/ jueves 11 de julio de 2019

La novela negra checa llega a Gijón

El escritor Milos Urban busca tener menos asesinatos sórdidos a través de su obra

Gijón, 10 de julio.- Considerando que la novela negra tiene un gran futuro, el novelista y traductor checo Milos Urban presentó en la XXXII Semana Negra de Gijón su libro Llegó del mar, buscando volver a las raíces y evitar demasiados asesinatos sórdidos y tanta sangre. “La novela negra ha llegado a expresar una brutalidad inmensa, creo que esto se podría disminuir y volver de alguna manera a las raíces”, aseguró.

Urban es uno de los escritores checos más sobresalientes en la actualidad y tiene ya varios libros traducidos al español aunque Llegó del mar es el primero que trae a España la editorial Huso.

Festival de Cine de Guanajuato libra recortes y llega a su edición número 22

En esta novela, una joven no identificada arriba a una playa del sur de Inglaterra, tras lo que parece haber sido una larga travesía a nado, y es incapaz de comunicarse con nadie. Un periodista checo que realiza sus prácticas en un periódico local, y es el único en provocar alguna reacción en la náufraga, acepta ayudar a la policía a resolver el misterio que la rodea.

La identidad de la chica pronto se aclara, pero eso no hace sino aumentar la intriga alrededor de su caso, que pronto deviene en la investigación de un posible crimen, en el que el pasante acabará involucrado más allá de lo que podría resultar aconsejable, tanto profesional como personalmente.

Llegó del mar realiza una profunda y bastante cínica disección de la sociedad británica actual con todos los ingredientes de una novela negra, combinados en una novedosa receta que evade todos los arquetipos del género.

“Este libro es un poquito personal, aunque en realidad todos mis libros tienen algo de personal aunque en cada uno de ellos juego con los géneros. La chica que llega del mar simboliza la Inglaterra vieja, rica y aristocrática que para nosotros los europeos pobres del este es un poco inalcanzable”, compartió el escritor.

Agregó que “este libro mío es un poco diferente de los anteriores, yo quería escribir algo diferente, de repente me dejó de gustar como escribía esos libros de novela negra -nosotros le llamamos gótica-, me di cuenta que había demasiados asesinatos, demasiada sangre y lo quise hacer de forma diferente y resultó todo un reto escribir un libro donde se cometía un único crimen”, resaltó.

Y agrega que “con cada libro mío estoy resolviendo un problema personal, un problema mío, pero con una máscara. Si no escribiera me volvería loco y acabaría en un manicomio, es una psicoterapia clara lo de escribir y de hecho, en otros momentos intenté hacer la psicoterapia clínica y me di cuenta que eso no era lo mío, yo necesito escribir”, aseguró.

Insistió en que la novela negra debería volver al estilo Allan Poe. “Se mataba menos pero había un misterio muy grande, podríamos regresar a los orígenes, a las raíces, ahí yo vería un gran camino”, enfatizó.

El escritor checo, quien presentó su libro en la Carpa del encuentro de la Semana Negra, ubicada en los antiguos astilleros gijoneses, manifestó su entusiasmo de poder compartir con otros colegas y poder intercambiar experiencias de por dónde va la novela negra en distintos lugares del mundo.

También confió en poder seguir publicando en español y que se conozca su obra.

Gijón, 10 de julio.- Considerando que la novela negra tiene un gran futuro, el novelista y traductor checo Milos Urban presentó en la XXXII Semana Negra de Gijón su libro Llegó del mar, buscando volver a las raíces y evitar demasiados asesinatos sórdidos y tanta sangre. “La novela negra ha llegado a expresar una brutalidad inmensa, creo que esto se podría disminuir y volver de alguna manera a las raíces”, aseguró.

Urban es uno de los escritores checos más sobresalientes en la actualidad y tiene ya varios libros traducidos al español aunque Llegó del mar es el primero que trae a España la editorial Huso.

