/ sábado 16 de febrero de 2019

Concluye la Berlinale con buenas cintas chinas

La cinta Sinónimos del israelita Nadav Lapid obtuvo el galardón Fiscpreci

BERLÍN, Alemania.- Los primeros premios se dieron a conocer el día de ayer. Se trata de los prestigiados trofeos de la críticos -Fipresci- mismos que tradicionalmente se hacen públicos un día anterior de los galardones otorgados por el jurado oficial del certamen.

En la competición fue galardonada Sinónimos del israelita Nadav Lapid sobre un joven que trata de establecerse en Francia para deshacerse de su identidad judía, que él considera ser un estigma.

En la sección Panorama el premio correspondió a Dafne sobre una joven con síndrome down y cómo logra enfrentarlo en su vida diaria. Dirigida por el italiano Federico Bondi.

En la sección Forum se premió a Los niños de la muerte, dirigida por la pareja estadunidense/checa Kelly Copper y Pavol Liska, una película de género con resonancias políticas basada en la novela homónima de la austriaca Elfriede Jelinek, ganadora de Nobel de literatura.

Además, concluyó la competencia con el estreno de la película china Adiós mi hijo, de Wang Xiaoshuai que resultó en el último minuto entre lo más interesante del desigual panorama competitivo de esta Berlinale.

Wang Xiaoshuai regresa a la Berlinale donde su Bicicleta de Beijing ganó en 2001 el Gran Premio del jurado, a la vez que en 2008 su Confiemos en el amor se llevó un Oso de plata por el mejor guion.

En Adiós mi hijo, el director y además coguionista ofrece una compleja crónica familiar a lo largo de cuatro décadas en las que se reflejan algunas de las consecuencias, tanto a nivel político como humano, de las etapas cruciales de la historia china desde lo años ochentas.

Aunque la línea narrativa, tratada en alternancias de flash backs y de flash forwards, pone a veces a dura prueba la atención del espectador, la ambición y lo serio de la realización, ayudada por un excelente conjunto actoral, contribuyen a la creación de un film que convence, crea empatía por los personajes a la vez que ilustra el contexto político/social logrando evitar la trampa del sentimentalismo y de los clichés melodramáticos propios a temáticas de dramas familiares.

Considero que la película atraerá la atención de los jurados y que debería resultar entre los filmes galardonados con algún premio que podría incluso ser desde el mismo Oso de Oro a Mejor Película hasta Osos de Plata para sus actores o el guion.

Si uno se aventura a algunos pronósticos más respecto a los premios del jurado internacional
-presidido esta vez por la célebre actriz francesa Juliette Binoche- algo que la experiencia ha demostrado repetidamente en todos los grandes certámenes de cine que no siempre corresponde a la hora de la hora a la realidad, los filmes que deberían figurar, además de Adiós mi hijo de Wang Xiaoshuai, en varios lugares del palmarés deberían ser, Ondog-El huevo del dinosaurio de su compatriota chino Wang Quan’an, Por la gracia de Dios del francés François Ozon, Dios existe y se llama Petrunya de la Macedonia de norte dirigida por Teodora Mitevska, la coproduccion turco-holandesa Las tres hermanas del realizador Emin Alper y Antología de ciudad fantasma del canadiense Denis Cote.

De lado de los outsiders que podrían dar la sorpresa y colarse en el palmarés tanto por las películas mismas o por sus guiones como por sus elencos, uno mencionaría, basado en las apuntaciones de colegas críticos y no necesariamente a mi apreciación personal, tales títulos como, Yo estaba en casa, pero…de la realizadora alemana Angela Schanelec, La red de los chavos-Piranha del italiano Claudio Giovannesi, Sinónimos del israelita Nadav Lapid y La tierra bajo mis pies de la austriaca Marie Kreutzer.

Una rápida revisión de los filmes aspirantes a premios bastaría para confirmar lo que aquí hemos señalado a lo largo de estas notas: el considerable número de realizadoras y aquel de temáticas femeninas seleccionadas este año por lo menos en competición.

