estético, enfatizando en la creación de imágenes, el montaje de escenarios y la calidad técnica, como se aprecia en el trabajo de Mariana Yampolsky, Graciela Iturbide, Pedro Meyer y Gerardo Suter.

Foto Verónica Salinas | El Sol de la Laguna

"Una fotografía no se captura ni se toma a la fuerza. Se ofrece a sí misma. Es la foto que captas", dijo alguna vez Henri Cartier-Bresson. "Lo que la fotografía reproduce hasta el infinito ha tenido lugar una sola vez: repite mecánicamente lo que nunca se repetirá existencialmente", consideró por su parte Roland Barthes.

El Día Mundial de la Fotografía es una iniciativa del fotógrafo australiano Korske Ara y se celebró por primera vez en 2010, cuando se abrió la primera galería en línea para celebrar el nacimiento de un proceso que facilitó el hacer fotografía: el daguerrotipo. El primer año se apuntaron 250 personas en la web del evento y hoy en día la cifra alcanza más de 500 millones de personas y va en aumento.

En el Día Mundial de la Fotografía, artistas de la lente de todo el mundo manifiestan el amor por la profesión, pero también personas que no se dedican profesionalmente a la fotografía dan muestras de su pasión por esta disciplina que refleja la realidad de una forma muy personal. Porque ser fotógrafo no significa solo tener una cámara y disparar, sino contar una historia, captar un instante irrepetible y trasladarlo al espectador de una forma muy personal.

Foto Roberto Hernández | El Sol de México

Cientos de personas en el mundo hablan de la fotografía hoy en día pues muchos consideran su fin, dado que el video o foto en movimiento gana cada vez más terreno en medios de comunicación y el gusto del publico en general. Personajes como Steve Mc Curry, David La Chapelle, Graciela Iturbide debaten continuamente por descifrar el futuro de la fotografía, sin embargo, es un hecho que miles de personas en el mundo entero disfrutan de hacer foto, no importa si es con un celular o con una cámara fotográfica profesional.

El gusto y la admiración por la fotografía es infinita mientras haya gente dispuesta a captar escenas de la vida cotidiana o paisajes mientras esta de viaje, retratos familiares y muchas otras cosas. La evolución de la fotografía y sus técnicas permiten que éste sea un arte al alcance de todos y no necesariamente de profesionales formados en importantes escuelas de arte.

A pesar de los debates y controversias alrededor de la fotografía ésta posee un papel fundamental en la historia, el registro de hechos y momentos precisos que contaran la historia durante muchos años dado que es una herramienta poderosa que permite entender diversos escenarios de la vida a escala planetaria. Hoy, una foto viaja al otro lado del mundo en cuestión de segundos, antes incluso que nosotros tomemos una taza de café.

Foto Ricardo Reyes | El Sol de Zacatecas

Al igual que una buena lectura de un libro las imágenes fotográficas también nos permiten viajar y conocer otros lugares que quizá jamás habríamos pensado que existen. Sin salir de casa o en la comodidad de un teléfono celular podemos visitar ruinas arqueológicas, reservas ecológicas o tribus. Es por eso que la función y relevancia de la fotografía siempre será un hecho vivo, es decir, se sentirá en cada rincón y nos dibujará cómo será el futuro.

El fotógrafo francés Henri Cartier Bresson solía decir “no me interesa la fotografía sino la vida” mientras que Robert Capa refería “Si tus fotos no son buenas es que no te has acercado lo suficiente". Esto significa que en la fotografía al parecer no existe genero o estilo definitivo, sino que ella misma se va nutriendo de todo a su paso para existir, para ser una de las expresiones del arte más humilde.

Otro debate sobre la fotografía se trata acerca de los creadores de las imágenes que, en ocasiones, es poco valorado y se expresa en la falta de empleos o de retribuciones económicas por su trabajo. La fotografía es una proyecto laboral y por lo tanto, como cualquier empleo, debe ayudar a mantener a las y los creadores de imágenes.

En este sentido la fotografía esta siendo un poco relegada por quienes necesitan servicios de fotografía, como empresarios, medios de comunicación, la industria de la moda, entre otras.

Foto Omar Flores | El Sol de México

En plena pandemia en el mundo por el coronavirus la fotografía esta siendo utilizada como un recurso de documentación para mostrar lo que ocurre en los hospitales, el transporte público, los parques, cines y la pocas cosas que poco a poco vuelven a reabrir después de meses de confinamiento en México, España, Italia y demás países que se confinaron para evitar la propagación del virus.

Teniendo en cuenta lo anterior podemos pensar qué tanto los debates acerca de la posible “extinción” de la fotografía puedan ser reales en el mediano plazo, pues la fotografía es parte fundamental de la vida y una parte innegable de la historia actual y pasada.