Festival de Cine de Guanajuato libra recortes y llega a su edición número 22

En esta novela, una joven no identificada arriba a una playa del sur de Inglaterra, tras lo que parece haber sido una larga travesía a nado, y es incapaz de comunicarse con nadie. Un periodista checo que realiza sus prácticas en un periódico local, y es el único en provocar alguna reacción en la náufraga, acepta ayudar a la policía a resolver el misterio que la rodea.

La identidad de la chica pronto se aclara, pero eso no hace sino aumentar la intriga alrededor de su caso, que pronto deviene en la investigación de un posible crimen, en el que el pasante acabará involucrado más allá de lo que podría resultar aconsejable, tanto profesional como personalmente.

Llegó del mar realiza una profunda y bastante cínica disección de la sociedad británica actual con todos los ingredientes de una novela negra, combinados en una novedosa receta que evade todos los arquetipos del género.

“Este libro es un poquito personal, aunque en realidad todos mis libros tienen algo de personal aunque en cada uno de ellos juego con los géneros. La chica que llega del mar simboliza la Inglaterra vieja, rica y aristocrática que para nosotros los europeos pobres del este es un poco inalcanzable”, compartió el escritor.

Agregó que “este libro mío es un poco diferente de los anteriores, yo quería escribir algo diferente, de repente me dejó de gustar como escribía esos libros de novela negra -nosotros le llamamos gótica-, me di cuenta que había demasiados asesinatos, demasiada sangre y lo quise hacer de forma diferente y resultó todo un reto escribir un libro donde se cometía un único crimen”, resaltó.

Y agrega que “con cada libro mío estoy resolviendo un problema personal, un problema mío, pero con una máscara. Si no escribiera me volvería loco y acabaría en un manicomio, es una psicoterapia clara lo de escribir y de hecho, en otros momentos intenté hacer la psicoterapia clínica y me di cuenta que eso no era lo mío, yo necesito escribir”, aseguró.

Insistió en que la novela negra debería volver al estilo Allan Poe. “Se mataba menos pero había un misterio muy grande, podríamos regresar a los orígenes, a las raíces, ahí yo vería un gran camino”, enfatizó.

El escritor checo, quien presentó su libro en la Carpa del encuentro de la Semana Negra, ubicada en los antiguos astilleros gijoneses, manifestó su entusiasmo de poder compartir con otros colegas y poder intercambiar experiencias de por dónde va la novela negra en distintos lugares del mundo.

También confió en poder seguir publicando en español y que se conozca su obra.

Justicia

El Koala recibe condena de 14 años por asesinato de Javier Valdez

Heriberto Picos Barraza, alias El Koala aceptó que él fue uno de los que participaron en el homicidio del periodista

Política

Avalan a Ackerman en Cámara de Diputados con solo su CV

El Jurídico de San Lázaro sólo revisó el currículum del esposo de la secretaria de la Función Pública para ratificarlo como consejero técnico electoral

Justicia

Señalan a tres hombres de ordenar muerte de Miroslava Breach

El hijo de José Crispin, El Petío señaló a El Crispin, El Larry y La Cría como los organizadores del homicidio a ma"regalo" de cumpleaños de Alfredo Salazar "El Muñeco"

Sociedad

Sheinbaum pide mantener la calma ante alta probabilidad de coronavirus

Se confirma que un joven de 35 años que estuvo en el norte de Italia dio positivo en el primer tamiz del COVID-19

Sociedad

Aíslan a paciente que dio positivo en primera prueba tamiz de Covid-19

En las siguientes horas se realizará segundo tamiz para corroborar si es portador de la enfermedad

Ciencia

¡Más grande que el Big Bang! Descubren la mayor explosión en la historia del universo

La explosión se detectó en el cúmulo de galaxias de Ofiuco, a 390 millones de años luz de la Tierra

Política

Avalan a Ackerman en Cámara de Diputados con solo su CV

El Jurídico de San Lázaro sólo revisó el currículum del esposo de la secretaria de la Función Pública para ratificarlo como consejero técnico electoral

Sociedad

Jalisciense, entre los nueve mexicanos abordo del Crucero Meraviglia

Son nueve mexicanos los que se encuentran dentro del yate que zarpó en el puerto de Cozumel, Quintana Roo