/ domingo 30 de mayo de 2021

27 años de América Latina sin Onetti

Juan Carlos Onetti fue uno de los escritores del boom latinoamericano que menos reflector recibió y, sin embargo, desde Cortázar hasta García Márquez, todos lo admiraban

El fenómeno mediático del "boom latinoamericano" colocó en el firmamento literario estrellas tan brillantes como Julio Cortázar, Gabriel García Márquez o Mario Vargas Llosa; pero detrás de ellos, titilando suavemente por voluntad propia, brillaba Juan Carlos Onetti.

Originario de Montevideo, Onetti desarrolló toda clase de empleos hasta encontrarse con el periodismo –siguiendo la tradición de varios escritores latinoamericanos– en la de década de 1930. Influenciado por esta primera etapa de su vida, más tarde desarrollaría Santa María, su ciudad imaginaria a medio camino entre el Montevideo de su juventud y Buenos Aires, donde despegó su carrera literaria.

Para 1941 Onetti era secretario de redacción de la revista Marcha en Argentina, donde posteriormente trabajó para la agencia Reuters. Por esa misma época publicaba El Pozo, una de sus primeras novelas, de tintes metaliterarios y que ya mostraba la influencia de William Faulkner que alcanzó su cúspide en La vida breve.

Tras su estancia en Buenos Aires, el escritor volvió a su natal Uruguay para desempeñarse como Director de Librerías Municipales en Montevideo hasta que tuvo que exiliarse en España, huyendo de la dictadura militar que lo encarceló, junto con otros jueces de un concurso literario, por publicar un cuento "pornográfico".

➡️ Muere el poeta Francisco Brines, recién ganador del Premio Cervantes

Foto: Twitter @leabrocha

En esos años que duró su regreso a casa, Onetti inaugura el ciclo de Santa María, con la publicación de La vida breve en 1950. Este espacio imaginario, mal comparado con el Macondo de García Márquez, inspirado por la nostalgia que el escritor sentía por Montevideo y Buenos Aires sería el escenario de la mayor parte de su obra narrativa.

"Las novelas y cuentos de Onetti son las piedras de fundación de nuestra modernidad. A todos sus descendientes nos dio la lección de inteligencia narrativa, de construcción sabia, de inmenso amor a la imaginación literaria", comentó en algún momento Carlos Fuentes, mientras Vargas Llosa afirmaba "los escritores latinoamericanos tenemos una deuda impagable con Onetti."

➡️ Mantente informado en nuestro canal de Google Noticias

Unos años antes de morir, en 1980, inmerso en una vida tirado en cama bebiendo whisky en Madrid, Onetti recibió el Premio Cervantes –un año antes que Borges.

En 1994 Juan Carlos Onetti falleció a causa de las complicaciones del daño hepático provocado por el abuso del alcohol y la mala calidad de vida que llevaba; sin embargo, dejó para América Latina un prosa rica en imaginación, la cual nos muestra constantemente el desdoblamiento autor-narrador y protagonista, así como las recurrentes inquietudes del escritor al construir su propio universo.

El fenómeno mediático del "boom latinoamericano" colocó en el firmamento literario estrellas tan brillantes como Julio Cortázar, Gabriel García Márquez o Mario Vargas Llosa; pero detrás de ellos, titilando suavemente por voluntad propia, brillaba Juan Carlos Onetti.

Originario de Montevideo, Onetti desarrolló toda clase de empleos hasta encontrarse con el periodismo –siguiendo la tradición de varios escritores latinoamericanos– en la de década de 1930. Influenciado por esta primera etapa de su vida, más tarde desarrollaría Santa María, su ciudad imaginaria a medio camino entre el Montevideo de su juventud y Buenos Aires, donde despegó su carrera literaria.

Para 1941 Onetti era secretario de redacción de la revista Marcha en Argentina, donde posteriormente trabajó para la agencia Reuters. Por esa misma época publicaba El Pozo, una de sus primeras novelas, de tintes metaliterarios y que ya mostraba la influencia de William Faulkner que alcanzó su cúspide en La vida breve.

Tras su estancia en Buenos Aires, el escritor volvió a su natal Uruguay para desempeñarse como Director de Librerías Municipales en Montevideo hasta que tuvo que exiliarse en España, huyendo de la dictadura militar que lo encarceló, junto con otros jueces de un concurso literario, por publicar un cuento "pornográfico".

➡️ Muere el poeta Francisco Brines, recién ganador del Premio Cervantes

Foto: Twitter @leabrocha

En esos años que duró su regreso a casa, Onetti inaugura el ciclo de Santa María, con la publicación de La vida breve en 1950. Este espacio imaginario, mal comparado con el Macondo de García Márquez, inspirado por la nostalgia que el escritor sentía por Montevideo y Buenos Aires sería el escenario de la mayor parte de su obra narrativa.

"Las novelas y cuentos de Onetti son las piedras de fundación de nuestra modernidad. A todos sus descendientes nos dio la lección de inteligencia narrativa, de construcción sabia, de inmenso amor a la imaginación literaria", comentó en algún momento Carlos Fuentes, mientras Vargas Llosa afirmaba "los escritores latinoamericanos tenemos una deuda impagable con Onetti."

➡️ Mantente informado en nuestro canal de Google Noticias

Unos años antes de morir, en 1980, inmerso en una vida tirado en cama bebiendo whisky en Madrid, Onetti recibió el Premio Cervantes –un año antes que Borges.

En 1994 Juan Carlos Onetti falleció a causa de las complicaciones del daño hepático provocado por el abuso del alcohol y la mala calidad de vida que llevaba; sin embargo, dejó para América Latina un prosa rica en imaginación, la cual nos muestra constantemente el desdoblamiento autor-narrador y protagonista, así como las recurrentes inquietudes del escritor al construir su propio universo.

Sociedad

La deserción escolar tiene un alto costo

Especialistas coinciden en que es incalculable porque trunca el futuro social y laboral de los estudiantes

CDMX

Van contra turismo sexual en la CDMX

La nueva secretaria de Turismo trabaja contra los feminicidios dentro de hoteles y la trata

Sociedad

Feministas crean el grupo Todas México

Se deslindan de partidos y buscan impulsar políticas para las mujeres a nivel federal, estatal y municipal

Finanzas

#Data Parque veícular no recupera tracción

Antes de la pandemia, cada mes se sumaban al parque vehícular particular de México 108 mil unidades

Política

La Sedena fabricará sus propios cohetes

Para combatir el déficit, la Sedena invertirá en maquinaria para poder fabricarlos en México

Sociedad

La deserción escolar tiene un alto costo

Especialistas coinciden en que es incalculable porque trunca el futuro social y laboral de los estudiantes

CDMX

Van contra turismo sexual en la CDMX

La nueva secretaria de Turismo trabaja contra los feminicidios dentro de hoteles y la trata

Sociedad

Feministas crean el grupo Todas México

Se deslindan de partidos y buscan impulsar políticas para las mujeres a nivel federal, estatal y municipal

Finanzas

Fibra Plus convertirá en bodegas a hoteles, oficinas y plazas impactados por la pandemia

Gustavo Tomé detalla su plan tras la integración con Fibra HD y los ajustes del mercado por la pandemia