También concluyó Mercado del Film (EFM) donde México tuvo su presencia tradicional a través del stand de Imcine, donde se hizo patente la nueva política de austeridad dictada por el Gobierno Federal y que también afecta el sector cinematográfico.

En el EFM destacó la omnipresencia de las plataformas digitales que compiten en las compras de películas con los distribuidores y compradores privados con clara desventaja para estos últimos.

Nada menos que Netflix, aparte de las compras anunció la producción de tres películas alemanas, otras cinco en España, donde además establece su base de producción europea y la creación de sus oficinas en México con un impresionante número de producciones de series mientras que Amazon Prime anunció la producción de 17 series en siete países.

La edición número 69 de la Berlinale cerró con más de 300 mil espectadores el numero más grande entre todos los certámenes mundiales de cine, un logro más de los muchos que contiene el impresionante legado que deja detrás de si Dieter Kosslick su director desde 2001.

El aniversario número 70 se celebrará bajo el cargo de su nuevo director, el suizo Carlo Chatrian, ex dir ector del festival de Locarno, y tendrá lugar del 20 de Febrero al 1 de Marzo de 2020, a raíz del cambio de fechas de la próxima ceremonia de entrega del Oscar (9 de Febrero de 2020).


BERLÍN, Alemania.- Los primeros premios se dieron a conocer el día de ayer. Se trata de los prestigiados trofeos de la críticos -Fipresci- mismos que tradicionalmente se hacen públicos un día anterior de los galardones otorgados por el jurado oficial del certamen.

En la competición fue galardonada Sinónimos del israelita Nadav Lapid sobre un joven que trata de establecerse en Francia para deshacerse de su identidad judía, que él considera ser un estigma.

En la sección Panorama el premio correspondió a Dafne sobre una joven con síndrome down y cómo logra enfrentarlo en su vida diaria. Dirigida por el italiano Federico Bondi.

En la sección Forum se premió a Los niños de la muerte, dirigida por la pareja estadunidense/checa Kelly Copper y Pavol Liska, una película de género con resonancias políticas basada en la novela homónima de la austriaca Elfriede Jelinek, ganadora de Nobel de literatura.

Además, concluyó la competencia con el estreno de la película china Adiós mi hijo, de Wang Xiaoshuai que resultó en el último minuto entre lo más interesante del desigual panorama competitivo de esta Berlinale.

Wang Xiaoshuai regresa a la Berlinale donde su Bicicleta de Beijing ganó en 2001 el Gran Premio del jurado, a la vez que en 2008 su Confiemos en el amor se llevó un Oso de plata por el mejor guion.

En Adiós mi hijo, el director y además coguionista ofrece una compleja crónica familiar a lo largo de cuatro décadas en las que se reflejan algunas de las consecuencias, tanto a nivel político como humano, de las etapas cruciales de la historia china desde lo años ochentas.

Aunque la línea narrativa, tratada en alternancias de flash backs y de flash forwards, pone a veces a dura prueba la atención del espectador, la ambición y lo serio de la realización, ayudada por un excelente conjunto actoral, contribuyen a la creación de un film que convence, crea empatía por los personajes a la vez que ilustra el contexto político/social logrando evitar la trampa del sentimentalismo y de los clichés melodramáticos propios a temáticas de dramas familiares.

Considero que la película atraerá la atención de los jurados y que debería resultar entre los filmes galardonados con algún premio que podría incluso ser desde el mismo Oso de Oro a Mejor Película hasta Osos de Plata para sus actores o el guion.

Si uno se aventura a algunos pronósticos más respecto a los premios del jurado internacional
-presidido esta vez por la célebre actriz francesa Juliette Binoche- algo que la experiencia ha demostrado repetidamente en todos los grandes certámenes de cine que no siempre corresponde a la hora de la hora a la realidad, los filmes que deberían figurar, además de Adiós mi hijo de Wang Xiaoshuai, en varios lugares del palmarés deberían ser, Ondog-El huevo del dinosaurio de su compatriota chino Wang Quan’an, Por la gracia de Dios del francés François Ozon, Dios existe y se llama Petrunya de la Macedonia de norte dirigida por Teodora Mitevska, la coproduccion turco-holandesa Las tres hermanas del realizador Emin Alper y Antología de ciudad fantasma del canadiense Denis Cote.

