/ domingo 16 de octubre de 2016

Lugar mágico, el hallazgo del Templo Mayor

Por Brisa Leticia Arenas Rios

Usted podrá pasar un día inolvidable en medio de un lugar mágico, donde el olor a incienso lo transportará varios siglos atrás. La historia de su hallazgo nos enriquece y brinda una ventana a nuestras raíces, al igual que permite conocer las costumbres y tradiciones del imperio mexica.

El primer vestigio aledaño de esta zona arqueológica fue encontrado en el año de 1914 por el antropólogo Manuel Gamio, a partir de la demolición de un edificio en la calle de Seminario y Santa Teresa (hoy República de Guatemala), en donde descubre la esquina suroeste de la Etapa III del Templo Mayor; a partir de este hallazgo se confirma la ubicación del recinto ceremonial mexica, que desde la época novohispana y con base a crónicas y testimonios se buscaba, ya que se sabía que Hernán Cortés ordenó utilizar los materiales de este centro ceremonial para construir otra ciudad y así acabar con los cultos diferentes a la religión católica.

Te puede interesar: 

El 21 de febrero del año 1978, la Compañía de Luz y Fuerza del Centro hacía excavaciones para colocar cableado subterráneo, al bajar el nivel del piso, un trabajador por accidente golpea una piedra circular con relieve, la compañía se comunica con el Instituto Nacional de Antropología e Historia y descubren que se trataba de Coyolxauhqui (la diosa de la luna); posteriormente, el instituto se da a la tarea de rescatar gran parte de la zona arqueológica que se encontraba enterrada debajo de las calles de República de Guatemala y Argentina.

Son asombrosos los descubrimientos hallados, ya que este templo fue el centro absoluto de la vida religiosa y política de los mexicas; aquí se llevaban a cabo las entronizaciones de los tlatoanis, se reunían las ofrendas sagradas, al igual que los funerales y depósitos mortuorios de los viejos gobernantes.

El Templo Mayor fue la máxima construcción de la ciudad, se encontraba en la capital del imperio, estaba conformada por tres calzadas principales: la de Ixtapalapa que iba al sur, la de Tacuba con dirección al oeste y la del Tepeyac que se dirigía al norte, esto con la intención de los gobernantes para tener más control sobre sus subordinados.

En este centro ceremonial se encuentra un templo doble, formado por una  pirámide trunca, pero de doble escalinata y con un templete en cada esquina frontal de su base; encima hay dos templos, uno dedicado a Tláloc, dios de la lluvia, que está al norte, y el otro a Huitzilopochtli, dios de la guerra, que se ubica al sur.

El recinto se edificó en siete etapas y cuatro ampliaciones, estas construcciones se iban amontonando una sobre otra, de tal forma que la anterior quedaba por debajo, esto ayudó a que se conservaran muchos más detalles de las primeras etapas que de la séptima, ya que hay que recordar que con la llegada de Hernán Cortés se destruyó toda la ciudad; entre otros edificios que podemos encontrar en esta zona arqueológica, está la Casa de las Águilas, el Templo de Ehécatl, Tozpalatl y Calmécac, que era la escuela para los hijos de los nobles mexicas.

No cabe duda que es una muy buena opción para que en compañía de la familia y amigos enriquecernos y aprender de las costumbres, ideología, historia y misticismo que envuelven nuestras raíces.

¿Cómo llegar?

En transporte público la estación del Metro más cercana es Zócalo, de la Línea 2 (azul).

Dirección: Seminario No. 8, Centro Histórico, Del. Cuauhtémoc, Ciudad de México.

Horario: Martes a domingo de 9:00 a 17:00 Hrs.

Costo: $65.00.

Domingos entrada gratuita.

Por Brisa Leticia Arenas Rios

Usted podrá pasar un día inolvidable en medio de un lugar mágico, donde el olor a incienso lo transportará varios siglos atrás. La historia de su hallazgo nos enriquece y brinda una ventana a nuestras raíces, al igual que permite conocer las costumbres y tradiciones del imperio mexica.

El primer vestigio aledaño de esta zona arqueológica fue encontrado en el año de 1914 por el antropólogo Manuel Gamio, a partir de la demolición de un edificio en la calle de Seminario y Santa Teresa (hoy República de Guatemala), en donde descubre la esquina suroeste de la Etapa III del Templo Mayor; a partir de este hallazgo se confirma la ubicación del recinto ceremonial mexica, que desde la época novohispana y con base a crónicas y testimonios se buscaba, ya que se sabía que Hernán Cortés ordenó utilizar los materiales de este centro ceremonial para construir otra ciudad y así acabar con los cultos diferentes a la religión católica.