Quizá mas que una “desaparición” de la fotografía se trate más bien de una forma diferente de entenderla. Las imágenes además de mostrarnos cosas maravillosas que no conocemos también pueden dañar a las personas. La fotografía que implica retratar a extraños debe ser consciente y respetuosa para evitar malos entendidos.

Foto Flor Guadalupe Nunes | El Sol de Zacatecas

La fotografía de calle no siempre es amable pues las personas muchas veces piensan que su imagen puede ser utilizada de forma negativa y pueda dañar su integridad y reputación. Es en este sentido que la forma en que concebimos las fotografías debe cambiar.

En pleno siglo XXI la sociedad tiende a seguir dañando a los demás y una fotografía puede ser responsable de ello si los creadores de imágenes asi lo desean. Hoy existen algunos problemas que se han ido superando como la homofobia, los asesinatos por guerras o daños colaterales ocasionados por autoridades como policías, el racismo y clasismo. Estos temas deben ser capturados por cámaras fotográficas consientes y con cierta perspectiva de derechos humanos, por ejemplo.

Pero la fotografía no solo es de quién la hace sino de quien la interpreta, es decir de quienes gustan apreciar el trabajo artístico o de naturaleza de los creadores.

Así se van creando redes entre creadores y coleccionistas o quienes aprecian una buena imagen. Estas redes se vuelven importantes para quienes no tiene donde mostrar su trabajo y tienen que recurrir a buscar galerías o paginas web a cambio de algún tipo de remuneración económica, en esencia.

Foto Viridiana Barba | El Sol del Centro

Por un lado, la fotografía muestra diversas realidades, genera emociones, se lee, se disfruta, se vive y por otro lado opina, informa, daña o condiciona las acciones de diversos sujetos en una sociedad. Quienes realizan fotografía de manera profesional o amateur poseen la sensibilidad de retratar la realidad o modificarla en beneficio de intereses distintos a la definición pura de la fotografía: retratar nuestra realidad tal como es.

¿Quién no ha hecho una fotografía? La respuesta es fácil: todo el mundo y quién no necesita honestamente le hace falta eso para vivir de forma plena.

Celebremos pues a la fotografía en su día saliendo a la calle o en nuestra casa o el trabajo y hagamos muchas fotos para inmortalizar la vida como decía Bresson, no es necesario que sean perfectas, sino que nos llenen de felicidad cada que las vemos, cada vez que recordemos que vivimos cada que hacemos o vemos una fotografía.

Nadie es un guardián de la fotografía, todos pueden hacerla para guardar un pedacito de su vida cada que vamos al trabajo, la escuela, el cine o el parque. Que no te de miedo y echa a andar tu imaginación siempre que puedas.

Foto Alejandra Carrizales | El Sudcaliforniano

Justicia

Otorgan última prórroga a Lozoya por caso AgroNitrogenados

El juez fijó el 17 de diciembre como fecha para el cierre de la investigación complementaria

Valle de México

Colapsa Ecatepec ante toma de protesta de Fernando Vilchis

Se han registrado diversos problemas a la circulación vehicular en gran parte del territorio local puesto que los automovilistas no han podido trasladarse a sus centros laborales ni regresar a sus hogares

Sociedad

Ejército ensaya distribución de medicamentos en Nayarit

El pasado mes de noviembre el presidente López Obrador anunció que el Ejército se haría responsable de la distribución de medicamentos

Sociedad

Aprueba Congreso de Tabasco Ley Olimpia

Las modificaciones legislativas van encaminadas a reconocer la violencia digital y sancionar los delitos que violen la intimidad sexual de las personas a través de medios digitales.

Mundo

EU emite alerta de viaje a México por riesgo de Covid-19

Autoridades estadounidenses recomendaron a la población reconsiderar los viajes que se tengan programados a territorio mexicano

Salud

Las personas con dislexia son valiosas ante avance de la digitalización

Sin embargo, los empleadores tienden a infravalorar o ignorar las fortalezas que tienen

Sociedad

Ejército ensaya distribución de medicamentos en Nayarit

El pasado mes de noviembre el presidente López Obrador anunció que el Ejército se haría responsable de la distribución de medicamentos

Justicia

Persecución en San Luis Potosí termina con tres delincuentes muertos y dos policías heridos

Los integrantes de la célula delictiva lograron ser detenidos, mientras que los elementos de seguridad fueron trasladados a un nosocomio

Política

TEPJF definirá hoy el destino de los partidos que perdieron su registro

El partido Fuerza por México se perfila para ser el único que podría reintegrar su registro