De lado de los outsiders que podrían dar la sorpresa y colarse en el palmarés tanto por las películas mismas o por sus guiones como por sus elencos, uno mencionaría, basado en las apuntaciones de colegas críticos y no necesariamente a mi apreciación personal, tales títulos como, Yo estaba en casa, pero…de la realizadora alemana Angela Schanelec, La red de los chavos-Piranha del italiano Claudio Giovannesi, Sinónimos del israelita Nadav Lapid y La tierra bajo mis pies de la austriaca Marie Kreutzer.

Una rápida revisión de los filmes aspirantes a premios bastaría para confirmar lo que aquí hemos señalado a lo largo de estas notas: el considerable número de realizadoras y aquel de temáticas femeninas seleccionadas este año por lo menos en competición.

También concluyó Mercado del Film (EFM) donde México tuvo su presencia tradicional a través del stand de Imcine, donde se hizo patente la nueva política de austeridad dictada por el Gobierno Federal y que también afecta el sector cinematográfico.

En el EFM destacó la omnipresencia de las plataformas digitales que compiten en las compras de películas con los distribuidores y compradores privados con clara desventaja para estos últimos.

Nada menos que Netflix, aparte de las compras anunció la producción de tres películas alemanas, otras cinco en España, donde además establece su base de producción europea y la creación de sus oficinas en México con un impresionante número de producciones de series mientras que Amazon Prime anunció la producción de 17 series en siete países.

La edición número 69 de la Berlinale cerró con más de 300 mil espectadores el numero más grande entre todos los certámenes mundiales de cine, un logro más de los muchos que contiene el impresionante legado que deja detrás de si Dieter Kosslick su director desde 2001.

El aniversario número 70 se celebrará bajo el cargo de su nuevo director, el suizo Carlo Chatrian, ex dir ector del festival de Locarno, y tendrá lugar del 20 de Febrero al 1 de Marzo de 2020, a raíz del cambio de fechas de la próxima ceremonia de entrega del Oscar (9 de Febrero de 2020).


Mundo

"México sí está pagando por el muro", afirma Trump

Durante un mitin en Wildwood, New Jersey, el presidente estadounidense afirmó que pronto se descubrirá este tema

Sociedad

Paristas entregan instalaciones de la Prepa 7

Las instalaciones habían estado tomadas desde el 19 de noviembre pasado

México

Restringen entrada de ONG's a estaciones migratorias

Organizaciones civiles alistan un pronunciamiento conjunto para condenar la medida, la cual calificaron como "preocupante"

Futbol

Inter de Milán ficha al centrocampista Christian Eriksen

Arriba después de más de seis temporadas en el futbol inglés, donde brilló por su capacidad

Sociedad

Durazo corta fondos a las ciudades violentas

Guanajuato, Baja California, Sonora y Chihuahua, estados sumidos en la inseguridad a causa de los grupos criminales, recibieron menos recursos para fortalecer a sus policías municipales

Tenis

Djokovic vs Federer, en semifinales del Abierto de Australia

El serbio volvió a dar un paso de gigante, dejó sin opciones al canadiense Milos Raonic

Futbol

Paulinho Boia listo para reforzar al Cruz Azul

El brasileño tratará de sumar a la máquina y se reporta listo

Mundo

#Data | La díaspora centroamericana no es nueva

Cuando se divide por lustros, el periodo de mayor intensidad fue el de 2005 a 2010, cuando 525 mil centroamericanos salieron de sus países de origen

Mundo

Hombres se unen contra la circuncisión infantil

Hombres protestaron en Florida contra la mutilación infantil, alegan que viola el derecho básico del cuerpo intacto