Te puede interesar: 

El 21 de febrero del año 1978, la Compañía de Luz y Fuerza del Centro hacía excavaciones para colocar cableado subterráneo, al bajar el nivel del piso, un trabajador por accidente golpea una piedra circular con relieve, la compañía se comunica con el Instituto Nacional de Antropología e Historia y descubren que se trataba de Coyolxauhqui (la diosa de la luna); posteriormente, el instituto se da a la tarea de rescatar gran parte de la zona arqueológica que se encontraba enterrada debajo de las calles de República de Guatemala y Argentina.

Son asombrosos los descubrimientos hallados, ya que este templo fue el centro absoluto de la vida religiosa y política de los mexicas; aquí se llevaban a cabo las entronizaciones de los tlatoanis, se reunían las ofrendas sagradas, al igual que los funerales y depósitos mortuorios de los viejos gobernantes.

El Templo Mayor fue la máxima construcción de la ciudad, se encontraba en la capital del imperio, estaba conformada por tres calzadas principales: la de Ixtapalapa que iba al sur, la de Tacuba con dirección al oeste y la del Tepeyac que se dirigía al norte, esto con la intención de los gobernantes para tener más control sobre sus subordinados.

En este centro ceremonial se encuentra un templo doble, formado por una  pirámide trunca, pero de doble escalinata y con un templete en cada esquina frontal de su base; encima hay dos templos, uno dedicado a Tláloc, dios de la lluvia, que está al norte, y el otro a Huitzilopochtli, dios de la guerra, que se ubica al sur.

El recinto se edificó en siete etapas y cuatro ampliaciones, estas construcciones se iban amontonando una sobre otra, de tal forma que la anterior quedaba por debajo, esto ayudó a que se conservaran muchos más detalles de las primeras etapas que de la séptima, ya que hay que recordar que con la llegada de Hernán Cortés se destruyó toda la ciudad; entre otros edificios que podemos encontrar en esta zona arqueológica, está la Casa de las Águilas, el Templo de Ehécatl, Tozpalatl y Calmécac, que era la escuela para los hijos de los nobles mexicas.

No cabe duda que es una muy buena opción para que en compañía de la familia y amigos enriquecernos y aprender de las costumbres, ideología, historia y misticismo que envuelven nuestras raíces.

¿Cómo llegar?

En transporte público la estación del Metro más cercana es Zócalo, de la Línea 2 (azul).

Dirección: Seminario No. 8, Centro Histórico, Del. Cuauhtémoc, Ciudad de México.

Horario: Martes a domingo de 9:00 a 17:00 Hrs.

Costo: $65.00.

Domingos entrada gratuita.

Mundo

Fin del aborto en EU golpea a un país ya dividido

La división en Estados Unidos frente al tema se demostró con las manifestaciones contrarias, que a veces se encontraban debatiendo a los gritos

Sociedad

Con misa darán último adiós a sacerdotes jesuitas asesinados

El templo del Sagrado Corazón de Jesús, sede de la comunidad jesuita en Chihuahua, recibirá por última vez a los hermanos jesuitas

Sociedad

México registra 17 mil 432 casos nuevos de Covid; la cifra más alta en junio

Además se reportaron 42 defunciones, casi el doble que las 24 del día jueves, con lo que se llegó a las 325 mil 511 muertes por el coronavirus

Gossip

Napoleón, firme en su decisión de retirarse de los escenarios

José María Napoleón retoma el tour Hasta siempre y se despide en escenarios de la Ciudad de México, Monterrey, y Guadalajara

CDMX

Policías en CDMX regresaron 104 mil pesos en artículos y dinero extraviados

Aquellos que realizan estos actos son nombrados policías del mes

CDMX

Impugnarán fallo de tribunal electoral sobre presupuesto al IECM

El árbitro electoral viola las constituciones local y federal, su trabajo no es legislar, dice Sheinbaum

CDMX

Denuncian desperdicio de miles de litros de agua en El Caracol de Coyoacán

Vecinos dicen que el líquido proviene de una barranca y va a la coladera

Sociedad

México vierte agua sucia en el río Bravo

La CILA manifestó preocupación por estos desagües, ya que el caudal que nace en la parte norteamericana es usado para el riego de cultivos de maíz y trigo

Finanzas

Empresas europeas apoyan la inclusión

Las compañías suizas han sido pioneras en adoptar políticas corporativas a favor de las personas LGBT+